Sport.es Menú

La Juventus sorprende al Real Madrid y dinamita la eliminatoria

La Juventus demostró que también quiere estar en la final de Berlín
La Juventus demostró que también quiere estar en la final de Berlín | sport

El Real Madrid deberá remontar en el Santiago Bernabéu si quiere estar en la final de Berlín. El conjunto de Carlo Ancelotti se vio sorprendido por una Juventus valiente que recogió su premio en el inicio de cada tiempo y que supo resistir para viajar a Madrid con una mínima ventaja. Los blancos, espesos, siguen siendo favoritos pero ya saben que la 'Vecchia' tiene armas suficientes para convertir en tragedia lo que de momento es sólo un susto.

Toni Juanmartí

Juventus

2-1

Real Madrid

Juventus

Buffon; Lichtsteiner, Bonucci, Chiellini, Évra; Sturaro (Barzagli, m.64), Pirlo, Vidal, Marchisio; Tévez (Pereyra, m.85) y Morata (Llorente, m.78).

Real Madrid

Casillas; Carvajal, Pepe, Varane, Marcelo; Kroos, Sergio Ramos, Isco (Chicharito, m.63), James; Bale (Jesé, m.85) y Cristiano Ronaldo.

Goles

1-0, m.8: Morata. 1-1, m.27: Cristiano Ronaldo. 2-1, m.57: Tévez de penalti.

Árbitro

Martin Atkinson (ING). Amonestó a Bonucci (5), Tévez (46), Vidal (56) y Chiellini (90) por el Juventus; y a Marcelo (57), Carvajal (75) y James (85) por el Real Madrid.

Incidencias

encuentro de ida de las semifinales de Liga de Campeones, disputado en el Juventus Stadium ante 41.011 espectadores que dejaron una recaudación de 3.305.232 euros.

“No creo que el partido acabe 0-0”, decía Allegri en la previa del duelo. Y lo cierto es que la Juventus hizo mucho para que no fuera así. Tanto para bien como para mal. Los italianos sorprendieron al Madrid en un primer cuarto de hora espectacular en el que los blancos parecieron, más que nerviosos, dormidos.

También se durmió Vidal en la primera que tuvo la ‘Vecchia’. No era ni el minuto 2 cuando recibió solo en el área grande tras un error de Casillas. Mucho más vivo estuvo Morata para empujar al fondo de las mallas el rechace de un disparo cruzado de Tévez. La Juve ya tenía el gol que tanto merecía.

Al contrario de lo que dice el tópico cuando un italiano se adelanta en el marcador, los locales siguieron apostándolo todo a un fútbol de toque y atrevido, con los riesgos que esto conlleva.

Como si supieran que su momento llegaría sí o sí, los blancos fueron despertando sin ninguna prisa. Primero avisó Kroos con un potente disparo y luego fue Cristiano con un remate demasiado cruzado. A la tercera sí llegó el gol. James puso un balón bombeado dentro del área y CR7 cabeceó a placer ante la pasividad total de un Pirlo que ahora mismo tiene más nombre que fútbol.

Ahí sí cambió el partido. La Juventus entendió que en el intercambio de golpes tenía las de perder y cedió metros y la pelota para ganar solidez defensiva. Lo consiguió, aunque los de Ancelotti rozaron el 1-2 justo antes del descanso con un cabezazo al larguero de James en boca de gol.

Lo vivido tras el descanso fue un ‘déjà vu’. Los locales recuperaron la energía perdida y, como en la primera, encontraron rápido el premio. Carvajal, nefasto toda la noche, cometió un claro penalti sobre Tévez que el propio ‘Apache’ transformó.

No tardó Ancelotti en dar entrada a Chicharito. Y al minuto siguiente, los blancos rozaron el empate en centro-chut de Ramos que desvió el mexicano y al que no llegó por milímetros Cristiano Ronaldo.

Los últimos 20 minutos sí fueron como suponíamos: una Juventus bien colocada atrás esperando el contragolpe y un Real Madrid volcado –aunque sin perder la cabeza- en el área de Buffon.

La ‘Vecchia’ resistió hasta el final, incluso Llorente perdonó el 3-1 en el descuento, y llegará al Bernabéu con ventaja. Mínima, pero ventaja. Muchos ya veían a los blancos en la final de Berlín pero para alcanzarla deberán remontar antes a una Juventus que tiene menos fútbol pero tanto o más corazón. 

cerrar
Sport

SPORT.es

Descarga gratis la app en tu móvil