Las escapadas más épicas del Tour de Francia

Las escapadas más épicas del Tour de Francia

Compartir
@ PASCAL PAVANI / AFP

Las escapadas en el ciclismo se podrían definir como el intento de zafarse del resto de rivales para tratar de buscar una ventaja o victoria con ellas. Los principales motivos por los que un ciclista busca una escapada son: dar protagonismo al equipo y que se dejen ver los patrocinadores en los medios de comunicación, buscar el protagonismo del propio ciclista para atraer a equipos importantes o la que combinaría a las dos, buscar la victoria y con ello la gloria del propio ciclista y equipo.

Las escapadas se producen en todas las etapas que se disputan en línea. Normalmente, el pelotón deja que se produzca la escapada, ya que los hombres que la quieren formar no son rivales directos para la clasificación general y por lo tanto no ven amenaza alguna. Si la escapada la quiere realizar un corredor importante, el resto de rivales tratan de controlar el movimiento persiguiéndole o mandando a un compañero de equipo para que sirva de enlace. Rara vez se ve llegar a la escapada de un principio a fin pero si se produce, el ciclista que lo consigue entra en los anales de la historia de una gran carrera como es el Tour de Francia.

Las fases de la escapada se podrían diferenciar de la siguiente manera:

  • Intento de formar un grupo de fuga de varios corredores.
  • Permisividad, si no es peligrosa, de la escapada.
  • Aumento de la diferencia en tiempo de la escapada hasta que el pelotón decide que ya ha corrido demasiado riesgo.
  • Aumento de velocidad y acuerdo de colaboración entre los equipos del pelotón para tratar de poner fin a la escapada.
  • Acercamiento del pelotón a los escapados y caza de ellos.
  • Lucha por la victoria de etapa.

En las 104 ediciones de la ronda gala, ha habido muchas escapadas, algunas han prosperado y otras no pero sin duda ha habido momentos memorables y a continuación vamos a ver al detalle una selección de las más destacadas de la historia.

AnteriorSiguiente
Roger Walkowiak durante el Tour de 1956 (Foto: Cycling History)

11 1956 – Roger Walkowiak

Roger Walkowiak fue un ciclista francés que a sus 29 años, logró llevarse el Tour de Francia de 1956. En la 7ª etapa llana entre las ciudades de Lorient y Angers, Walkowiak se unió a una escapada multitudinaria de 31 corredores y consiguió llegar a meta con una ventaja de 18 minutos sobre los grandes favoritos

El ciclista francés no estaba entre los nombres que optasen a la victoria final pero tras enfundarse el maillot amarillo, logró hacer frente a todos los contraataques y embestidas de los principales rivales. Finalmente, Roger Walkowiak dio la vuelta de honor en el Parque de los Príncipes de la capital francesa.

1. 1956 – Roger Walkowiak
La escapada del día en la que estaba Chiappucci (Foto: Cycling History)

22 1990 – Claudio Chiappucci

Después de iniciar la 77ª edición con un prólogo, el domingo por la mañana se disputaba una corta etapa en las cercanías del parque temático de Futuroscope antes de disputar por la tarde una contrarreloj por equipos. En la escapada temprana estaban Fraans Maassen, Steve Bauer, Ronan Pensec y Claudio Chiappucci. El pelotón muy permisivo para no acusar el cansancio en la contrarreloj de la tarde, dejó que el cuarteto cabecero forjase la aventura pero sin pensar que podrían ser tan peligrosos. En la llegada, los cuatro lograron una ventaja de 10 minutos y 35 segundos el segundo día de carrera. Fraans Maassen logró la victoria aquel día y tanto Steve Bauer como Ronan Pensec llegaron a vestir el maillot amarillo del Tour pero el que estuvo a punto de hacer historia fue Claudio Chiappucci.

El italiano llegaba en una gran progresión tras haber logrado el maillot de la montaña en el Giro de Italia y tenía las mismas expectativas para la ronda francesa, sin embargo, a falta de 10 días se vistió de amarillo. Tenía una ventaja de 6’55” con respecto a Erik Breukink y 7’30” sobre Greg LeMond después del paso de los ciclistas por los Alpes pero en la contrarreloj del penúltimo día en el Lago de Vassivière, cedió toda su ventaja en detrimento del estadounidense que lograría su tercera corona.

2. 1990 – Claudio Chiappucci
Thierry Marie haciendo historia

33 1991 – Thierry Marie

Un 11 de julio fue la fecha que el francés eligió para pasar a la historia como el segundo ciclista en lograr una victoria de etapa después de correr más kilómetros en solitario. La etapa finalizaba en la ciudad de Le Havre y Thierry Marie llegó a su meta con 234 kilómetros recorridos sin compañeros, algo impensable en el ciclismo moderno. Después de estar en la parte delantera del grupo tras un sprint intermedio, decidió iniciar su cabalgada con motivo del paso del Tour por Normandía, su región. Llegó a contar con 20 minutos de ventaja pero a falta de 50 kilómetros tuvo que ponerse a trabajar muy duro, ya que otros ciclistas habían saltado del gran grupo y tenía miedo de ser atrapado. Al final, a falta de 10 kilómetros ya se veía ganador e incluso iba cantando canciones típicas de la región normanda.

3. 1991 – Thierry Marie
Llegada de Erik Dekker a Pontarlier

44 2001 – Erik Dekker

La etapa del 15 de julio de aquel año se podría definir meteorológicamente como el fin del mundo. Lluvias torrenciales, vientos huracanados y un frío que dejaba a los ciclistas erguidos encima de su bici sin apenas poder mover un músculo. Esa situación fue la que aprovecharon 14 ciclistas de 11 equipos diferentes para formar una escapada de récord. Llegaron a la línea de meta de Pontarlier con una ventaja de 30 minutos sobre el pelotón y con la victoria de Erik Dekker. Después de ese momento, el Tour tenía que haberse quedado huérfano, ya que los 160 corredores que formaban el pelotón entraron fuera de tiempo aunque por las condiciones climatológicas y para no adulterar la carrera, la organización decidió no aplicar la normativa.

La gesta empezó a forjarse en el kilómetro 5 y en ese grupo se encontraba Alexandre Vinokourov, un hombre realmente peligroso para los intereses de Lance Armstrong, sin embargo, el corredor kazajo pinchó al cabo de unos kilómetros y entonces la escapada tuvo el permiso necesario por parte del gran grupo. De este modo, tras recorrer 215 kilómetros, el holandés se anotó la que sería su última victoria en el Tour de Francia.

4. 2001 – Erik Dekker
Thomas Voeckler llegando a Beille (Foto: ASO)

55 2004 – Thomas Voeckler

El extravagante corredor francés que se caracteriza por sus muecas a la cámara cuando esta le enfoca, llegaba a esta edición del Tour de Francia enfundando el maillot de campeón nacional francés. En la etapa con final en Chartres, se formó una escapada en la que se encontraban Jakob Piil, Stuart O’Grady, Magnus Backstedt, Sandy Casar y el propio Thomas Voeckler. Era el día de su aniversario y aunque con la ventaja que consiguieron era maillot amarillo del Tour de Francia, el ciclista francés estaba enfadado por no haber podido ganar la etapa. Logró vestir de amarillo durante diez jornadas, sin embargo, lo curioso fue que llegó a los Pirineos con 10’ de ventaja sobre Lance Armstrong y en dos etapas en la cordillera tan sólo se quedó con 22” esa diferencia.

A pesar de perder esta gran cantidad de tiempo y al cabo de dos días perder el maillot amarillo, Voeckler estaba contento por haber salido de los Pirineos aún siendo líder por poca diferencia. La imagen apretando el puño a su llegada a la meta de Plateau de Beille, se quedó grabada en la retina de todos los aficionados franceses.

5. 2004 – Thomas Voeckler
Óscar Pereiro en el podio de Montelimar (Foto: Alessandro Trovati)

66 2006 – Óscar Pereiro

Quizás sea el recuerdo que tengamos más presente de todos los explicados. El ciclista gallego buscaba un buen resultado en la clasificación general de aquel Tour de Francia, sin embargo, en la 11ª etapa con final en el Pla de Beret, llegó a 28 minutos del entonces líder Floyd Landis.

Pereiro, hundido y con todas sus aspiraciones por los suelos, cambió todos sus planes en busca de una victoria de etapa para aquella edición. A pesar de ello, dos días más tarde en una etapa llana se coló en una escapada masiva con grandes nombres del ciclismo y con el permiso del pelotón, la fuga empezó a aumentar su diferencia. En la llegada a Montelimar, se disputaron la victoria él y Jens Voigt con resultado favorable al alemán pero lo más importante era que ambos habían aventajado en 29 minutos y 57 segundos al grupo de los favoritos. Al final del Tour, Óscar Pereiro finalizó segundo pero el positivo por dopaje de Floyd Landis, permitieron un año después que el español se proclamara vencedor.

6. 2006 – Óscar Pereiro
La extravagancia de Voeckler (Foto: ASO)

77 2011 – Thomas Voeckler

Si la escapada de 2004 ya hizo que el francés se erigiera como un personaje entrañable para el ciclismo, en la edición de 2011 su bonita historia tuvo una segunda parte. En la etapa con final en Saint-Flour, una caída en el descenso del Paso de Peyrol, hizo que varios nombres importantes del pelotón se quedaran fuera de carrera, entre ellos Jürgen Van den Broeck y Alexandre Vinokourov. Esa circunstancia unida con el parón que hubo en el pelotón, la aprovecharon para formar una escapada Juan Antonio Flecha, Johnatan Hoogerland, Luis León Sánchez y dos protagonistas de la fuga de 2004, Sandy Casar y Thomas Voeckler.

A 35 kilómetros de meta, un coche de la organización tumbó a Flecha y Hoogerland, descartándoles de la lucha por la victoria. De nuevo Voeckler, se quedó sin la victoria de etapa que fue a parar a manos de Luis León Sánchez pero con tres minutos de ventaja se volvió a vestir de amarillo. Pudo conservar durante otros diez días el maillot de líder y al igual que en 2004, en Plateau de Beille pudo luchar de tú a tú con los hermanos Schleck, Cadel Evans y Alberto Contador.

Con el sueño de llegar a París vestido de amarillo, a pesar de quedar una contrarreloj larga en la penúltima jornada, dos malas etapas en los Alpes hicieron que el francés cediera más tiempo para conseguir su objetivo.

7. 2011 – Thomas Voeckler
AnteriorSiguiente
Compartir

Te puede interesar...

Deja un comentario

Con la publicación de un comentario acepto expresamente recibir la newsletter y soy conocedor de que puedo darme de baja en cualquier momento de acuerdo a nuestra política de privacidad