Previa del grupo D de la Eurocopa: Inglaterra, a reciclar el 'it's coming home'

Los de Gary Southgate buscarán ganar la primera Euro de su historia

Croacia, Escocia y República Checa, sus oponentes de grupo

Kane, figura de los Three Lions para la Euro
Kane, figura de los Three Lions para la Euro | EFE

Arnau Montserrat

Inglaterra, cuna del fútbol, no tiene precisamente un palmarés internacional para tirar cohetes. Nunca ha ganado una Eurocopa. Ojo, tienen un Mundial, el de 1966 que precisamente se jugó en su casa. Durante la Copa del Mundo de Rusia, donde fueron semifinalistas, se volvió moda el lema ‘it’s coming home’. Vuelve a casa, traducido al español. No fue así.

De hecho, el ‘it’s coming home’ es una de las frases que acompañó a los ingleses en la Eurocopa de 1996, extraída de una canción satírica. Para la presente Eurocopa el lema se puede reciclar. La generación de futbolistas que tienen los ‘three lions’ es envidiable y sin duda es una de las selecciones favoritas para llevarse la corona en la presente edición.

Ven en 2021 la oportunidad ideal para romper el maleficio que les persigue en la máxima competición del viejo continente a nivel de selecciones. No ha iniciado bien el camino para los de Southgate que ya han perdido a su primera pieza. Arnold cayó lesionado y se la pierde.Entrenador: Gary Southgate. La selección ha sido su única experiencia como técnico. Primero en la Sub-21 y desde 2016 con la absoluta.

Figura: Harry Kane. El abanderado de los ‘lions’. 34 goles en 53 partidos con la selección. Que no le despiste su futuro incierto en el Tottenham.

Once tipo: Pickford; Trippier, Maguire, Stones, Chilwell; Henderson, Rice; Sancho, Mount, Rashford; Kane.

Modric sigue siendo el líder

Luka Modric es incombustible. A sus 35 años ha completado un año más que notable con el Real Madrid y sigue siendo la pieza fundamental de Croacia, los subcampeones del mundo. Nadie daba un duro por ellos en el pasado Mundial de Rusia 2018 y se plantaron en la gran final donde cayeron con Francia. La obra de arte vino creada por un Zlatko Dalic que llegó al banquillo de los ajedrezados en 2017.

Quieren repetir o acercarse a la gesta rusa. Para ello, los retoques han sido pocos. Algunos obligados como la retirada de Ivan Rakitic en el centro del campo que ha dejado un vacío difícil de recuperar. En la medular cuentan con el recién campeón de la Champions League, Kovacic.

En zona de ataque con buena pólvora. Perisic del Inter, Rebic del Milan o Kramaric del Hoffenheim. Además de Modric, Croacia tiene otros dos integrantes de LaLiga. Se tratan de Vrsaljko, lateral del Atlético de Madrid y de Ante Budimir, delantero del Mallorca que ha brillado cedido en el Osasuna.

Entrenador: Zlatko Dalic. El técnico le bastó un año al frente de los croatas para llevarlos a la final del Mundial de Rusia. El logro de su carrera.

Figura: Luka Modric. Actuaciones como las que hizo en el Mundial de 2018 le valieron para llevarse el Balón de Oro. Con 135, es el jugador con más partidos.

Once tipo: Livakovic; Vrsaljko, Lovren, Vida, Barisic; Brozovic, Modric, Kovacic; Brekalo, Kramaric, Perisic.

La base está en el West Ham

República Checa, pese a ser una habitual en la Eurocopa, ha pasado tiempos mejores donde incluso ganaron, bajo el nombre de Checoslovaquia, la Eurocopa de 1976. Se ha perdido los últimos tres Mundiales y atrás queda esa selección que fue capaz de ser semifinalista en Portugal 2004. De hecho, en Francia, última edición del torneo, no pasaron de la fase de grupos.

Pero el combinado checo mira ahora con más optimismo el torneo. Quieren avivar esas cenizas de tiempos pasados de la mano de dos jugadores del West Ham que van a ser fundamentales: Soucek y Coufal. Ambos han hecho una temporada de escándalo y han sido claves en la clasificación de los ‘hammers’ para la Europa League.

No solo los jugadores de la Premier serán fundamentales. El Slavia de Praga aporta hasta seis jugadores, como Hlozek. También destaca la presencia de Vaclík, portero del Sevilla, o Patrik Schick, delantero del Leverkusen. Competirán por la segunda plaza.

Entrenador: Jaroslav Silhavy. Fue segundo técnico de la selección checa de principios de siglo. Solo ha entrenado a equipos del país.

Figura: Tomas Soucek. El centrocampista de 26 años ha destapado su faceta goleadora con 10 goles en la Premier League. Ha sido 33 veces internacional.

Once tipo: Vaclik; Coufal, Kalas, Celutska, Boril; Soucek, Kral; Masopust, Darida, Jankto; Schick.

Regresa ‘el ejército de Tartán’

Escocia volverá a hacer acto de presencia en una gran cita a nivel de selecciones por primera vez desde 1998. La generación capitaneada por Andrew Robertson no se caracteriza por un juego brillante pero sí por pelear hasta el final. Apodados como ‘el ejército de Tartán’, los escoceses son junto con la República Checa, los melones por abrir.

Acumulan piezas interesantes que pueden ayudar a dar la sorpresa y pasar la fase de grupos. El ya nombrado Robertson, lateral zurdo del Liverpool, pero también otros como McTominay, amo y señor del centro del campo escocés, o Kieran Tierney, el polivalente defensor del Arsenal que también puede jugar de carrilero.

Pero con ese puesto ocupado por el capitán, Tierney apunta a jugar en una línea de tres centrales. También cuentan con jugadores con experiencia en Premier como Fraser o una de las mayores perlas del Chelsea, Billy Gilmour. Les falta pólvora. Cuentan con Dykes que ha marcado 12 goles con el QPR.

Entrenador: Steve Clarke. Su paso más importante antes de fichar por Escocia en 2019, fue el de entrenar al West Brom en la Premier League.

Figura: Andrew Robertson. Las 12 asistencias y 3 goles de la 19/20 eran muy difíciles de igualar. Pese a no estar a su mejor nivel se espera que tire del carro

Once tipo: Marshall; Hendry, Hanley, Tierney; O'Donnell, McTominay, McGregor, Robertson; Dykes; Mcginn, Fraser.

La base está en el West Ham

Temas

cerrar
Sport

SPORT.es

Descarga gratis la app en tu móvil