Cinco hijos y dos ruedas

Cinco hijos y dos ruedas

Ciclismo
Es madre de 5 hijos, empresaria y atleta amateur  | Javi Ferrándiz

Es madre de 5 hijos, empresaria y atleta amateur que ha participado en las carreras más duras de mountain bike

Ha competido en diferentes países, ultratrails, maratones de montaña, Ironman y triatlones

“Mis hijos fardan de madre”. Son cinco, ni más ni menos. Y ella, una mujer a la que le suena el despertador a las seis de la mañana. Desde ese momento, el deporte es arte y parte de su día, algo que compatibiliza con la dirección de una empresa familiar y una familia que casi funciona como una empresa. Hace encaje de bolillos para cuadrar una agenda ya de por sí compleja con la que le permite competir en las carreras más duras de mountain bike, ultratrails, maratones de montaña, ironman y triatlones diversas.

“Las mujeres que somos madres, y más de familia numerosa, tenemos mil excusas para no hacer deporte -explica- pero a mi me ponen los retos y necesito la adrenalina y saber que puedo lograrlo”. Y añade que “no soy excepcional, simplemente me niego a entrar en el círculo vicioso que te lleva a no moverte. Necesito hacerlo para no sentirme atrapada en el ‘combo’ niños, marido, casa y trabajo”. Gemma se define como una “ciclista inconformista” porque va contra corriente por dentro y por fuera. Le ha costado mucho superar barreras machistas para llegar a la meta. “Me he sentido muy sola bastantes veces. Ellos hacían piña y a mí me dejaban de lado. Y cuando ven que vas a tope y les puedes pasar por delante, no les hace ninguna gracia”, asegura. Revisa sus tatuajes mientras repasa sus mejores momentos, como “cualquiera de las siete Titan Desert en las que he estado, aunque en una de ellas me perdí y llegué de noche y echa polvo al campamento. Aunque la prueba más dura fue la Transpyr, setecientos kilómetros en BTT inolvidables…”, afirma sonriendo. Muchas experiencias deportivas a las espaldas y mucha tinta grabada en los brazos de la deportista: “Coordenadas GPS de los lugares donde han nacido mis hijos, sus nombres y el de mi marido, la fórmula de la dopamina y el significado de la palabra ‘madre’, entre otros”. Les sumo uno más que la describe absolutamente: empatía. La que tiene consigo misma y con los demás.

Pues consultar la edición impresa aquí