Pedri y Jordi Alba, los más aclamados a su llegada a la terminal del aeropuerto de Barcelona-El Prat procedentes de Braga, tras el partido ante Portugal

Busquets, Piqué y Alba, una hipoteca de 200 millones (leer noticia)