La Audiencia Nacional confirma las sanciones de Hacienda al Real Madrid

La entidad blanca no afrontó correctamente el IVA en las comisiones abonadas a los agentes de los futbolistas

La Agencia Tributaria reclama un total de 3.266.037 millones de euros al club en cinco sentencias diferentes

El discurso de Florentino hacia Sergio Ramos en el acto de despedida del central | Perform

Daniel Guillén

La Audiencia Nacional ha confirmado las sanciones que emitió la Agencia Tributaria contra el Real Madrid en 2017 y 2018 al no afrontar el IVA de las comisiones abonadas a los agentes de varios jugadores de la primera plantilla. Un total de cinco sentencias entre el 26 de mayo y el 2 de junio de 2021 que le costarán al club una cantidad de 3.266.037 millones de euros.

La primera sentencia, con fecha del 26 de mayo, el club deberá devolver 1.97 millones de euros por las liquidaciones de los ejercicios 2011 y 2014. La segunda, en la que se desestima el recurso del presidente del Real Madrid, Florentino Pérez, supone 477.215 euros. La tercera asciende hasta los 391.790 euros por las liquidaciones del IVA de 2015 y 2016. La cuarta también niega la reclamación de la entidad por 200.100 euros. Y la quinta, del 2 de julio, confirma el expediente abierto por la Agencia Tributaria de 229.383 euros.

El club blanco, según informa el diario El País, habría presentado una extensa argumentación en todas las sentencias al entender que los ejercicios económicos son correctos y con base en la normativa de la Agencia Tributaria, especialmente en la primera sanción, que asciende hasta casi los dos millones de euros.

Los magistrados rechazan la reclamación blanca

Desde la directiva de Florentino Pérez recalcan, según sostiene de nuevo El País, que las contrataciones de intermediarios responden a un interés del club en la mediación de las contrataciones, algo que los magistrados han rechazado de forma absoluta: "Es imposible que el Real Madrid abone comisiones a intermediarios para que actúen en interés del club cuando se trata de los mismos agentes de los jugadores que han negociado los traspasos, los fichajes, las renovaciones, etc. El contrato del intermediario es diferente y coincide con el que firma, como testigo, el contrato laboral del jugador con el club como agente del jugador".

En esta línea, la Audiencia Nacional es tajante: "No parece que la elección de cada intermediario, en los contratos examinados por la administración tributaria, la haga el club, sino, más bien, le viene propuesta por cada jugador. No es concebible, por todo ello, que el club contrate como intermediario al agente del jugador al margen del contrato laboral que une al futbolista con la entidad".

cerrar
Sport

SPORT.es

Descarga gratis la app en tu móvil