Sport.es Menú

Valverde se 'carga' al once de gala

A día de hoy resulta prácticamente imposible recitar un once tipo. La competencia interna es altísima y el equipo se beneficia de ello

Semedo o Roberto, Arturo Vidal o Arthur y Dembélé o Coutinho, las tres grandes disyuntivas

Valverde analiza el empate en Huesca con las múltiples rotaciones | Perform

A estas alturas de la temporada Valverde no cuenta con un once de gala totalmente definido. Y seguramente sea esta la mejor noticia para el Barça. En los últimos años se ha echado de menos cierta competencia interna para mantener el nivel cuando los titulares han sufrido un bajón o se han lesionado, algo que sí se está dando en la presente campaña. Solo Ter Stegen, Piqué, Jordi Alba, Busquets, Rakitic, Messi y Luis Suárez son inamovibles, por rendimiento, por caché y por trayectoria. Los otros cuatro puestos del once quedan a merced de la meritocracia.

El de Lenglet es el ejemplo perfecto. El galo aprovechó los minutos desde el primer segundo y se ha instalado en el equipo tipo, desbancando a un lesionado Umtiti, todavía hoy mermado por sus problemas de rodilla. Nadie duda, no obstante, de que si 'Big Sam' recupera el tono habrá una férrea puja entre los dos franceses por acompañar a Piqué. Igual que a Umtiti le sirvió la figura de Mascherano para no relajarse, a Lenglet le sirve la de Umtiti para seguir afrontando cada partido como si fuera su única oportunidad.

Valverde no tiene un once de gala totalmente definido, lo que habla bien del fondo de armario culé | SPORT.es

Entre Semedo y Sergi Roberto tampoco hay crédito que valga. Los números lo confirman: 2.450 minutos para el luso y solo 150 más para el catalán. Y aunque pueda existir la impresión de que los partidos grandes son para el de Reus, no es así, ya que el ex del Benfica fue titular en Mestalla, en San Mamés, en el Wanda, en Wembley frente al Tottenham, en Lyon y, recientemente, en Old Trafford. De hecho, en algunos encuentros han llegado incluso a jugar juntos, actuando Roberto en el centro del campo.

Jugador Minutos disputados
Sergi Roberto 2.598
Semedo 2.455

Busquets y Rakitic tampoco tienen socio fijo en la medular. Por estilo y por edad, Arthur tiene mucho más recorrido en el club que Arturo Vidal. Sin embargo, el brasileño ha bajado sus prestaciones justo cuando el chileno atraviesa su mejor momento desde que llegó a Can Barça. Arthur ha completado brillantes actuaciones -por ejemplo en Wembley- pero las ha alternado con otras no tan convincentes, mientras que el ex del Bayern viene mostrando cada vez más hambre por irrumpir en el equipo del gala. Igual que en el carril derecho, una de las claves del buen rendimiento de estos jugadores es el alto grado de competencia interna. Dicho en otras palabras, está prohibido bajar la guardia.

Jugador Minutos disputados
Arthur 2.149
Arturo Vidal 2.042

Arriba, Neymar sigue sin tener un sustituto claro. Coutinho tomó la plaza nada más llegar, Dembélé se la arrebató a principios del presente curso y ahora cuesta colocar a uno por delante del otro. Es cierto, eso sí, que el ex del Liverpool ha podido reabrir el debate 'gracias' a las inoportunas lesiones del galo cuando mejor estaba. Durante varias semanas, coincidiendo con los dos Clásicos, Dembélé estuvo especialmente acertado y 'Cou', condenado a la suplencia, entró en depresión futbolística. No es que el brasileño esté ahora como cuando llegó, pero en los últimos encuentros ha ido a más. En Old Trafford ofreció una buena versión y todo apunta a que se mantendrá en el once en el partido del martes.

Jugador Minutos disputados
Coutinho 2.832
Dembélé 2.271

El hecho de que resulte tan complicado recitar un once de gala de memoria es mérito de un Valverde experto en 'recuperar' a jugadores para la causa -Malcom ha sido el último en subirse al carro-. El 'Txingurri' tenía claro que no lograría los objetivos con solo 12 o 13 titulares y se ha encargado de equilibrar los minutos entre la clase media de la plantilla. Todo con el objetivo de tener un fondo de armario rodado y con ritmo competitivo para el tramo decisivo del curso. Años atrás, la baja de cualquier titular en un encuentro clave era un drama porque el 'suplente' apenas había tenido protagonismo. Ahora, la línea entre la titularidad y la suplencia es mucho más difusa. Y como dice el tópico, las 'vacas sagradas' ganan partidos pero los títulos se conquistan con al menos 16 o 17 jugadores capaces de dar la talla cuando sea y contra quien sea. 

cerrar
Sport

SPORT.es

Descarga gratis la app en tu móvil