Un gimnasio de Castellón rectifica y permite a una chica trans usar el vestuario femenino tras vetarla

Un gimnasio de Castellón rectifica y permite a una chica trans usar el vestuario femenino tras vetarla

Alba Ibáñez, la chica trans denunciante.
| sport

Aura Ibáñez denuncia el caso en redes y se felicita por el cambio de postura

Aura Ibáñez, una chica trans de Castellón, ha denunciado a través de las redes sociales que un gimnasio de la ciudad le prohibió el uso del vestuario de mujeres, alegando que otra usuaria del recinto no se encontraba "cómoda" en su presencia.

En su hilo de Twitter, la joven detalla que se lo comunicó la encargada de recepción, pese a que la decisión partió de la dirección del gimnasio, y denuncia que la solución no puede ser "ocultarme a mí en vez de explicarle a la mujer que soy igual de mujer que ella".

"¿Yo pago por ese vestuario y por esa ducha igual que todas y ahora resulta que por ser trans no puedo usarlo?", se pregunta.

Alba Ibáñez adjunta asimismo un artículo de la ley trans de la Generalitat Valenciana, que en el punto 6 del artículo 38 garantiza el uso de las instalaciones deportivas "de acuerdo con la identidad de género".

Rectificación

No obstante, el gimnasio ha rectificado su postura con rapidez y hoy mismo se ha puesto en contacto con ella para comunicarle que podía utilizar las instalaciones con normalidad. "Hoy me han llamado de la central y me han pedido disculpas, han hablado con las trabajadoras de mi gym y he podido usar el vestuario de mujeres", explica en Twitter.

"Súper contenta de que todo se haya solucionado tan rápido gracias al apoyo que he tenido en redes, tenemos que seguir compartiendo estos casos y ocupando espacios, NI NOS CALLAMOS NI NOS ESCONDEMOS", finaliza.