El Real Madrid aprovecha la inocencia del Alavés para lamerse las heridas

El equipo madridista se reencontró con la victoria gracias a los goles de Casemiro, Hazard y Benzema, autor de un doblete

El cuadro babazorro dio muchas facilidades en defensa y no reaccionó hasta el descanso, cuando ya perdía por 0-3

El Real Madrid puso paños calientes a la crisis que se había originado tras sus dos derrotas consecutivas en la Supercopa de España y la Copa del Rey. Con Zinedine Zidane viendo el partido cómodamente desde su domicilio particular debido a su positivo por coronavirus, los blancos se reencontraron con la victoria en Mendizorroza tras tres decepciones consecutivas y se reengancharon a la Liga Santander aprovechando la indolencia y fragilidad de un Alavés que le dio toda clase de facilidades en el primer tiempo.

FICHA TÉCNICA

Liga Santander

ALA

1-4

RMA

Alavés

Pacheco, Ximo Navarro (Borja Sainz, 46'), Laguardia, Lejeune, Duarte, Martín, Pina (Pere Pons, 72'), Battaglia (Manu García, 46'), Luis Rioja (Lucas Pérez, 46'), Edgar Méndez y Joselu (Deyverson, 78').

Real Madrid

Courtois, Lucas Vázquez, Varane, Militao, Mendy, Modric (Odriozola, 77'), Casemiro, Kroos, Marco Asensio (Isco, 77'), Benzema y Hazard (Vinicius, 63').

Goles

0-1, Casemiro (15'); 0-2, Benzema (41'); 1,3, Joselu (59'); 1-4, Benzema (70').

Árbitro

Hernández Hernández (comité canario). Amonestó a Ximo Navarro (10'), Manu García (49'), Militao (59'), Laguardi (79'), Borja Sainz (85'), Mendy (86'), Benzema (87') y Edgar Méndez (92').

Incidencias

Partido correspondiente a la 20ª jornada de la Liga Santander disputado en el estadio de Mendizorroza a puerta cerrada.

Los blancos vivieron un partido más cómodo de lo esperado y lo dejaron sentenciado en los primeros 45 minutos gracias a los goles de Casemiro, Benzema y Hazard. Con Modric dispuesto a mantenerse joven de forma eterna y recuperado el acierto de cara a portería, David Bettoni pudo disfrutar sin contratiempos de su primer partido como teórico técnico madridista.

El equipo madridista no desaprovechó la inocencia del cuadro babazorro, que no estuvo a la altura el día que celebraba su centenario. Los blanquiazules apenas aguantaron el tipo cinco minutos. Es el tiempo que necesitó su rival para coger el mando del encuentro. Kroos y Modric ejercieron de líderes y asumieron la responsabilidad en ausencia de Zidane y Sergio Ramos.

Courtois sólo tuvo noticias del Alavés en un cabezazo alto de Joselu (2') y una espectacular volea de Martín (13'). A partir de ese momento el belga fue un espectador privilegiado en estos tiempos de coronavirus y ausencia de público.

PRIMER AVISO

El Real Madrid avisó en el 14' en una doble ocasión de Benzema que salvó por dos veces el meta local. En el córner siguiente Casemiro abrió el marcador aprovechando que Lejeune no tuvo a bien importunarle para evitar su cabezazo. El partido se decantaba claramente a favor de los intereses del cuadro visitante, que siguió controlando sin problemas y acercándose con peligro al área de Pachecho.

Con el Alavés desbordado y después de que el colegiado no viera una clara amarilla a Mendy tras clavarle un taco a Ximo Navarro y tampoco señalara unas manos de Varane en la frontal después del rechace del propio central francés, apareció por sorpresa Hazard para dejar pasar el balón y asistir así a Benzema en el 0-2 (41') y para batir a Pacheco en el descuento aprovechando un buen pase de Kroos que dejó retratada a la zaga local.

VIENTO A FAVOR

El viento soplaba a favor del Real Madrid, aunque el Alavés salió de los vestuarios con una actitud muy diferente a la que había mostrado en el primer tiempo y Courtois fue el primero en comprobarlo. El belga tuvo que emplearse a fondo ante Joselu nada más arrancar la reanudación y en el 59' Joselu logró recortar distancias aprovechando una falta colgada al corazón del área por Lucas Pérez.

El equipo madridista se dio por avisado y comprobó que no podía contemporizar y permitir que el Alavés se metiera de nuevo en el partido con un segundo gol. Con el equipo babazorro volcado en busca de ese pequeño primer milagro, Benzema encontró el espacio necesario para fabricarse él solo el cuarto gol que dejaba definitivamente sentenciado el resultado.

El Alavés no bajó los brazos y lo siguió intentando y Lucas Pérez estuvo a punto de reducir distancias en el 83', pero el partido ya estaba decidido para satisfacción de Bettoni y del ausente Zidane.

Temas

cerrar
Sport

SPORT.es

Descarga gratis la app en tu móvil