Inicio Entrenamientos Cuando se notan los beneficios de correr

Cuando se notan los beneficios de correr

“Después de un mes corriendo, estoy empezando a ver algunos resultados. Corro más rápido y durante más tiempo sin cansarme tanto. Mi resistencia está mejorando y empiezo a sentir que puedo esforzarme de verdad. También he perdido unos cuantos kilos, lo cual es una ventaja añadida. En general, estoy muy satisfecha con mis progresos y estoy deseando ver aún más resultados en los próximos meses”.

Si ya formas parte del 11,3% de la población que sale a correr habitualmente, este mensaje te resultará familiar ya que correr puede aportar muchos beneficios que se manifiestan a las pocas semanas.

Los diferentes tipos de beneficios que puedes esperar ver

  • Eleva el colesterol bueno y reduce el malo
  • Activa el sistema cardiovascular
  • Activa el sistema pulmonar
  • Mejora el desempeño sexual
  • Acelera el metabolismo
  • Es bueno para la actividad del corazón
  • Mejora el sistema inmune
  • Retrasa el envejecimiento
  • Libera tensiones y estrés
  • Reduce el riesgo de embolias, diabetes, hipertensión, cáncer de mama e incluso osteoporosis
  • Mantiene sano nuestro esqueleto

Puede que algunos de estos beneficios no se perciban inmediatamente, sin embargo, el beneficio más importante de correr podría ser la forma en que hace sentir a las personas. Correr puede proporcionar una sensación de euforia, ayudando a la gente a olvidarse de sus problemas y simplemente disfrutar del momento. En un mundo que suele ser estresante y abrumador, esta sensación puede ser muy valiosa.

  • Correr reduce el estrés y la ansiedad
  • Mejora tu autoestima y confianza
  • Combate otras adicciones
  • Desarrolla la concentración
  • Combate la depresión

Por lo tanto, aunque los beneficios de correr no sean siempre evidentes de inmediato, merece la pena seguir haciéndolo a largo plazo.

Además, correr es una buena manera de perder peso. Pero, ¿Cuánto hay que correr para ver resultados? La respuesta puede sorprenderte. Según muchos estudios, correr sólo 30 minutos al día puede ayudarte a perder kilos. Y, claro, cuanto más se corra, mayores serán los beneficios. Es posible adelgazar corriendo 40-45 minutos tres o cuatro días a la semana y respetando el déficit calórico de la dieta. Así, se puede perder entre uno y dos kilos semanales, dependiendo del peso inicial del corredor ya que correr es uno de los ejercicios más eficaces para perder peso. Quema calorías rápidamente y ayuda a aumentar la masa muscular.

Para obtener los mejores resultados, intenta correr de tres a cinco veces por semana. Comienza corriendo durante 30 minutos a un ritmo moderado. Después, aumenta gradualmente el tiempo y la intensidad de la carrera a medida que te pongas en forma.

Así que, ¿a qué esperas? Empieza a aprovechar los beneficios del running hoy mismo.

Cuánto tiempo se tarda en ver los beneficios de correr

La mayoría de las personas que empiezan a correr lo hacen porque quieren mejorar su salud. Y como hemos visto antes no se puede negar que correr puede ser muy bueno para la salud. Puede ayudar a fortalecer el corazón y los pulmones, mejorar el bienestar mental e incluso reducir el riesgo de desarrollar enfermedades crónicas como la obesidad, las enfermedades cardíacas y los accidentes cerebrovasculares. Pero, ¿cuánto tiempo hay que esperar para ver los beneficios de correr?

Si estás empezando, es poco probable que veas grandes beneficios para tu salud en las primeras semanas. Sin embargo, es posible que empieces a sentirte con más energía y renovado mentalmente después de unas cuantas salidas. Y a medida que aumente tu resistencia, empezarás a notar cambios más significativos en tu salud. Por ejemplo, es posible que descubras que tienes más energía, que duermes mejor y que tu salud cardíaca ha mejorado.

El tiempo que se tarda en ver los beneficios de correr depende de tu nivel de forma física y de tus objetivos pero, en general, la mayoría de la gente empieza a notar los primeros efectos sólidos desde la primeras dos semanas de salir a correr con regularidad (3 o 4 veces por semana).

Qué hay que hacer para empezar a ver los beneficios

Antes de atarse las zapatillas y salir a la calle, hay algunas cosas que debes tener en cuenta para sacar el máximo partido a tu entrenamiento de running.

En primer lugar, es importante calentar con unos ligeros estiramientos o trotando durante cinco o diez minutos. Esto ayudará a preparar tu cuerpo para el entreno principal. Una vez que te sientas entonado, es el momento de acelerar el ritmo. Busca un ritmo cómodo y sostenible que puedas mantener. Y asegúrate de relajarte cuando termines, estira suavemente los músculos y bebe mucho líquido para ayudar a tu cuerpo a recuperarse. Con un poco de dedicación, podrás disfrutar de los beneficios de correr con regularidad en muy poco tiempo.

Con qué frecuencia debe correr para ver los resultados


La respuesta depende en gran medida de tus objetivos. Si lo que buscas es simplemente mejorar su salud en general, los expertos recomiendan que corras al menos tres veces por semana.

Sin embargo, si está entrenando para una prueba específica, como un maratón, entonces el programa de entrenamiento será más intenso y es posible que tengas que correr todos los días.

En general, la mejor manera de ver resultados es aumentar gradualmente el kilometraje y la intensidad con el tiempo. Esto le ayudará a evitar lesiones y a garantizar que el cuerpo tenga el tiempo que necesita para recuperarse entre sesiones. Así que, tanto si eres un corredor ocasional como un atleta experimentado, asegúrate de escuchar a tu cuerpo y de encontrar un programa de entrenamiento que funcione para ti.

Qué tipo de entrenamiento es el mejor para mi


La respuesta a esta pregunta depende de varios factores, como el nivel de forma física y objetivos. Si estás empezando, un programa para principiantes puede ser la mejor opción y suelen incluir una mezcla de correr y caminar, y aumentar gradualmente la intensidad con el tiempo.

Sin embargo, si quieres mejorar la velocidad o distancia, puede ser necesario un programa más avanzado. Estos programas suelen incluir un entrenamiento por intervalos, en el que se alternan periodos de carrera de alta intensidad y periodos de recuperación.

Cómo mantener la motivación cuando parece que no estás viendo ningún progreso


Salir a correr puede ser difícil cuando sientes que no ves ningún progreso. Pero hay muchas formas de mantener la motivación y seguir avanzando hacia tus objetivos. En primer lugar, intenta establecer objetivos más pequeños que puedas alcanzar de forma realista. Por ejemplo, en lugar de intentar correr una distancia determinada en un tiempo determinado, céntrate en correr un número determinado de minutos cada día. Te sorprenderá lo rápido que puedes aumentar tu resistencia.

Otra buena forma de mantener la motivación es encontrar un compañero de carrera o unirse a un club local de corredores. Tener a alguien con quien charlar mientras corres puede hacer que el tiempo pase volando, y siempre es más divertido correr con otra persona. Por último, no te olvides de recompensarte por tu duro trabajo cuando alcances un hito. Saber que hay algo que te hace ilusión te ayudará a mantener la motivación incluso en los días en los que no te apetece ponerte las zapatillas.

 


Suscríbete a nuestro newsletter

Recibe en tu correo lo mejor y más destacado de LBDC

Deja un comentario

Please enter your comment!
Please enter your name here

Con la publicación de un comentario acepto expresamente recibir la newsletter y soy conocedor de que puedo darme de baja en cualquier momento de acuerdo a nuestra política de privacidad