Enric Gallego sella el pase del Tenerife a la final

Enric Gallego sella el pase del Tenerife a la final

EFE

El delantero catalán decantó el partido de vuelta con un doblete en Gran Canaria (1-2)

El conjunto blanquiazul se enfrentará en la próxima ronda al ganador de la serie Eibar-Girona

Con un doblete de Enric Gallego el CD Tenerife venció por 1-2 a la UD Las Palmas en el estadio de Gran Canaria y jugará la final de ascenso a LaLiga Santander, a partir de la próxima semana, frente al ganador de la eliminatoria entre SD Eibar y Girona FC.

FICHA TÉCNICA
LaLiga SmartBank

UDP

1 ________________ 2

TEN

ALINEACIONES

UD Las Palmas

Álvaro Valles; Álvaro Lemos, Raúl Navas (Álex Suárez, 72'), Eric Curbelo, Sergi Cardona; Kirian, Mfulu, Jonathan Viera (Maikel Mesa, 42'); Jesé (Benito, 46'), Rober (Rafa Mujica, 65') y Moleiro (Pejiño, 72').

Tenerife

Juan Soriano; Moore, Sergio González, José León, Mellot; Mollejo (Elady, 77¡), Corredera (Sipcic, 80'), Aitor Sanz, Bermejo (Pomares, 60'); Mario González (Andrés Martín, 60') y Enric Gallego (Míchel, 80').

Goles

0-1 M. 4 Enric Gallego. 0-2 M. 45+6 Enric Gallego (pen.). 1-2 M. 71 Eric Curbelo.

Árbitro

Jon Ander González Esteban (vasco). T.A.: Jonathan Viera (31'), Raúl Navas (45+5') / Aitor Sanz (21'), Enric Gallego (72') y Pomares (93').

Incidencias

Partido de vuelta de la primera eliminatoria de ascenso a LaLiga Santander, disputado este sábado en el estadio de Gran Canaria ante 31.502 espectadores

El equipo blanquiazul, que partía con una ventaja del 1-0 del partido de ida, volvió a ser mejor que su eterno rival y marcó dos goles en la primera mitad, por mediación del delantero catalán Enric Gallego; el primero muy pronto, en el minuto 4, y el segundo de penalti, en el tiempo de prolongación del primer periodo.

El equipo amarillo, que además perdió por lesión a Jonathan Viera antes del descanso, acortó la diferencia en el segundo tiempo con un tanto de Eric Curbelo, a la salida de un córner, aunque ya no tuvo fuerzas para intentar dos goles más y forzar la prórroga.

Se esperaba una salida en tromba del equipo amarillo, pero fue su rival el que entró mucho mejor al partido. En una de sus aproximaciones, un centro de Corredera desde la derecha lo cabeceó Enric Gallego adelantándose a un dubitativo Álvaro Valles, y el balón acabó entrando en la portería, después de que Raúl Navas intentase sacarlo. El VAR concedió el tanto, pues el balón había traspasado claramente la línea de meta.

Tardó en reponerse del golpe el conjunto grancanario, pero a la media hora de partido ya era claro dominador del juego, sometiendo a un Tenerife que fue perdiendo salida de balón. Un tiro de Moleiro y un cabezazo de Rober, ambos detenidos por Juan Soriano, fueron los primeros intentos locales.

Las Palmas, sin embargo, aún recibiría dos golpes más antes del descanso. Jonathan Viera tuvo que dejar el campo entre lágrimas, con una lesión en el muslo derecho que arrastraba desde los minutos iniciales, por lo que pidió el cambio.

Aún con el Gran Canaria tratando de reponerse del segundo varapalo de la tarde, en el tiempo de prolongación, un codazo de Raúl Navas a Mollejo en una pugna aérea fue castigado como penalti por el árbitro, tras ser llamado por el VAR. Álvaro Valles estuvo muy cerca de detener el disparo de Gallego, que acabó en la red. Tras el descanso, la Unión Deportiva necesitaba recurrir a la épica de lograr tres goles para forzar la prórroga, y además sin Viera, su jugador franquicia.

A pesar de ello, llegó al área rival con cierta facilidad, tuvo sus momentos con la habilidad de Moleiro, aunque encontró el premio a balón parado, tras un saque de esquina de Benito desde la izquierda que Eric Curbelo cabeceó a la red, ganando la pugna a Mellot, con 20 minutos por delante. El Tenerife no lograba enlazar tres pases para exigir a un rival muy expuesto atrás y acabó defendiendo su ventaja con tres centrales, con un claro 1-5-4-1.

Los de Pimienta reclamaron penalti en un despeje de Juan Soriano que acabó impactando con los tacos en Mujica, que el árbitro no concedió, y acabaron muy justos de fuerzas, colgando balones frontales que el Tenerife resolvió sin problemas, confirmando su condición de mejor equipo visitante de la categoría, para asegurar la victoria y el pase a la gran final por el ascenso.

Temas