El público de Roland Garros abuchea a Djokovic

El público de Roland Garros abuchea a Djokovic

Djokovic, durante su partido contra Nishioka
Djokovic, durante su partido contra Nishioka | AFP

Las efusivas celebraciones del serbio Novak Djokovic no gustaron en la grada

Se mostró crítico con Wimbledon: "Tengo la idea de jugarlo, pero es todo bastante injusto, personalmente he perdido este año 4000 puntos por decisiones políticas"

Novak Djokovic no cambia. El serbio sigue siendo fiel a si mismo y su comportamiento en la pista no se caracteriza por la discreción, ni siquiera cuando su superioridad es manifiesta.

Nole tuvo un plácido debut ante el japonés Nishioka pero no pudo evitar un exceso de euforia en la celebración de algunos puntos, actitud que no gustó en la grada y que le supuso algún abucheo.

Fue especialmente patente cuando con 6-3 y bola para el 2-0, el serbio gritó desaforadamente tras un error de su rival, lo que provocó la airada reacción de los espectadores. Poco después, pareció enloquecer también tras ganar un punto intrascendente, lo que provocó de nuevo la reprobación de la grada.

Al acabar el partido, el serbio fue cuestionado por el posible boicot a Wimbledon: "Yo tengo previsto jugar", aunque se mostró a su vez crítico con el torneo inglés: "Es todo bastante injusto, personalmente he perdido este año 4000 puntos por decisiones políticas. Entonces, para mí o para los tenistas que lo hicieron bien el año pasado, no solo no vamos a tener la oportunidad de ganar puntos, sino que no podemos defenderlos. Es una situación muy singular y extraña, debo decir. Por supuesto, un Grand Slam sigue siendo un Grand Slam. Wimbledon para mí siempre fue el torneo de mis sueños cuando era niño".

Djokovic ofreció alguna solución: "Siento que la ATP también podía haber encontrado un término medio. Podrían haber quitado los puntos de este año, pero podrían haber congelado los del año pasado, igual que hicieron durante la pandemia".