Sport.es Menú

El Borussia M'Gladbach retoma el liderato de la Bundesliga tras derrotar al Friburgo

Los de Marco Rose fueron superiores, pero no supieron rematar el partido hasta el segundo tiempo

Embolo, con un doblete y una asistencia, fue el claro protagonista de un combinado que está de dulce

Herrmann celebra su gol ante el Friburgo
Herrmann celebra su gol ante el Friburgo | EFE

El Borussia Mönchengladbach se coloca de nuevo líder de la Bundesliga tras derrotar al Friburgo por 4-2. Los locales no dan opción al Redbull Leipzig para encabezar la clasificación, tras su sufrida victoria ante el Paderborn (2-3).

Sport.es

FICHA TÉCNICA

Bundesliga

MON

4-2

FRE

Borussia M'Gladbach

Sommer; Lainer, Jantschke, Elvedi, Bensebaini; Neuhaus, Zakaria, Benes (Kramer, 65'); Herrmann, Embolo (Pléa, 84') y Thuram (Hofmann, 89').

Friburgo

Flekken; Schlotterbeck (Sallai, 56'), Gulde (Chang-Hoon, 72'), Heintz; Schmid (Frantz, 90'), Koch, Hofler, Gunter; Haberer, Holer y Petersen.

Goles

1-0 M.3 Thuram; 1-1 M.6 Schmid; 2-1 M.46 Embolo; 3-1 M.51 Herrmann; 3-2 M.58 Holer; 4-2 M.71 Embolo.

Árbitro

Felix Zwayer. TA: Herrmann, Benes, Jantschke / Heintz

Incidencias

Borussia-Park. 51.080 espectadores

El conjunto dirigido por el exfutbolista Marco Rose ha superado con claridad al sexto clasificado, un Friburgo que le complicó el partido en el primer tiempo pero que no pudo detener el buen momento de los locales en la segunda mitad.

Los blancos no tardaron en abrir el marcador, por medio de Marcus Thuram, el hijo del exfutbolista francés. El extremo aprovechó una mala atajada del portero rival tras una falta lejana. Sin embargo, un Friburgo que está realizando también una gran temporada no se arrugó y puso la réplica al cabo de tres minutos, con un golazo de libre directo de Jonathan Schmid, imposible para Sommer.

Pese a que los locales fueron los dominadores del juego durante todo el encuentro, el Friburgo resistió y se llegó al descanso con tablas en el luminoso.

Las cosas cambiaron radicalmente en la segunda parte. La efectividad del Gladbach, frustrada en la primera mitad, obtuvo su recompensa en la segunda. Tras cinco minutos de juego, los locales fueron capaces de marcar dos goles y fallar un penalti. El 2-1 fue de Embolo, que culminó el pase de la muerte de Herrmann, y el tercero fue con los papeles intercambios, con el alemán anotando tras asistencia del suizo.

Los visitantes, despistados tras el descanso, intentaron reaccionar con otro tanto a balón parado, con un remate en boca de gol del ariete Holer. Aún así, pese a ir ganando por la mínima, los de Marco Rose remataron el partido y su gran imagen mostrada a falta de veinte minutos, con otro tanto del suizo Embolo, que certificó el liderato de los suyos.

cerrar
Sport

SPORT.es

Descarga gratis la app en tu móvil