Lucas Vázquez, el hombre de hierro

Es el único jugador que no ha caído lesionado ni enfermo del coronavirus de los 25 jugadores de la plantilla del Real Madrid

Sin ser titular está entre los jugadores que más minutos y partidos ha jugado por su polivalencia y aportación

Lucas Vázquez pudo ampliar distancias en el marcador | MEDIAPRO

Lucas Vázquez es el único jugador de la plantilla del Real Madrid que no ha caído lesionado ni contagiado por el coronavirus de los 25 jugadores que componen la primera plantilla blanca. Todos los demás han pasado por la enfermería por uno u otro motivo, pero no el canterano, que ha estado presente en los 30 partidos oficiales que ha disputado su equipo. Un registro que sólo iguala Militao, aunque el brasileño sí estuvo cuatro días en la enfermería tras un partido con su selección por un golpe en el muslo derecho que le impidió jugar con la ‘verdeamarela’.

La salud de hierro del jugador gallego esta temporada es destacable. A sus 30 años ha participado en todos los entrenamientos dirigidos por el staff técnico salvo tres. Los dos primeros de pretemporada los hizo sobre el césped y no con el grupo, y otro en el que se quedó en el gimnasio a mediados de diciembre, pero sin estar lesionado. Sin ser titular, Lucas Vázquez tiene el mérito de ser uno de los once jugadores más utilizados por Ancelotti en minutos (el décimo con 1.342´) y eso se lo está permitiendo su buena salud, su polivalencia y su buen rendimiento.

RECONOCIMIENTO CON TRES AÑOS MÁS DE CONTRATO

Es un jugador que puede actuar en todas las posiciones del carril derecho: de extremo, de centrocampista o de lateral. Esta temporada ha disputado 22 de los 30 partidos de su equipo, siendo titular en 14 y suplente en ocho. En 12 de esos 14 partidos en los que fue parte el once inicial lo hizo en el lateral derecho para sustituir a Carvajal, y en dos por delante para ejercer de extremo o centrocampista. Sin ser un jugador definitivo siempre rinde por su entrega y calidad. Su compromiso está fuera de toda duda. Su disciplina defensiva y su capacidad de regate dan aire al equipo.

El Madrid valora su aportación y decidió renovarlo tres temporadas el curso pasado (2024).  Un acierto hacer ese esfuerzo atendiendo la demanda del futbolista que rechazó la primera oferta a la baja que le hizo el club, que acabó reconociendo que merecía una compensación después de seis temporadas en el equipo en el que ha hecho un papel importante como suplente útil y sin levantar nunca la voz. A eso se une ser una voz autorizada en el vestuario por su personalidad, un jugador que hace equipo y que no regatea nada por el escudo que defiende desde que llegó al club en 2007.

cerrar
Sport

SPORT.es

Descarga gratis la app en tu móvil