Nueva agresión a policías en Zaragoza: Un pistolero fugitivo muerde a un agente y tira a otro por las escaleras

Trató de quitarles la pistola y en el rifirrafe cayeron todos por las escaleras dos pisos. El joven llevaba cuatro días en busca tras intimidar a su casera con una pistola

Escaleras del portal en el que se produjo el incidente.
| Jaime Galindo

L. M. G.

Nueva agresión a miembros de la Policía Nacional en la capital aragonesa. Y ya van siete. Dos agentes resultaron este martes gravemente heridos cuando fueron a detener al joven que intimidó a su casera con una pistola en el zaragozano barrio de El Picarral y que llevaba cuatro días fugado. Trató de quitarles el arma, se cayeron escaleras abajo y hasta mordió a uno de ellos en la mano. Pese a la extrema violencia empleada, el sospechoso fue reducido y detenido

Eran sobre las 15.30 horas cuando una patrulla de la Unidad Motorizada de la Jefatura Superior de Policía de Aragón, conocida como los Centellas, identificó al sospechoso, sobre el que había una orden de busca y captura. Estaban realizando labores de seguridad ciudadana en El Gancho cuando le vieron y fueron detrás de él. Inmediatamente comenzó una persecución que acabó en el número 62 de la calle Mariano Cerezo. junto a San Blas. 

Entonces, según pudo saber este diario, el delincuente, identificado como A. A. M., de 27 años, de origen marroquí y con antecedentes, entró al portal y subió las escaleras. Los dos policías nacionales fueron detrás de él consiguiendo alcanzarle en el rellano. Trataba de esconderse, pero no pudo. Allí comenzó un rifirrafe, puesto que el sospechoso trataba de arrebatarles el arma. No lo consiguió, pero al verse sin escapatoria decidió caer los tres juntos por las escaleras. Hasta dos pisos fueron rodando hasta llegar al portal. 

Pero la agresión no acabó ahí, ya que A. A. M. le llegó a morder en la mano, provocándole una importante herida sangrante. A pesar de todo fue capturado y los agentes trasladados a un centro hospitalario para ser atendidos de sus heridas. Los dos presentan traumatismos por la caída, especialmente uno de ellos que tiene dolores cervicales. Están de baja. 

A este joven se le buscaba desde la semana pasada. Como adelantó EL PERIÓDICO DE ARAGÓN, diario perteneciente al mismo grupo editorial que este medio, el ahora arrestado huyó por el tejado de una casa de Zaragoza tras disparar al aire para amedrentar a su casera.

Eran las 21.30 horas del pasado jueves cuando, de repente, unos tiros al aire sorprendieron a los vecinos de un grupo de viviendas sindicales de la plaza El Burgo de Ebro, en El Picarral. Muchos creyeron en un inicio que se trataban de petardos por los Pilares, pero los gritos que procedían del cuarto piso del número 2 decían lo contrario. Había una discusión entre una mujer y un joven de origen marroquí que se encontraba en la ventana de esta vivienda. Él empuñaba una pistola. Al parecer, ella habría ido acompañada de su hijo para reclamarle el dinero de varios meses del alquiler de la casa, pero él se habría negado. El enfrentamiento inicial en plena calle se habría trasladado al piso, donde él subió y disparó para intentar que la mujer se fuera de allí.

Intervención de marihuana en la casa del fugitivo. | Jaime Galindo

En aquella ocasión demostró lo escurridizo que es puesto que se esfumó tras salir por la ventana del cuarto piso. Cuando los agentes entraron en su vivienda hallaron más de un kilo de marihuana seca y a dos amigos que estaban ahí fumando. Estos fueron detenidos. 

Por otro lado, continúa la búsqueda del joven que agredió brutalmente a un inspector de la Jefatura Superior de Policía de Aragón en el interior de un bus urbano de Zaragoza cuando le pidió que usara mascarilla. Se solicita la colaboración ciudadana. 

cerrar
Sport

SPORT.es

Descarga gratis la app en tu móvil