Imputan por el incendio forestal de Petrer al dueño del chalé que utilizó la barbacoa

Imputan por el incendio forestal de Petrer al dueño del chalé que utilizó la barbacoa

Imputado por el incendio forestal de Petrer el dueño del chalé que utilizó la barbacoa.
| Epi_rc_es

Los agentes del Seprona lo consideran presunto autor de un delito por imprudencia grave al arrojar en el terreno las brasas de unos días antes

La Guardia Civil investiga a un hombre de 57 años como presunto autor del incendio forestal que todavía continúa activo en la sierra del Caballo de Petrer. Se le imputa la comisión de un delito de incendio forestal por imprudencia grave ocasionado, supuestamente, tras arrojar en un terreno montañoso los restos de las brasas de una barbacoa que había realizado en su chalé, unos días antes, durante una fiesta con un grupo de amigos.

Como ya se ha publicado, el incendio se inició a las 14.15 horas del pasado miércoles y se dio por controlado en la madrugada del pasado jueves. Mientras que los efectivos trataban de controlar las llamas que han arrasado más de 11.500 hectáreas en Vall d´Ebo, se inició el fuego en la sierra del Caballo de Petrer, a unos 100 kilómetros de distancia. De hecho, muchos de los medios aéreos empleados en el incendio de El Comtat y la Marina Alta tuvieron que abandonar la zona y dirigirse a Petrer, donde el fuego se propagaba a toda velocidad con la ayuda de un ligero viento, las altas temperaturas y la sequedad de la vegetación.

La Guardia Civil ha realizado una exhaustiva investigación para determinar el origen del fuego. |

Tan pronto como tuvieron conocimiento de lo ocurrido, los especialistas del Servicio de Protección de la Naturaleza (Seprona) de la Guardia Civil de Alicante se trasladaron a la zona e iniciaron una investigación para esclarecer las causas y circunstancias en las que se produjo el incendio, así como la posible existencia de responsabilidad por parte de las personas presuntamente involucradas.

Los agentes del Seprona inspeccionando el lugar donde se originó el incendio. |

Este jueves los agentes del Seprona de Alicante encargados de la investigación se dirigieron de nuevo al escenario de los hechos, localizando el punto exacto en el que se inició el fuego, junto a unas casas de campo de la partida rural de Puça, y también llevaron a cabo un estudio de su evolución.

Una vez que se recabaron todas las pruebas y manifestaciones de los testigos, los agentes concretaron que el incendio se inició como consecuencia de los restos de carbón de una barbacoa que se había realizado unos días antes en la casa de campo del investigado. Uno de los propietarios de la finca retiró las ascuas el pasado miércoles y las arrojó al jardín creyendo que estaban completamente apagadas. Sin embargo, debido a la sequedad del matorral en la zona y a la situación climatológica, las brasas se reactivaron y prendieron fuego a unos matorrales, propagándose las llamas rápidamente por la ladera sur de la montaña. El investigado, que se encuentra totalmente abatido, ha asegurado a los investigadores que trató de frenar el avance del fuego vertiendo agua con una manguera. Pero no lo consiguió y el siniestro se extendió por el Alto de Cárdenas alcanzando incluso la zona boscosa de l'Alvaiol.

El incendio continúa activo, aunque fue controlado en la madrugada del jueves, y ya ha quemado unas 100 hectáreas de matorral y pino en la sierra del Caballo, dentro del Paisaje Protegido de la Sierra del Cid y el Maigmó.