¿Hasta cuándo hará historia Rafa Nadal?

¿Hasta cuándo hará historia Rafa Nadal?

Nadal no se cansa de celebrar títulos, pero ¿hasta cuando?
Nadal no se cansa de celebrar títulos, pero ¿hasta cuando? | AFP

Su lesión en el pie izquierdo le está dando este año quebraderos de cabeza y un intenso dolor

“Ahora lo que estoy haciendo es competir, cuando acabe el torneo lo explicaré”, dijo un Nadal enigmático

Cuando muchos daban por muerto a Rafa Nadal, el balear respondió a los escépticos con un triunfo sobre el número uno, Novak Djokovic, en un partido memorable en cuartos de final de Roland Garros. La Philippe Chatrier pudo ver una vez más cómo Nadal tiró de esa garra que le ha llevado a tantos éxitos y con ella y un tenis excepcional superó a su eterno rival en un momento incluso ‘frágil’ del mallorquín, que ha visto cómo de nuevo su lesión en el escafoides del pie izquierdo le da quebraderos de cabeza. Los últimos meses ha vuelto el dolor intenso y ello está cambiando la perspectiva de Rafa de cara al futuro.

Está claro que el manacorí no va a alargar mucho más su carrera. Lleva unos días en los que insinúa constantemente que su retirada está cerca. “No sé si el de Djokovic será mi último partido en Roland Garros”, dijo antes de medirse al serbio. 

No lo será. En todo caso podría ser el penúltimo, pero jamás el último. Su excepcional triunfo le ha llevado a unas semifinales en las que se medirá a Alexander Zverev mañana en busca de su 14ª final en Roland Garros. Pese a la exhibición que nos regaló a todos los aficionados al tenis, en la posterior rueda de prensa Rafa insinuó de nuevo un adiós inminente.

Este viernes cumple 36 años y sabe que es complicado ir a más. Estaba emocionado con el partido que realizó: “He jugado mi mejor partido en los últimos cuatro meses, pero por falta de hábito de jugar a este nivel he perdido ese segundo set. Jugar bien, mantener la intensidad mental y física es un hábito, y estos tres meses y medio ni lo he podido entrenar ni competir. Por eso tiene más valor la victoria. En el tercer set he tenido un buen nivel y en el cuarto no he perdido la esperanza”, señaló de entrada.

El Nadal más enigmático

Pero la siguiente frase es la que dejó intranquilos a sus fans: “Aquí vamos a dejarlo todo. No sé lo que puede pasar después de aquí, pero voy a poder competir y es lo que estoy haciendo. No es momento de dar muchas explicaciones. Cuando termine el torneo lo explicaré”, comentó Nadal. La puerta a la retirada está más abierta que nunca. 

Con dolor o sin él, la realidad es que Rafa sigue haciendo historia en el tenis. El de Manacor nunca se da por vencido y desea seguir luchando siempre que se sienta competitivo, como le está pasando en París. Ganar al número uno es una inyección de energía de cara a las semifinales donde, si le respeta el dolor, Nadal intentará dar un paso más y buscar una final que le acercaría y mucho a una nueva página para la historia del tenis mundial.

Las incógnitas

Pero tras Roland Garros se abren muchas incógnitas en cuanto a su futuro inmediato. Sobre el papel, el próximo reto de Rafa Nadal tendría que ser Wimbledon, que se disputará del 27 de junio al 10 de julio próximos. Antes disputaría algún torneo de preparación para la hierba. Pero tal y como tiene el físico, no sería descabellado pensar que el tenista manacorí renunciará al Grand Slam londinense. Teniendo en cuenta que el torneo británico ha sido ‘castigado’ por la ATP y la WTA por vetar a los jugadores rusos y bielorrusos en su torneo por la invasión a Ucrania y este año no repartirá puntos, la presencia de Rafa se antoja de momento complicada. Sería lógico, pues, que no acudiera para evitar más riesgos de los necesarios.

Pero la temporada es larga y quedan retos todavía por cumplir aunque renunciara a Wimbledon. El primero, el US Open, último Grand Slam del año que se disputará del 29 de agosto al 11 de septiembre donde buscaría su Grande número 22. La Copa Davis, la Laver Cup y la Copa Masters permanecerán en su agenda y en función de como se encuentre, Nadal decidirá. Finiquitada esta temporada los tambores de retirada suenan más fuertes.