Sport.es Menú

Nadal se impone a Tsitsipas y defenderá el trono

El de Manacor se vengó de Tsitsipas de la semifinal del Open Madrid

Nadal vuelve a una final y tendrá opción de defender el título de Roma

El mallorquín venció al griego por (3-6, 4-6) | Perform

Rafa Nadal se impuso en semifinales del Masters 1000 de Roma a Stefanos Tsitsipas (6-3 y 6-4) en un disputado encuentro en la Pista Central del Foro Itálico.

Martí Pueyo

Por fin. Esta es la palabra que debe estar pensando el balear. El de Manacor vuelve llegar a una final. Desde el Open de Australia - que perdió contra Djokovic- el balear no conseguía pasar a la última fase de un torneo. De hecho, tampoco estaba bien en tierra batida, pues perdió en las semifinales de Montecarlo, Barcelona y Madrid. Finalmente se ha podido quitar la espina clavada. Esta vez se ha podido vengar del joven Tsitsipas. Fue el mismo griego que lo eliminó hace una semana de las semifinales del Open de Madrid.

Comenzó tarde el partido por culpa de la semifinal entre Kiki Bertens y Johanna Konta. Un auténtico espectáculo de unas 2 horas y media de duración. No obstante, cuando el duelo masculino empezó, no fue menos que el de la exhibición femenina. Empezó sacando Nadal. Tenia clara la estrategia. Todos los golpes al revés de Tsitsipas, y el punto cayó a su lado. Y en la siguiente propuso el mismo guion. Nadal hizo el primer break. Y del 2 a 0 al 3 a 0.

CON OTRA MARCHA

Mientras que el griego jugaba a devolver los balones por el centro y en profundidad, dejando claro que jugaba al fallo del rival, Nadal demostró una potencia espectacular. Eso sí, el descaro de Tsitsipas se impuso alguna vez. Demostró una gran personalidad, un gran conocimiento del juego y rascó para obtener el 3 a 1. Nadal no se intimidó y devolvió el golpe por la vía rápida. El griego no quiso ser menos y le respondió el punto en blanco. Pero el break del principio pesó demasiado y Nadal cerró el primer set por 6 a 3.

Toalla en la cara. Así se pudo definir el segundo set del encuentro. Tsitsipas pudo observar el juego de Nadal tenía claro lo que no podría ocurrir: dejar opción al balear con algún break. Pero el de Manacor estuvo intratable y en el tercer punto del set tiró de experiencia para obtener el punto. Conseguía el break Nadal y obtenía el 3 a 1 a favor. Tsitsipas no se lo creía. Se repetía el guion del primer set. A pesar de cerrar rápido el siguiente punto, no tener el servicio a favor pesó demasiado. El griego demostró ser un gladiador y no tiró esa toalla en ningún momento. Se acercó en el marcador con el 5 a 4, pero Rafa lo tuvo siempre a su favor por el detalle de ganar el break al griego. Eso fue suficiente para obtener el set (6-4) y el partido.

El de Manacor rompió el muro que le separaba de su primera final sobre tierra en 2019 y tendrá la oportunidad de luchar por su primer título de la temporada.

cerrar
Sport

SPORT.es

Descarga gratis la app en tu móvil