Xavi abrió la ventana y todos se suben al carro

Xavi abrió la ventana y todos se suben al carro

Albert Masnou

Subdirector de SPORT

Xavi Hernández, durante el clásico del Bernabéu
Xavi Hernández, durante el clásico del Bernabéu | Valentí Enrich

La llegada de Xavi Hernández ha sido un soplo de aire nuevo para el Barcelona. El club ha encontrado un camino en el que las decisiones deportivas acaban teniendo un valor predominante que acaba repercutiendo en todas las otras áreas. 

Xavi tiene las ideas claras y lo primero que ha hecho ha sido convencer a todos los jugadores para seguir su estela. O subirse a la ‘xavineta’ como dirían algunos. Xavi ha abierto las ventanas del vestuario, intoxicado por las rencillas aparecidas en los últimos meses, o incluso años. Unos tiraban por un lado y otros por otro; las diferencias de edades eran enormes y la sintonía a veces no era muy estrecha... Xavi se encontró con un vestuario tocado, sin moral, asqueado... 

A través del fútbol, de su manera de entender este deporte, de su sentido de la disciplina, de sus dinámicas de grupo impuso una nueva ley que ahora todos respetan. Había un factor que jugaba a su favor: muchos han mamado un estilo de juego similar (los neerlandeses, los de la cantera o los que desde fuera admiraron el estilo Barça). 

Quienes más pronto se unieron a este ideario fueron los más veteranos, apodados ‘vacas sagradas’ cuando las cosas van bien o viejos cuando van mal. Piqué se centró en el fútbol y recobró la ilusión, a Busquets le crearon un entorno en el que sí puede brillar y demostrar que no acusa la edad y Alba también puso todo su empeño y espíritu competitivo para dar lo mejor de sí.

Convencidos los tres capitanes, los otros se unieron a la causa con suma facilidad. Alves le debe todo a Xavi, por lo que se subió al carro desde el minuto 1, los jóvenes canteranos vieron en el técnico a alguien capaz de imponer el estilo que han mamado desde pequeños.... Y así todo el equipo. 

Laporta también lo ha visto como una salvación porque sus primeros meses en el club fueron un tormento y ahora ve, al menos, que la pelota entra y puede centrarse en la principal preocupación que debe tener su equipo: aumentar el capítulo de ingresos porque los sponsors brillan por su ausencia. Spotify es el primero que llama a la puerta y ahora se plantea CVC y la venta de Barça Studios para equilibrar el patrimonio neto, que hoy es negativo de 450 millones.

LaLiga admite un déficit en el Barça de 144 en la masa salarial y hay que reconducir esta situación económica para poder fichar en verano, que es la manera de darle munición a Xavi para hacer un equipo todavía más competitivo de cara a la próxima temporada. Y si el equipo es competitivo, los ingresos acabarán llegando. De momento, con Xavi, se ha dado un primer paso. Ahora toca al resto seguir el ejemplo.

cerrar
Sport

SPORT.es

Descarga gratis la app en tu móvil