Sport.es Menú

El Real Madrid se pasea por Eibar

El equipo de Zinedine Zidane castigó con un fútbol veloz la endeble presión del conjunto armero

Benzema, Hazard y Modric camparon a sus anchas. Dos penalties antes del descanso hicieron el resto

El Real Madrid alcanzó el parón liguero con una cómoda victoria ante un Eibar que dio todas las facilidades del mundo.

FICHA TÉCNICA

Laliga Santander

EIB

0-4

RMA

Eibar

Dimitrovic; De Blasis, Arbilla, Bigas, José Ángel; Orellana (Pedro León, 65'), Escalante, Pape Diop (Edu Expósito, 81'), Inui; Kike García (Charles, 81') y Sergi Enrich.

Real Madrid

Courtois; Dani Carvajal, Varane, Sergio Ramos, Mendy; Modric, Casemiro, Fede Valverde (Isco, 72'); Lucas Vázquez (Brahim, 81'), Benzema y Hazard (Vinicius, 72').

Goles

0-1 M.17 Benzema. 0-2. M.20 Sergio Ramos (p). 0-3 M.29 Benzema (p). 0-4 M.62 Fede Valverde.

Árbitro

Cordero Vega (asturiano).

Incidencias

Partido correspondiente a la jornada 13 de LaLiga Santander, disputado en Ipurua, ante 7.045 espectadores.

El conjunto blanco se paseó por Ipurua con un fútbol vertiginoso que castigó la endeble presión local. Hazard, Modric, Fede Valverde, Benzema, Mendy y Lucas Vázquez camparon a sus anchas gozando de espacios para desplegar un fútbol preciso, profundo y efectivo. Fue probablemente el mejor partido en lo que llevamos de temporada del equipo de Zinedine Zidane.

Benzema, con un doblete que le sitúa Pichichi provisional del torneo, Sergio Ramos y Fede Valverde firmaron la segunda goleada consecutiva, tras el 6-0 ante el Galatasaray que alivió la situación clasificatoria de los blancos en la Champions League.

Enseguida se vio que el duelo sería un entrenamiento para el Real Madrid. Solo se llevaban tres minutos, cuando Benzema estrelló un remate en la madera. La acción estaba invalidada por fuera de juego, pero fue el preludio de lo que vendría.

El francés recibió a la espalda de la defensa armera con absoluta facilidad, una situación que se repitió una y otra vez a lo largo del partido. La presión del Eibar no fue esa pesadilla que acaba desquiciando a los rivales que visitan Ipurua. No fue ese rodillo que el curso pasado se llevó por delante al Real Madrid con un contundente 3-0.

Los blancos venían con la lección aprendida y castigaron el atrevimiento de un Eibar al que parecía faltar una marcha, para desesperación de su técnico, José Luis Mendilibar.

Benzema empezó a desequilibrar la balanza con su enésima ruptura al espacio. El francés inició la jugada y la acabó después de varios rechaces que le dejaron el cuero a puerta vacía.

Sin tiempo para reponerse del golpe, De Blasis cometió un penalti sobre Hazard que Sergio Ramos convirtió en el 0-2. Los futbolistas llegaban tarde a todos los balones divididos y así llegó un segundo penalti, tras una zancadilla de José Ángel sobre Lucas Vázquez. Sergio Ramos cedió el lanzamiento a Benzema, que había lanzado el contraataque,

Tal fue la endeblez armera que hasta Hazard se gustó. El belga encaró una y otra vez a De Blasis por banda izquierda, completando alguna cabalgada en la que dejó destellos de su calidad. Mientras, Thibaut Courtois era un espectador más.

El Eibar tiró de orgullo tras el descanso para mitigar la superioridad blanca. Y durante los primeros quince minutos pareció incluso que podía poner en aprietos a Courtois. La falta de argumentos llevó a los locales a la desesperación y devolvió rápidamentte el partido a la misma dinámica del primer período.

El equipo de Zidane volvió a encontrar espacios en la defensa armera y así llegó el 0-4. Internada de Modric por banda derecha y pase atrás para que Fede Valverde anotara su primer gol en la máxima categoría con un latigazo seco desde la frontal del área.

Quedaba casi media hora de lo que en la NBA se conoce como minutos de la basura. Tiempo para Isco, Vinicius y Brahim, tres futbolistas que ya son residuales en los esquemas de Zidane, tuvieran su oportunidad.

El Real Madrid levantó el pie del acelerador para evitar lesiones no deseadas y el Eibar siguió buscando sin éxito el gol del honor. Tal fue el paseo blanco por Ipurua que Cordero Vega no tuvo necesidad de mostrar ni una sola cartulina amarillla. Insólito.

Total, que los blancos alcanzan el parón liguero por selecciones pletóricos y con las aguas calmadas. Habrá que ver si confirma esta dinámica alcista ante rivales de mayor entidad. La Real Sociedad y el PSG examinarán la mejora del equipo de Zidane a finales de este mes de noviembre.

cerrar
Sport

SPORT.es

Descarga gratis la app en tu móvil