El 'XV del Gallo' conquista Cardiff y reafirma aún más su candidatura al título

En un duelo muy excitante, Francia se ha impuesto a Gales en el Principality por 23-27

Los galos han ganado sus tres partidos y lideran el torneo a la espera del Inglaterra-Irlanda

Francia supo sufrir para arrancar un triunfo clave en Cardiff
Francia supo sufrir para arrancar un triunfo clave en Cardiff | EFE

La 'nueva' selección de Francia asaltó el Principality Stadium de Cardiff (23-27) y acabó con las opciones de País de Gales, defensora del título, y se postuló al título del torneo Seis Naciones 2020 después de contar sus tres partidos por victorias.

Los triunfos contra Inglaterra e Italia necesitaban un refrendo en casa del campeón. Al conjunto de Fabien Galthie no le falló el pulso y pese al intento de reacción del conjunto local amasó un triunfo de peso donde no se imponía desde hace diez años, por 20-26, cuando el XV del Gallo logró su última corona.

Ni siquiera el hecho de que Dan Biggar, con un golpe de castigo, adelantara muy pronto a Gales, incomodó de salida a Francia. 

Respondió rápidamente con un ensayo de Anthony Bouthier, convertido por Romain Ntamack y comenzó a tomar el mando (3-7).

Otra marca de Paul Willemse poco antes de la media hora fue la confirmación de que Francia había saltado al césped a romper los pronósticos. 9-17 al descanso con Gales en el partido gracias a un par de golpes de castigo más de Biggar.

Y no pararon de intentarlo los anfitriones. Dillon Lewis, con el primer ensayo galés, y Biggar ajustaron el marcador al inicio del segundo periodo (16-17). 

Francia, en cambio, supo capear el chaparrón. Romain Ntamack (declarado mejor jugador del encuentro), con una marca y su conversión dio el golpe que parecía acabar de decantar el choque (16-24).

Gales apretó a los galos con varias melés a cinco metros | EFE

El XV del Dragón, que vio cortada su racha en el Seis Naciones la pasada jornada en Dublín, no podía desmontar la resistencia gala. 

Aún así no cesó de intentar meter presión y encontró opciones al final con un ensayo y transformación de Biggar (23-27).

Después de tenerlo todo perdido Gales estaba a tiro de un ensayo. Francia lo pasó mal y hasta la última jugada no pudo respirar. La afición local, con el tiempo cumplido, impulsó a los suyos a una remontada casi heroica. 

Por unos segundos soñó, los que transcurrieron entre una tremenda galopada de Nick Tompkins que acabó siendo frenada por la defensa de los 'bleus' y por el colegiado Matthew Carley, que decretó un golpe de castigo que puso fin al choque.

Gales acabó por ceder el partido y la corona el torneo emblemático del rugby del hemisferio norte, que tratará de recuperar un decenio después Francia, a la que le queda visitar a Escocia en Murrayfield y recibir a Irlanda en Saint Denis.

cerrar
Sport

SPORT.es

Descarga gratis la app en tu móvil