Valencia-Real Madrid Mestalla decide el liderato

Zidane tiene varios temas por resolver en su equipo y mira de reojo el clásico del miércoles

Los de Celades llegan reforzados de la Champions y tienen el respaldo de su público

Zidane habló en la previa del Madrid-Valencia | Perform

El Real Madrid necesita ganar esta noche al  Valencia en Mestalla (21,00 horas) para quitarle el primer puesto al Barcelona a tres días de rendir visita al Camp Nou.

La Real Sociedad le echó un capote el sábado frenando al Barça (2-2), resultado que al Madrid le viene de perlas para no llegar más tensionado de lo que debe a un campo hostil como Mestalla para medirse a un rival dañino y peligroso.

Un Valencia que no regala nada y menos al Madrid, equipo al que consideran enemigo acérrimo desde que les birlaron a Mijatovic. Pero en el fútbol no cabe el odio sino los goles, y ambos llegan finos y en buena racha.

Sonrisilla merengue

Si el madridismo esboza desde ayer media sonrisilla, Valencia es mal sitio para lucirla porque el gesto puede mutar en preocupación a tres días de visitar el Nou Camp. Y es que la sonrisa, dicen, va por barrios pero puede durar lo mismo que un merengue en un microondas. Zidane, que de esto sabe algo, insiste sin falsas posturas en concienciar a sus jugadores que mirar más allá de esta noche sería un error, como lo sería hacer probaturas para el Nou Camp. 

Valencia y Madrid llegan en un momento dulce. Los de Celades se presentan ante su público con un estado de ánimo reforzado tras meterse en los octavos de la Champions con esa hazaña de ganar al Ajax en Ámsterdam.

Un equipo que ha ido a más y que quiere redondear la semana tumbando a los blancos para meterse en la pomada europea de la clasificación. Celades ha conseguido cerrar filas para potenciar un estilo de juego sobrio, valiente y con pegada.

Sin prisas pero sin pausas para consolidarse en un banquillo que tenía clavos de punta cuando llegó y que ha ido limando uno a uno elevando la autoestima de sus futbolistas. Los ché aún no han tocado techo con el técnico catalán y el Madrid es el rival que les exigirá lo máximo para acercarse a su mejor versión.

En racha

El Real Madrid también llega en el mejor momento de la temporada. Diez partidos invictos, ocho victorias, y desplegando un fútbol convincente. Pero lo difícil no ha sido llegar hasta aquí, porque Zidane tiene material para conseguirlo, lo difícil va a ser mantenerse. Tiene dos de las salidas más comprometidas del campeonato y se juega mandar en la clasificación o recibir una patada para abajo que le dejaría a la altura de las dos últimas temporadas. 

Zidane tendrá que hilar fino con lo que tiene. Buscar el relevo idóneo a esa banda izquierda sin Marcelo ni Mendy, decidir si protege o no a Casemiro para que no se pierda el Clásico si ve una amarilla y elegir el acompañante de Benzema para un ataque que sí debe probar para el miércoles en el Nou Camp.

Las respuestas sólo las tiene el francés, que esconde partido a partido para que el rival no lea entre líneas. En la banda izquierda tiene tres opciones: Carvajal (con Odriozola en la derecha), Militao Nacho. Una posición que no preocupa para el Clásico con la vuelta de Mendy tras cumplir su sanción ante los ché.

Casemiro sí o no

Las otras dos decisiones si tienen incidencia en el Clásico. Quitar a Casemiro es restar galones al centro del campo, pero ponerlo puede costarle el Clásico si es amonestado. Soluciones tiene para relevar al brasileño, pero no las ha probado esta temporada y ahí reside el doble riesgo. Y la otra es buscar socios a Benzema con Bale salido de una lesión. Rodrygo es el que más papeletas tendría.

La gran duda de Celades es buscar compañero a Rodrigo con Gameiro Maxi lesionados. El técnico apunta a Vallejo, que completaría el ataque con Ferrán. Por detrás lo esperado, con CoquelinParejo Soler y con la defensa habitual con Jaume por el lesionado Cillessen.

PREVIA VALENCIA - REAL MADRID
Previa Valencia - Real Madrid | GRÁFICO: MARC CREUS

cerrar
Sport

SPORT.es

Descarga gratis la app en tu móvil