Nadal se despide ante Thiem en semifinales

Rafa Nadal no está logrando la continuidad que necesita
Rafa Nadal no está logrando la continuidad que necesita | EFE

Rafa Nadal no podrá defender su corona en el Buenos Aires Lawn Tennis. El culpable es el austríaco Dominic Thiem, el más joven de los 'top 20' de la ATP (número 19), que ha sabido aprovechar las dudas y la falta de continuidad del tenista de Manacor para imponerse por 6-4, 4-6 y 7-6 (7/4) tras dos horas y 50 minutos de partido.

Neus Yerro

No lograba encadenar dos golpes buenos seguidos en la línea irregular que había mostrado en sus dos primeros partidos, ante Juan Mónaco y Paolo Lorenzi. Pero Thiem es otro nivel.

Un jugador muy completo desde el fondo de la pista, con margen de mejora cuando se encuentra cerca de la red y también en los momentos en los que juega bajo presión, aunque ha ido dando pasos hacia adelante desde que irrumpió en el circuito sobresaliendo desde el principio como uno de los hombres a dar el relevo a los Federer, Nadal y compañía.

En Buenos Aires ha dado un primer paso, superando por primera vez a Rafa y en su pista predilecta, la tierra batida, donde el balear no perdía un partido en el que hubiera dispuesto de 'matchball'... ¡desde 2004! Nuevo revés para Nadal. Doloroso porque tenía puestas muchas esperanzas en este torneo.

Pero, como ya hemos dicho, Nadal había llegado a esta semifinal sembrando demasiadas dudas, en una línea excesivamente irregular que en el tercer set tuvo su reflejo en dos momentos del partido: se situó con punto de partido con 5-4, momento que Thiem resolvió con una espectacular derecha cruzada para llegar a un 'tie break' que Rafa abrió con una doble falta. El peor modo de abrir un desempate.

Lo ha aprovechado Thiem para situarse con un claro 6-1 en esa muerte súbita. Eran cinco puntos de partido para el austríaco. Nadal salvó tres. No así el cuarto. "Me sentí algo más cansado de lo habitual en la pista y por eso quizá me está faltando algo más de consistencia en mi juego", ha admitido el tenista de Manacor en rueda de prensa.

Thiem, campeón en Niza, Umag y Gstaad (todos ellos, tierra batida) jugará la quinta final de su carrera. Y lo hará ante el vencedor del enfrentamiento entre David Ferrer y Nicolás Almagro.

Nadal, por su parte, juega la próxima semana en Río de Janeiro. Su primer rival: Pablo Carreño. Tampoco lo tendrá fácil.

cerrar
Sport

SPORT.es

Descarga gratis la app en tu móvil