Análisis OnePlus Watch: El primer paso

Os contamos nuestra experiencia con el primer smartwatch de la firma

Con una construcción excelente, se trata de un dispositivo veloz, aunque con importantes carencias

oneplus 2 corregido
Parte frontal del dispositivo | sport

Antonio Vallejo Taslimi

Tras un destacado recorrido dentro del sector de la telefonía, OnePlus por fin se estrena en el mundo de los relojes inteligentes con su OnePlus Watch. Y es que la firma se ha expandido con una gran oferta de dispositivos para todos los bolsillos. Durante la presentación de los OnePlus 9 y 9 Pro ya estábamos avisados de que había una sorpresa más. Años de rumores e información han desembocado finalmente en la llegada de este nuevo dispositivo, el cual tendrá que hacer frente a un sector muy competitivo. Nosotros hemos estado varios días probándolo y hoy os traemos nuestro veredicto ante este OnePlus Watch. ¿Habrá merecido la espera?

De una manera u otra, el OnePlus Watch representa el esfuerzo de la compañía de llegar a la posición que se encuentra ahora. Tras ese OnePlus One allá por 2014, la firma ha sabido expandir sus horizontes y marcar su propio terreno bajo su reputación de “flagship killer”. Hoy día quizás este término ya no encaja dentro de los estándares actuales de la firma, convirtiéndose en una de las grandes dentro del terreno Android. Mucha ha sido la expectación en torno a este OnePlus Watch dadas las principales virtudes de la compañía, siendo en este caso el software. Sin embargo, es en este punto donde más fría nos ha dejado la firma curiosamente. Bajo estas líneas os dejamos con una lista de especificaciones técnicas.

Dimensiones y peso 46,4 x 46,4 x 10,9 mm (45g) (76g con correa)
Pantalla AMOLED
1,39 pulgadas
Procesador STM32
Memoria RAM 1GB
Almacenamiento 4GB
Software Propietario OnePlus
Sensores Acelerómetro, Giroscopio, Barómetro, Brújula, Frecuencia cardíaca, Sensor Oxígeno en Sangre, Geomagnético,
Capacitancia
Conectividad GPS, GLONASS, Galileo, Beidou, Bluetooth 5.0
Batería 402 mAh (hasta 14 días autonomía)

UN DISEÑO DE ALTA GAMA

Antes de hablar de lo que nos ofrece a nivel de software, merece la pena comentar las bondades de su diseño. Nos encontramos con un smartwatch circular con excelente calidad de fabricación, disponiendo de cristal en la parte frontal, acero inoxidable para los bordes y plástico en la parte trasera. Con un diseño similar al Samsung Galaxy Watch Active 2, dispositivo que también pudimos analizar desde Diario SPORT, Pesa un poco más que este último mencionado, alcanzando los 76g con la correa incorporada. No se trata de un peso realmente excesivo, aunque si no sois de llevar reloj, al principio es algo que se nota bastante. La correa es de fluoroelastómero, al menos en la edición clásica. Existe una edición limitada de aleación de cobalto en su caja y hebilla de mariposa.

Caja y correa del reloj

| sport

SOFTWARE INSTANTÁNEO PERO CON CARENCIAS

El dispositivo cuenta con dos botones en la parte derecha, siendo uno de ellos el que nos muestra el menú principal con todas las aplicaciones, y el otro botón es configurable, pudiendo añadir una función de acceso rápido para facilitarnos el uso. Para retroceder entre los menús de la interfaz, basta con deslizar con el dedo hacia la derecha o izquierda, tal cual lo hacemos si tenemos los gestos activados en nuestro teléfono. Como habíamos mencionado anteriormente, quizás es en el software donde menos nos ha conquistado la firma. En un teléfono móvil, el software es tremendamente importante, aunque algunos usuarios, dependiendo de qué es lo que más valoren en un teléfono, pueden priorizar otros aspectos del mismo tales como la cámara o el rendimiento. En el caso de un reloj, el software lo es todo, porque es de donde proceden las funciones que vamos a utilizar en el dispositivo. Y en este caso nos encontramos con un software propietario de OnePlus, desarrollado específicamente y desde cero para este reloj. Esto tiene su desventaja. Y es que al no ser respaldado por Wear OS, sistema operativo del que circulaban rumores de que estuviera en este dispositivo, no podemos instalar aplicaciones Android para ampliar nuestra experiencia. También tiene su parte positiva. Y es que ganaremos en velocidad y rendimiento en la batería, ya que únicamente cuenta con lo esencial para mover el sistema.

En cuanto a las funciones que tenemos disponibles de serie, encontramos todo tipo de sensores. De esta forma, el OnePlus Watch incorpora sensor de frecuencia cardíaca, sensor de oxígeno en sangre, medición del estrés, monitorización del sueño, barómetro, brújula, etc. Básicamente está equipado con todo lo que podemos encontrar en un smartwatch de gama alta. Sin embargo, hay otras funciones que no están disponibles y que creemos que son fundamentales en un dispositivo de este rango de precio. Una de ellas es el NFC. La compañía no ha implementado esta tecnología en el reloj, lo que nos impide pagar en establecimientos con este dispositivo. Esto es un punto negativo bastante importante, pues es una tecnología que uno espera encontrar en un smartwatch, sobre todo en una gama superior.

Parte trasera del dispositivo

| sport

En lo que respecta a la vertiente ‘fitness’, encontramos múltiples modos deportivos, pudiendo configurar la medición acorde al tipo de ejercicio que hagamos. Además, tendremos medición de las calorías quemadas, pasos, y demás. Si nos encontramos en un periodo en el que no nos hemos movido, el reloj nos avisará de hacer deporte. Todas las mediciones las podremos encontrar de manera más detallada a través de la app OnePlus Health para dispositivos móviles, la cual otorga una fácil configuración para conectar nuestro reloj al teléfono y rápido acceso. Además, será el lugar para cambiar también las múltiples ‘watchfaces’ del reloj, para darle un toque más personalizado al dispositivo.

En todo momento, al usar tanto la aplicación como las funciones del OnePlus Watch, sentimos una escasez de características, haciéndonos pensar que tal vez se sumen más funciones vía software y que aún no están disponibles de serie. Es una pena, pues creemos que OnePlus ha perdido aquí una oportunidad de oro. Siendo optimistas, esperemos que esto sea así, y a través de actualizaciones vayan incluyendo este tipo de carencias.

VARIOS DÍAS DE AUTONOMÍA

En cuanto a su autonomía, el OnePlus Watch dispone de una batería de 402 mAh, la cual nos bastará para afrontar hasta dos semanas de uso típico. Esto evidentemente depende del uso que le demos. En las especificaciones encontramos hasta 25h de continuo ejercicio con el GPS activado. En nuestro caso, no nos ha hecho falta cargar el dispositivo durante estos días, aunque hemos probado su carga y lo cierto es que dispone de una velocidad bastante notable. Sin embargo, una pega que le hemos encontrado es la imposibilidad de dejar el reloj tal cual queramos en la base de carga que incluye, sino que los polos de la batería deben de coincidir con los polos de la base. Es magnético, así que sabremos cuándo habremos colocado bien el reloj en la base.

CONCLUSIÓN

En definitiva, el OnePlus Watch nos brinda fluidez y todos los sensores que nos podemos esperar en un dispositivo de su gama, incluyendo además una correcta autonomía. Sin embargo, la imposibilidad de instalar aplicaciones externas debido a su software propietario, y la no inclusión de NFC, entre otras funciones esperables en este rango de precio, hacen difícil su recomendación. No obstante, siendo optimistas creemos que son carencias que se pueden corregir a través de futuras actualizaciones.

Recordemos que el OnePlus Watch llega a las tiendas el 26 de abril a un precio de 159€, contando con 4GB de almacenamiento interno y 1GB de RAM.

 

Temas

cerrar
Sport

SPORT.es

Descarga gratis la app en tu móvil