Running en vacaciones: Otra forma de disfrutar el turismo

Running en vacaciones: Otra forma de disfrutar el turismo

Compartir

El running lleva ya un tiempo de moda, y la gente lo practica cada día más y durante más tiempo al día. Sin embargo, ahora que llegan las vacaciones, surgen dudas y miedos… ¿Me relajaré en vacaciones y perderé todo lo conseguido? ¡No! También puedes realizar running en vacaciones.

¿Por qué realizar running en vacaciones?

La primera razón por la que conviene realizar running en vacaciones es, obviamente, para no perder lo logrado durante todo el año. Si no sigues haciendo deporte, puedes ganar kilos, perder la tonificación que has conseguido, bajar tus marcas y volver a caer en vicios que tenías antes de practicar este deporte.

Por otro lado, tiene la ventaja de que te permitirá conocer más sobre la ciudad a la que vas de viaje, ya que no solo la conocerás desde el punto de vista que todo el mundo que viaja a ésta la conoce, sino que podrás profundizar y perderte por sus calles para realizar tu deporte favorito.

Por último, también te servirá para potenciar otros aspectos de tu entrenamiento, ya que, probablemente, aquellos lugares a donde viajes no tengan las mismas condiciones climatológicas que el lugar de donde vienes, por lo que te servirá para practicar en otro ambiente, lo cual siempre es positivo.

¿Qué ventajas hay en practicar running en vacaciones?

Aunque ya las hemos señalado ligeramente antes, vamos a profundizar en dos aspectos que pueden resultar muy útiles al complementar el running y las vacaciones.

En primer lugar, la capacidad para conocer en profundidad la ciudad que estás visitando. La mayoría de las personas que hacen turismo se contentan con visitar cuatro museos y un par de monumentos, y eso, en realidad, no es conocer la ciudad a la que se viaja.

Para conocer una ciudad, lo cierto es que hay que perderse por sus calles, no disfrutar únicamente de los monumentos que el gobierno de dicha ciudad quiere que los turistas vean, sino ver también aquellas casas viejas del centro de la ciudad, y todo lo que los demás turistas se pierden.

En este sentido, el running puede ser de gran ayuda, ya que, a medida que corres, podrás ir perdiéndote por las diferentes calles y callejones, descubriendo a cada paso nuevas historias en los muros y paredes de la ciudad. Son varias las ciudades españolas idóneas para correr y hacer turismo al mismo tiempo. De modo que ésta puede ser una razón a la hora de escoger tu destino.

Por otro lado, en lo que respecta a las condiciones climatológicas antes mencionadas, también valdría la pena profundizar un poco. Tienes que tener en cuenta dos elementos distintos.

El primero es el clima en sí mismo. No es lo mismo practicar running a 20º que a 30º, y tampoco es lo mismo que la humedad sea baja a que sea muy alta. Esto no quiere decir que no practiques running cuando las condiciones son muy adversas, sino que tengas cuidado. Dejar de practicar running por las temperaturas o condiciones del tiempo es una mala idea, ya que son las condiciones adversas las que te permitirán mejorar.

Por otro lado, debes tener en cuenta el lugar a donde vas. Por ejemplo, si estás acostumbrado a correr en la ciudad, y viajas a un pueblo, puedes optar por perderte por el monte, disfrutar de la naturaleza y, a la vez, mejorar tus piernas, ya que correr por la montaña no es en absoluto parecido a hacerlo en el asfalto. Lo mismo sucede con la playa. Si puedes correr por la playa, notarás cómo tus piernas mejoran.

¿Cómo practicarlo?

En principio, podrás practicarlo de igual modo que lo haces normalmente. Necesitarás el equipo con el que sueles salir a correr, y asegurarte de que todo está perfecto, teniendo en cuenta las posibles variaciones que pueda haber, como lo de las condiciones meteorológicas o el terreno. En función de estas variaciones deberás escoger el tipo de calzado que usarás.

Sin embargo, puesto que estás de vacaciones, no te recomendamos que te lo tomes con la misma fuerza e ímpetu que lo haces normalmente. Recuerda que no estás buscando mejorar tus marcas, sino, simplemente, mantenerte para no perder lo que has ido consiguiendo a lo largo del año.

Por esa razón, tómatelo con calma, sal a correr, pero si ves algo que te llama la atención mientras corres, para y disfrútalo. Al fin y al cabo, para eso son tus vacaciones, para disfrutarlas. El hecho de que sigas practicando running no debe dificultar la razón principal de las vacaciones.

Otras ventajas

Practicar running en vacaciones tiene otras ventajas, las cuales te voy a detallar a continuación para terminar de convencerte de que las vacaciones no son una excusa para dejar de correr, sino una razón adicional para hacerlo:

  1. Descubrir nuevos lugares: Es más que probable que si vives en un centro urbano y practicas running, ya conozcas toda la ciudad. Es lo normal, cada vez que se busca aumentar la intensidad del trabajo, se recurre a cambiar la ruta y, al final, acabas conociendo todo lo que hay en la zona. Gracias a las vacaciones, podrás salir a correr en un lugar donde todo es novedoso.
  2. Planea tus sesiones: Aunque ya hemos mencionado que durante las vacaciones te mereces parar de vez en cuando y observar aquello que te llama la atención, eso no significa que no planees tus sesiones. Trata de hacer un planning algo más sencillo que el habitual, y trata de seguirlo. No vayas con la predisposición de parar en cualquier lugar.
  3. Involucra a tus amigos: Las vacaciones son un momento especial para involucrar a tus amigos en tus actividades. Ya no tienen la excusa de estar cansados por llevar toda la semana trabajando… ¡Diles que salgan a correr contigo! Puede que no te acompañen, o puede que lo hagan un día y al siguiente no lo hagan, pero, desde luego, habrás conseguido meterles el gusanillo del running.

Como verás, no hay razón para dejar de practicar el running en vacaciones. De hecho, es un deporte que se complementa muy bien con éstas, y que te permitirá conocer mejor la ciudad a la que vas a hacer turismo. ¡No dejes que el verano deteriore tus marcas!

Compartir

Te puede interesar...

Deja un comentario

Con la publicación de un comentario acepto expresamente recibir la newsletter y soy conocedor de que puedo darme de baja en cualquier momento de acuerdo a nuestra política de privacidad