Mizuno Wave Prodigy

Mizuno Wave Prodigy

383
0
Compartir
Mizuno Wave Prodigy

Análisis de las características de Mizuno Wave Prodigy, una zapatilla de entrenamiento para corredores y corredoras de pisada neutra. Tecnológicamente completa, es algo más sencilla que otros modelos de Mizuno como Wave Rider o Wave Ultima, por poner dos ejemplos. Por tanto de entrada parece buena opción para disfrutar de una buena zapatilla de running sin tener que desembolsar lo máximo ya de entrada.

Las principales características técnicas de Mizuno Wave Prodigy son comodidad, amortiguación media, estabilidad y capacidad de respuesta.

A partir de estas premisas vamos a analizarla paso a paso.

MEDIASUELA

A primera vista distinguimos tres partes bien diferenciadas en la composición de la mediasuela de Mizuno Wave Prodigy.

Por un lado, desde al talón hasta la punta y en toda su extensión, encontramos el compuesto EL8, espuma con poco recorrido de amortiguación y gran durabilidad que proporciona firmeza, de ahí su amortiguación media.

Los laterales de la mediasuela tienen una serie de ranuras moldeadas en la espuma, y estratégicamente dispuestas en consonancia con la suela, con el objetivo de aumentar su capacidad de amortiguación, de manera que compensan de alguna manera la “dureza” del material y facilitan a la vez la flexión de la zapatilla y en consecuencia transición de la pisada.

En la parte trasera de la zapatilla, desde el talón hasta el puente, encontramos el característico Wave en paralelo marca de la casa, de sobrada y demostrada eficacia en cuanto a confort y estabilidad. Esta pieza fundamental de las Mizuno Prodigy proporciona un aterrizaje suave y un excelente control de pronación.

El wave es esa pieza ondulada de color gris en TPU, con su típica forma de herradura, el hueco inferior y las dos ventanas laterales. Se puede ver como se extiende más hacia la parte interior del pie para ejercer así un mejor control de pronación y que en la parte trasera dispone de tres cortes para facilitar el apoyo progresivo y en rotación del talón sobre el suelo.

Por último en la zona del talón incorpora una cuña más blanda de U4icX, espuma estrella  de Mizuno, con la finalidad de proporcionar un plus de amortiguación. Es claramente una zapatilla diseñada para ayudar a los corredores talonadores.

También cabe destacar dos detalles; la gran superficie de apoyo que tiene todo el conjunto mediasuela-suela, que unido a las características y disposición de los materiales, proporcionan una gran estabilidad. Otro aspecto a destacar es la curvatura de la puntera, para facilitar la salida rápida del pie en la transición de la carrera.

SUELA

El material de construcción de la suela de Mizuno Wave Prodigy es el X10 de Mizuno, de demostrada durabilidad en otros modelos de la marca. X10 consiste en un caucho con una gran resistencia al desgaste y de excelente adherencia en todas las superficies.

En cuanto a su diseño, la suela está multitaqueada y segmentada en siete partes, coincidiendo con las ranuras de flexión transversal y los cortes longitudinales de la mediasuela. Este diseño está pensado para facilitar al máximo la adaptabilidad de la suela al terreno y para potenciar el recorrido progresivo de la pisada desde la entrada hasta la salida del pie.

Aquí cabe destacar que esta estructura segmentada, unida a las características de amortiguación de la Mizuno Prodigy, buscan dotarla de dinamismo y fluidez.

UPPER

El upper de Mizuno Wave Prodigy está confeccionado con una malla técnica bicapa, muy ligera, flexible y transpirable. En la parte interior la malla es más tupida y suave, en la exterior es más abierta, lo que facilita que el pie se mantenga fresco.

En conjunto el upper cuenta con pocas costuras, las necesarias para coser los tirantes sintéticos laterales que dan estructura a la malla y que sirven para que el upper se ajuste y adapte al movimiento natural del pie. En la puntera también cuenta con una excelente protección para los dedos que evitará el desgarro de la malla.

Otra pieza importante de la parte superior de la zapatilla es la cazoleta. En la Wave Prodigy el talón es alto y envolvente, de abajo a arriba describe una forma curvada que se cierra por debajo del tobillo ajustándose al talón. El forro interior y el relleno del anillo son suaves y sin costuras.

Los ojales y los tirantes están separados en dos partes, diferenciando la parte delantera para los dedos y la parte media y trasera para el empeine, de esta manera el ajuste de la zapatilla es más fácilmente personalizable, adaptándose a las diferentes características de ancho y alto de horma de cada pie. Esta tarea se ve potenciada por la elasticidad de los cordones semiredondos que facilita el ajuste y el anudado.

En cuanto a la lengüeta, dispone de un pasador para los cordones y su grueso es proporcional al del resto de la malla, aunque  ligeramente corta en el caso de que se utilice el séptimo ojal.

EN RUTA

Al calzar estas Mizuno Wave Prodigy la primera sensación que transmiten es el tacto “durillo”. O dicho de otra manera, no es una zapatilla blanda. Esto no quiere decir que carezca de amortiguación, bien al contrario la amortiguación es buena y además tiene un punto de reactividad muy interesante. En cualquier caso sí que es indicador de que el peso del corredor mejor si está por debajo de los 80 Kg.

Para mi gusto se comportan mejor en terreno de tierra compactada, caminos de montaña, parques e incluso senderos con piedras y grava, que en asfalto. La sensación en la pisada es más confortable cuando el terreno es blando.

En cuanto a la adherencia al suelo, en terreno urbano y tierra compactada es muy buena, lógicamente pierde agarre sobre suelo disgregado, no están diseñadas para eso, todo y que se defienden con buena nota.

Otro aspecto que llama mi atención de Wave Prodigy y que vale la pena resaltar es la buena flexibilidad del conjunto suela-mediasuela; gracias a los cortes transversales, a la segmentación de la suela y a la curvatura de la puntera, las Prodigy salen con facilidad hacia delante en la transición de carrera, aunque entres de talón. Esto las hace aconsejables tanto para ritmos suaves como para ritmos alegres a 4’30 – 4’ o incluso a ritmos vivos en series cortas, sin olvidar que estamos ante unas zapatillas de drop 12 y peso estándar para su clase, 350 grs en la talla 11.5 US que he probado, características que gracias a su acertada dinámica no son un lastre.

Y por último no podemos olvidar que una de sus grandes características es la estabilidad, compartida por todos los modelos de Mizuno, proporcionada por la combinación del sistema Wave, la composición de los materiales de la mediasuela y la amplia superficie de apoyo. Como refuerzo a esa estabilidad hay que sumar el excelente ajuste del upper al empeine y el talón, que evita que la zapatilla se mueva, dejando libertad a los dedos para un buen apoyo del metatarso en el suelo.

Como punto negativo, Mizuno Wave Prodigy puede resultar algo incómoda en rodajes largos, sobre todo si el terreno es duro. En distancias sub 12 km la comodidad no se ve resentida.

Conclusiones

Mizuno Wave Prodigy es una zapatilla de entrenamiento para corredores ocasionales o de iniciación con pisada neutra y de menos de 80 Kg.

También son una buena y económica opción como segunda zapatilla para corredores experimentados en rodajes de distancia media y series de ritmo, y para aquellos corredores que gustan de un tacto de zapatilla firme y estable.

No recomendables para corredores de peso elevado.

Excelente relación calidad precio, a partir de 72€ en Amazon.

Valoración Mizuno Wave Prodigy

Puntuación
Calidad/Precio
9
Diseño/materiales/durabilidad
7
Amortiguación
8
Grip
8
Estabilidad
8
Ligereza
7
Compartir

Te puede interesar...

Dejar una respuesta (Comentarios bajo la aceptación de nuestro Aviso legal)