De 'pufos' multimillonarios a resucitados

HISTORIA SPORT

El doblete de Jovic en su primera aparición con el Eintracht nos 'teletransporta' a otros casos como el del serbio

Lukaku, ahora triunfando en el Inter, fracasó en su paso por el United; Higuaín se la 'pegó' en Madrid y se salió en el Nápoles

Jugadores por los que se pagaron millonadas y no llegaron a explotar
Jugadores por los que se pagaron millonadas y no llegaron a explotar | sport

La irrupción inmediata y explosiva de Jovic con el Eintracht de Frankfurt ha sido una de las grandes noticias del fin de semana. Después de deambular durante año y medio por el Madrid, donde llegó como una de las revelaciones de la temporada 2018/19, el serbio decidió dar un paso atrás para poder luego dar dos al frente. Regresó donde se hizo mayor, al club que lo encumbró y con el que alcanzó las semifinales de la Europa League (solo el Chelsea y en la tanda de penaltis pudo apearles de la gran final) y en el que fue capaz de anotar 27 goles en un solo curso.

Una actuación que le catapultó a un sonado fichaje por el Real Madrid, que pagó la friolera de 63 millones de euros por el balcánico. Su paso por la capital ha sido un fiasco, nunca se ha entendido con Zidane, ha tenido varios actos de indisciplina y en ningún momento ha cogido el tono de forma, la regularidad y la dinámica necesaria para ser importante en el club blanco. En 29 minutos marcó tantos goles como en año y medio vistiendo la casaca madridista.

El caso del serbio nos 'teletransporta' a otros sonados. Jugadores que llegaron a bombo y platillo tras un año espectacular, por los que se pagaron millonadas, y que no rindieron como se esperaba. Futbolistas que salieron por la puerta de atrás y que lograron recuperar su nivel de nuevo en otros lugares.

ROMELU LUKAKU:

El delantero belga aterrizó en Manchester procedente del Everton previo pago de 85 millones de euros. Venía de salirse con los 'toffees', pero nunca se adaptó al United. Dos temporadas con la casaca 'red devil', 27 y 15 goles respectivamente y muchos problemas para asentarse. El United decidió venderlo al Inter, donde es el faro y el factor diferencial de Conte. 34 goles la pasada campaña y 17 en lo que llevamos de actual y una implicación espectacular.

'PIPA' HIGUAÍN:

El delantero argentino fichó por el Real Madrid procedente de River el año 2007. En Argentina hablaban maravillas y apuntaba a marcar una época en el fútbol mundial. Pero nunca acabó de destaparse en la capital y finalmente salió dando un paso atrás rumbo a Nápoles por 39 'kilos'. Un paso atrás que le convirtió en un mito del conjunto del sur de Italia (luego villano cuando decidió ir a la Juve). 91 goles en tres temporadas con el cuadro partenopeo.

PACO ALCÁCER:

Creció y maduró en Valencia, donde era uno de los ídolos de la afición. El de Torrent tenía todas las papeletas para convertirse en leyenda en casa, pero decidió aceptar la oferta de un Barça que necesitaba un cuarto delantero para complementar al tridente Messi-Neymar-Suárez. No llegó a cuajar. Tuvo muy pocas oportunidades y no se adaptó a convivir con sus socios de ataque, titulares indiscutibles. Se marchó cedido a Dortmund, que no tardó ni tres meses en ejecutar la opción de compra tras un inicio histórico.

Temas

cerrar
Sport

SPORT.es

Descarga gratis la app en tu móvil