Sport.es
Sport.es Menú

Víctor Tomás: "Marcar 500 goles siempre con el Barça es para estar orgulloso"/

Víctor Tomás
Víctor Tomás | sport

Víctor Tomás, capitán del Barça Lassa de balonmano, puede alcanzar el próximo sábado la barrera de los 500 goles en la Liga de Campeones si suma tres tantos en el Palau Blaugrana frente al Kolding danés.

EFE

"Para mí será algo importante llegar a ese medio millar de goles. Aún así, lo más importante y de lo que me siento orgulloso es que los he logrado todos vistiendo la camiseta del Barça", ha dicho el jugador azulgrana, que ha reconocido que "viendo los más de mil que lleva Kiril (Lazarov), mi marca se queda pequeña".

A sus 30 años, Víctor Tomás cumple su decimotercera temporada en la máxima competición europea y se convertirá en el tercer máximo goleador en la historia de la competición, después de Kiril Lazarov (1.019 tantos) y su excompañero Shiarhei Rutenka (862).

Su primer encuentro de Liga de Campeones fue en la pista del Magdeburgo alemán, el 8 de noviembre de 2003, y no marcó ningún gol. El primero lo lograría el 16 de noviembre de ese mismo año en la pista del Vardar Skopje, y fueron dos tantos en la victoria azulgrana 27-35.

Aunque la Federación Europea (EHF) hace el seguimiento de los goleadores, en algunas temporadas hay lagunas. En el caso de Lazarov, no se contabilizaron dos campañas.

Víctor Tomás tiene un secreto y se llama Carlos Tomás, su padre: "Desde que empecé ha ido sumando siempre los goles que he ido marcado".

"Tanto mi padre, que es un gran aficionado al balonmano, como a mi madre les gusta venir a verme a todos los partidos en el Palau y han viajado también a partidos de Liga de Campeones, además de ver balonmano europeo en la cadena de la EHF TV, y ha ido contabilizando mis goles partido tras partido en todas las competiciones", ha añadido.

El barcelonista reconoce que personalmente no lleva la cuenta de los goles que ha marcado y tampoco le da más importancia a unos o a otros. "Lógicamente -añade- los que he marcado en las tres Ligas de Campeones que he ganado son los más importantes, pero no tengo ninguno en especial".

Cuando se le recuerdan los tres que marcó en la final, entonces a doble partido, frente al Ciudad Real en el Palau y que acabó con victoria azulgrana por 29-27 tras un gol de penalti de Iker Romero (28-27 en la ida), Víctor Tomás puntualiza que "en esos momentos yo era el lanzador de penaltis, pero había fallado el cuarto que lancé y llegó el quinto y fue Iker el encargado de lanzarlo".

La Liga de Campeones de la temporada 2009-10 fue amarga para el equipo barcelonista por la derrota sufrida en la final ante el Kiel (34-36 ), pero también la mejor de Víctor Tomás en el aspecto goleador, ya que obtuvo 77 tantos.

"El haber logrado esa cifra y perder la final -ha dicho- hace que pienses que todo eso no sirvió de nada al equipo, pero en el fondo también piensas que has hecho todo lo que has podido. Por esto afronto el llegar a los 500 goles con ilusión, porque con el paso del tiempo valoras lo logrado".

cerrar
Sport

SPORT.es

Descarga gratis la app en tu móvil