Gómez Noya, a por el Ironman de Hawaii: ¿Veni, vidi, vici?

Gómez Noya, a por el Ironman de Hawaii: ¿Veni, vidi, vici?

687
0
Compartir
Solo alguien como Gómez Noya podría aspirar a conseguir la misión (casi) imposible de conquistar en su primera participación el campeonato del mundo Ironman en Hawaii (3,86km de nado, 180km de bicicleta y un maratón, 42,195km, corriendo)
La prueba se puede seguir en directo en www.facebook.com/IronmanNow (Sábado 13 de octubre, Kailua-Kona, Hawaii, EE.UU., 18:35 hora peninsular española)

“¿Cómo te gustaría ser recordado?”, le preguntó su entrenador, Carlos David Prieto, a Gómez Noya. “¿Te gustaría que te recordasen por ganar un campeonato del mundo más de distancia olímpica (1,5km de nado, 40km de bicicleta y 10km de carrera a pie, modalidad en la que ya tiene el record con cinco títulos mundiales) o por haber sido el triatleta que también ganó la carrera más mítica de este deporte?”, añadió Charlie, según cuentan desde el círculo íntimo de Gómez Noya.

Con esta pregunta arrancará la leyenda que se cuente sobre cómo se forjó aquella, por ahora hipotética, victoria de Gómez Noya en su debut en la meca del triatlón. Ese será el momento angular que impulsó finalmente al pentacampeón del mundo de distancia olímpica de triatlón a embarcarse en su empresa más difícil y tomar su decisión más arriesgada: dar el salto a la larga distancia y disputar el campeonato del mundo Ironman de Hawaii.

Aunque hacía tiempo que ya había que dicho que le gustaría disputarlo “en el declive de mi carrera”, la elección no fue sencilla para el gallego, quien, a sus 35 años, llega en un momento ideal de su carrera para ser competitivo en este esfuerzo de un poco más de ocho horas. No obstante, perseguir el halo mítico del Ironman de Hawaii podría privarle de su último tren hacia el oro olímpico, la única presea que falta en su palmarés. He ahí el riesgo de su decisión. Podría haberse decantado por buscar de nuevo el metal dorado y con 38 años, en 2021, todavía podría ser competitivo en Hawaii. ¿O sería demasiado tarde para convertirse en el rey de la larga distancia? ¡Quién sabe!

Por si acaso, Gómez Noya ha optado por una via di mezzo: centrarse por completo en Hawaii este año y no valorar cuál será su futuro hasta haber cruzado la meta de Ali Drive. “Lo decidiré en función de cómo me haya sentido en carrera, independientemente del resultado”, declaró hace unos días desde Hawaii. Todavía estaría a tiempo de retomar la senda olímpica, pero la pregunta es: ¿Es factible volver al máximo nivel en distancia olímpica después de consagrar, a su edad, un año a la larga distancia? Si es que hay un camino viable de regreso, todavía está por explorar.

Preparación y estrategia

El gallego llega a Kona con los deberes hechos en su mochila de novato. Gómez Noya y su equipo de entrenadores y fisioterapeuta han estudiado con detalle todo lo necesario para poder triunfar en la cuna del triatlón. Para ello, han adaptado sus entrenamientos a las exigencias de la larga distancia con sesiones más largas y trabajo específico de fuerza en el gimnasio. Hasta han calculado meticulosamente su tasa de sudoración (1,5l/hora) y la ingesta necesaria de carbohidratos (90g/hora). En esta prueba de ocho horas de desgaste, la nutrición es clave; es otro factor que hay que entrenar para ser capaz de asimilar líquidos y sólidos durante la prueba.

Gómez Noya también tiene clara su estrategia: nadar cómodo en cabeza, ceder el mínimo terreno posible con los überbikers (los especialistas en bicicleta), y culminar con un gran maratón. “Sé que no voy a ganar en bici,” reconoce sabedor de que la llave de la victoria para él se encuentra en el duro maratón (307m de desnivel acumulado, cerca de 30 grados de temperatura y más del 70% humedad relativa) al que se llega después de más de cinco horas de competición. El gallego declaró su intención de correr “en 2h 35min o 2h 36min”, con lo que batiría el récord actual del segmento a pie, en poder del vigente campeón, Patrick Lange, que marcó 2h 39min 45seg en 2016.

Rivales y favoritos

Entre sus rivales en Kona, en la Isla Grande de Hawaii, nadie duda de su potencial ni deja de expresar su admiración hacia uno de los mejores triatletas de la historia, pero… Con la boca pequeña reconocen que le falta de experiencia competitiva en esta carrera y en la distancia hace muy difícil que opte a la victoria. Desde la victoria en su debut de Luc Van Lierde en 1996, nadie lo ha logrado.

La ausencia de Jan Frodeno, campeón en Hawaii en 2015 y 2016, cambia significativamente el panorama de la prueba. El alemán, que se perderá la cita por lesión, era el gran favorito después de conquistar el título de campeón del mundo de medio Ironman a inicios de septiembre en Sudáfrica.

Como es habitual en esta carrera, la tensión entre los mejores ciclistas y favoritos al título (Sebastian Kienle, campeón en 2014; Lionel Sanders, 2º en 2017) y los grandes corredores y también claros candidatos al triunfo (Patrick Lange, Gómez Noya) marcará el desarrollo de la prueba. La ausencia de Frodeno quizás altere e incremente el peso del componente táctico, con los numerosos tira y afloja que suelen darse en la primera parte del sector ciclista. El ciclismo se hace sin poder ir a rueda, como una contrarreloj individual.

Entre los tapados que podrían dar la campanada se encuentra el joven sueco Patrik Nilsson; el neozelandés Braden Currie que batió a Gómez Noya en su debut en Ironman el pasado junio en Cairns (Australia); y el campeón en 2013, el belga Frederik Van Lierde.

Por su parte, Iván Raña disputará por sexta vez consecutiva el Ironman de Hawaii. El ex campeón del mundo de triatlón no ha logrado todavía encontrar su mejor versión en Kona. No cuenta entre los favoritos pero “sé cuál es mi carrera aquí”, dijo el gallego, que fue sexto en 2013, en su primera participación, su mejor resultado.

Daniela Ryf, clara favorita entre las mujeres

Daniela Ryf, la vencedora de las tres últimas ediciones, es la grandísima favorita al triunfo en la categoría femenina. Sin rivales que la puedan inquietar realmente, la suiza parte con su objetivo de acercarse a los hombres y su récord de 2016 podría pasar a la historia a tenor del estado de forma que exhibió en su victoria en el campeonato del mundo de medio Ironman.

Lucy Charles, segunda en 2017, intentará seguir su estela en bici una vez la suiza le dé caza. La británica ya dio muestras en Sudáfrica de su potencial pero todavía parece difícil que pueda hacer frente a Ryf. Gurutze Frades será la única española en la línea de salida. La triatleta vasca aspira a colarse entre las 10 primeras.

Compartir

Te puede interesar...

Deja un comentario

Con la publicación de un comentario acepto expresamente recibir la newsletter y soy conocedor de que puedo darme de baja en cualquier momento de acuerdo a nuestra política de privacidad