Sport.es Menú

Nadie de la Seleçao evitó el incidente de Neymar con el árbitro

Dunga y el coordinador de la Confederación Brasileña de Fútbol (CBF), Gilmar Rinaldi
Dunga y el coordinador de la Confederación Brasileña de Fútbol (CBF), Gilmar Rinaldi | sport

La Confederaçao cometió una cadena de errores en el lío que se montó en el túnel de vestuarios del Brasil-Colombia y que acabó generando un castigo de 3 encuentros (más uno por acumulación de tarjetas), que ha dejado a Neymar fuera de la Copa América.

joaquim piera

El encontronazo entre el delantero, que había visto una roja directa con el encuentro finalizado, y el árbitro chileno Guillermo Osses en el túnel de vestuarios fue absolutamente evitable si varios miembros de la Confederacao hubieran actuado diligentemente y con profesionalidad. Hubo descoordinación, falta de jerarquía y se hizo todo de forma amateur.

Ney fue uno de los primeros jugadores brasileños a retirarse al túnel de vestuarios del estadio Monumental, en Santiago. Su balonazo a Armero originó una tangana, en la que no participó.

Sus compañeros lo sacaron rápidamente del meollo y a posteriori vio la roja directa. James lo intentó calmar en el círculo central. El colombiano lo elogió y le invitó a retirarse. Neymar, cariacontecido, se encaminó  hacia los vestuarios, donde le esperaba un miembro de seguridad de la CBF.

Y allí hubo el error. Según ha podido saber SPORT, el blaugrana, en lugar de enfilar hacia la caseta, se quedó en el túnel durante los más de cinco minutos en que tardó en calmarse los ánimos en el terreno de juego. Había miembros de seguridad de la CBF, pero nadie evitó el encontronazo con el colegiado.

El ambiente estaba muy caldeado y Neymar iba muy caliente por las patadas recibidas y por la cartulina roja final. Fue allí cuando presuntamente el blaugrana  insultó al colegiado. “Quieres hacerte famoso a mi costa, hijo puta”, reflejó el acta. Fuentes de la Confederaçao han asegurado que Neymar solo sujeto al árbitro chileno por el brazo y que en ningún caso intentó agredirle o cogerle por la pechera como se ha publicado.

¿Por qué no se llevaron a Neymar al vestuario? A sus compañeros les faltaron reflejos. El cuerpo técnico de la canarinha destacado a Chile está conformado por 31 personas. Nadie tuvo la idea de evitar el conflicto y decirle a Ney que se fuera al vestuario.

En este aspecto llama la atención que, por ejemplo, no actuase tirando de galones, el coordinador de selecciones, Gilmar Rinaldi, que se sienta en el banquillo todos los partidos y que fue un portero de una dilatada trayectoria, siendo reserva en el Mundial 94.

Los fallos de seguridad fueron latentes. El máximo responsable es el coronel Moacyr Alconforado, que se estrena cargo en un torneo internacional. Había estado y en la Copa de las Confederaciones 2013 y en el Mundial 2014, pero siempre teniendo un superior. Hasta la fecha, coordinaba la seguridad de la Granja Comary, el centro de entrenamiento de la CBF en la ciudad de Teresópolis (CBF).

Tiempo atrás había participado del Instituto de Asistencia al Fútbol Brasileño (IAFB), un órgano de la CBF para financiar actividades deportivas para niños carentes en Río de Janeiro y que tuvo que cerrar las puertas por un escándalo de desvío de fondos.

SIN ARREPENTIMIENTO

Durante los más de 10 años que Rodrigo Paiva ejerció de director de comunicación de la CBF, aprovechó su proximidad con los cracks brasileños para asesorarles de lo que decir ante la prensa en situaciones delicadas. El nuevo jefe de prensa de la Seleçao, Vinicius Rodrigues, no tiene la misma influencia en el vestuario.

Neymar, en la única comparecencia con los medios de comunicación tras los incidentes ocurridos, asumió la responsabilidad de lo sucedido, pero, en ningún momento mostró arrepentimiento o pidió perdón, lo cual podría haber servido de atenuante cuando fue juzgado por el Comité de Disciplina de la Conmebol.

cerrar
Sport

SPORT.es

Descarga gratis la app en tu móvil