Varane, en la rampa de salida

El Real Madrid ha empezado a negociar con el Manchester United, consciente de que no podrá retener al francés

El club madridista ha tasado al defensa en 70 millones de euros, aunque no puede descartarse ningún escenario

Varane fue el protagonista del Real Madrid ante el Huesca | PERFORM

Mientras Sergio Ramos prepara ya su traslado a París para enrolarse en el PSG, su inseparable compañero de fatigas a lo largo de las últimas temporadas, el central francés Raphaël Varane, empieza a intuir que sus planes de futuro no tardarán en hacerse realidad. El Real Madrid y el Manchester United han empezado a negociar, lo que confirma que el club madridista ya ha tirado la toalla y tiene asumido que no podrá renovar al internacional francés, cuyo contrato finaliza en 2022.

Las opciones de que Varane siga defendiendo la camiseta madridista van reduciéndose. El jugador está jugando sus cartas con maestría, consciente de que tiene muchos ases en la mano. Tiene sobre la mesa una oferta para renovar su contrato que rompe la política de contención en materia de sueldos que está siguiendo a rajatabla la directiva blanca, y también tiene atractivas propuestas del PSG y del Manchester United.

No puede descartarse ningún escenario, pero cada día que pasa el Real Madrid ve más complicado sellar la continuidad de Varane, circunstancia que le obliga a ponerle en el mercado este verano. De hecho, desde Inglaterra ya llegan informaciones que aseguran que el ya se han iniciado los contactos entre el Manchester United y el Real Madrid.

MARGEN DE MANIOBRA

El club madridista ha tasado al jugador en 70 millones de euros, aunque se trata de una cifra poco realista teniendo en cuenta que el francés acaba contrato dentro de un año. Por eso, el Manchester United ha empezado las negociaciones filtrando a la prensa que el alto coste de Jadon Sancho, por el que pagará 85 millones de euros al Borussia de Dortmund, le deja poco margen de maniobra este verano. La oferta de los ‘Red Devils’ no superará los 45 millones de euros.

No será difícil que el acuerdo definitivo ronde los 50 millones, aunque será necesario esperar unas cuantas semanas más, hasta que el jugador comunique oficialmente a los dirigentes blancos que no tiene intención de renovar su contrato o, en su defecto, que quiere seguir a las órdenes de Carlo Ancelotti. En este último caso, el club madridista le obligará a renovar para evitar que dentro de un año se vaya con la carta de libertad debajo del brazo. En este tema, Florentino Pérez, presidente blanco, va a seguir una estrategia opuesta a la del PSG con Kylian Mbappé.

cerrar
Sport

SPORT.es

Descarga gratis la app en tu móvil