Sport.es Menú

La fe de Busquets da el triunfo a un Barça desconocido

Sergio Busquets celebra su decisivo gol en el Valencia-Barça en el tiempo de descuento
Sergio Busquets celebra su decisivo gol en el Valencia-Barça en el tiempo de descuento | sport

Un gol de Sergio Busquets en el tiempo de descuento le dio al Barça la victoria y los tres puntos en un partido tremendo, intenso, de ida y vuelta, y en el que los blaugrana ofrecieron una imagen desconocida. El fútbol directo de Luis Enrique llegó a convertirse en agónico en Mestalla y Claudio Bravo primero y Sergio Busquets después, firmaron el 0-1. Pese a todo, queda mucho por reflexionar.

JUAN MANUEL DÍAZ

FICHA TÉCNICA

LIGA BBVA

VALENCIA CF

0-1

FC BARCELONA

Valencia CF

Alves, Barragán, Mustafi, Otamendi, Gayà; Javi Fuego, Parejo (c) (Filipe Augusto, 83'), A. Gomes; Feghouli, Negredo (Alcácer, 81') y Rodrigo (De Paul, 72').

FC Barcelona

Bravo; Alves, Piqué, Mathieu (Rakitic, 68'), Alba; Busquets, Mascherano, Xavi (c) (Rafinha, 79'); Luis Suárez (Pedro, 79'), Messi y Neymar.

Gol

0-1, Busquets, 90+ 4. Centro de Messi desde la derecha, Neymar remata de cabeza; Diego Alves rechaza y el balón le cae a Busquets que lo empuja a la red.

Árbitro:

David Fernández Borbalán (Comité Andaluz). Mostró tarjetas amarillas a Mathieu (8') por una entrada sobre Negredo; a Piqué y Barragán (20') por protestar una jugada entre Neymar y Otamendi; a Mustafi (26') por una patada a Neymar; a Jordi Alba (28') por una plancha a Feghouli; a Rodrigo (60') por una entrada a Busquets; y a Messi (90+4) por pérdida de tiempo.

Incidencias:

Estadio de Mestalla, unos 49.000 espectadores.

Luis Enrique volvió a sorprender con suonce inicial; no ya porque, una vez más, difería respecto al que se midió al APOEL en la Champions. Sobre todo porque incorporó en el once a Mascherano y Busquets en el centro del campo junto a Xavi Hernández. Ausente por lesión Iniesta, el sacrificado fue, de nuevo, Ivan Rakitic.

Fue un Barça con una imagen y un estilo distintos a los que se le atribuyen, por mucho que Luis Enrique se empeñe en asegurar que juegan el mismo fútbol del último lustro. Piqué y Mascherano se encargaron de iniciar el juego; Busquets, adelantado a la posición del interior derecho, estuvo más pendiente de proteger las espaldas a Messi y Alves que de iniciar el juego y ahogar las contras rivales.

 Messi y Xavi no tuvieron opciones de entrar en juego de manera permanente. En un Barça más directo y vertical que nunca y con muchos futbolistas desubicados, el argentino no llegó a disparar a puerta antes del descanso; y el vallesano apenas pudo administrar el balón.

PRIMERO PEGA EL VALENCIA

Con un Valencia armado para contragolpear, el partido se convirtió en un duelo de ida y vuelta. Una apuesta que beneficiaba a Nuno. De hecho, fue su equipo el primero en tener una ocasión clara (11'), tras una maniobra de Rodrigo quien, partiendo de la banda izquierda, acabó lanzando un disparo al que Claudio Bravo respondió con una excelente mano.

Tres minutos después, llegaba la réplica del Barça. Piqué enviaba un balón en largo al área que Neymar bajó de forma magistral y dejó atrás para que Luis Suárez disparara de primeras. El uruguayo no ajustó su chut y Diego Alves despejó de manera espectacular el balón cuando se cantaba el gol.

En una de las contadas ocasiones en las que Leo Messi pudo entrar en juego (19'), realizó un slalom que acabó con un pase profundo para Neymar. Otamendi llegó antes que el brasileño y despejó a córner; el asunto acabó en una trifulca colectiva después de que 'Ney' respondiera a un comentario del valencianista con un ligero cabezazo que su rival exageró teatralmente. 

BALÓN SIN IDEAS

El Barça mantenía la posesión pero no trenzaba juego y los contragolpes del Valencia se iban convirtiendo en más peligrosos. Piqué sacó con un balonazo un remate de cabeza de Feghouli (39'), pero fue André Gomes quien dispuso de las dos mejores ocasiones: A los 34 minutos con un tiro desde la frontal, con mucha rosca, que salió desviado por muy poco; y en un contragolpe fulgurante conducido por Negredo y Rodrigo en el tiempo de descuento. El portugués, tras regatear a Claudio Bravo, estrelló el esférico en el exterior lateral de la red de la portería.

El Barça, pese a alguna tímida arrancada de Neymar desde la banda izquierda y un par de apariciones de Busquets y Alves en el área, se había quedado sin ideas en la recta final aunque tenía la posesión del balón.

PELIGRO

Las cosas no fueron mejor para el Barça tras el descanso. El Valencia salió en tromba, decidido a aprovechar el desbarajuste blaugrana. Sus contras desnudaron una y otra vez a la zaga blaugrana. Negredo remató solo, de cabeza, dentro del área (54') y Piqué sacó bajo los palos un remate del madrileño, esta vez con el pie, tras un córner (60').

Es cierto que el Barça tuvo su oportunidad por medio de Luis Suárez (57'). Fue tras un envío de Mascherano desde la frontal para rl uruguayo quien, tras una salida en falso de Diego Alves, se revolvió y remató fuera cuando ya se cantaba el gol. 

RECTIFICA LUIS ENRIQUE

Luis Enrique se decidió a reordenar el equipo y retiró a Mathieu para que Rakitic se situara en el centro del campo y Mascherano se retrasara al eje de la defensa junto a Piqué. Justo antes, Fernández Borbalán había anulado un gol legal a Luis Suárez por un fuera de juego inexistente.

La réplica fue espectacular pues en la jugada siguiente, Claudio Bravo le sacó el gol a Feghouli en un mano a mano espectacular; y en el minuto 63' el meta chileno desvió de nuevo de manera espectacular un disparo de Negredo.

El técnico del Barça le dio una nueva vuelta de tuerca al equipo incorporando a Rafinha y Pedro en lugar de Xavi y Luis Suárez. Luis Enrique retiraba talento para ordenar sus líneas y, sobre todo, para tomar aire.

DESPUÉS DE BRAVO, BUSQUETS

El Barça tuvo más ocasiones en los tres minutos del descuento en la última media hora. Con las piezas mejor colocadas y una fe inqebrantable -eso está en el haber de Luis Enrique- el barça redobló sus esfuerzos hasta que se abrió la portería de Diego Alves.

Fue tras una de las pocas apariciones clarividentes de Messi en Mestalla. Leo desbordó por la banda derecha y centró al área. Diego Alves rechazó en primera instancia el remate de cabeza de Neymar, pero Busquets lo cazó y lo empujó a la red.

El Barça conseguía una de esas victorias que rearman moralmente al equipo; nadie había vencido hasta ahora en Mestalla (5 victorias y un empate para el Valencia). Y evita perder terreno respecto al Real Madrid en la clasificación. Pese a todo, es indudable que Luis Enrique tiene mucho que reflexionar, vista la primera hora de juego.

 

 

cerrar
Sport

SPORT.es

Descarga gratis la app en tu móvil