Álvaro García: "Llevar al Rayo de Segunda a Europa sería un sueño"

EXCLUSIVA SPORT

El extremo utrerano está siendo una de las sensaciones de la temporada en el equipo revelación de la Liga

"Si tenemos los puntos que tenemos es porque lo hemos merecido", asegura a SPORT

Álvaro García celebrando su gol
Álvaro García celebrando su gol | Mariscal

Continúa siendo el fichaje más caro de la historia del Rayo Vallecano, pero Álvaro García (Utrera, 1992) sigue hablando de él mismo como si aún no hubiera salido de la provincia de Sevilla. Un tipo humilde, cercano y al que el foco mediático y los elogios le han llegado con 29 años. "La experiencia te da un plus", asegura.

Le encanta Vallecas, el equipo y la forma en la que Andoni Iraola les hace trabajar. Es normal. Con prácticamente el mismo equipo que ascendió a Primera el Rayo se está colando entre los mejores y sueña con Europa. De momento, el verbo es "soñar". Ya llegará el de "aspirar". Del trabajo de Iraola, del estilo de juego y de su momento habla Álvaro García para SPORT.

Pregunta: Eres de los jugadores que más puntos hace en las ligas fantasy. ¿Te tratan muy bien los cronistas o es que te lo estás ganando?

Respuesta: Hombre espero que me lo esté ganando (Ríe). Yo me tengo. La verdad es que no esperaba que nos marcáramos una temporada como la que estamos haciendo. También a nivel individual. En Primera nunca había hecho lo que estoy llegando a hacer esta campaña. Quieras o no es importante hacerlo con los mejores. No es lo mismo cuajar una temporada así en Segunda que en Primera.

P: Tu nombre aparece en el panorama más mediático ahora que tienes 29 años, ¿qué secreto hay ahí?

R: Bueno yo diría que trabajo sobre todo. Es verdad que he estado muchos años en Segunda y es difícil ya no solo llegar a Primera sino mantenerte. Pero por suerte parece que este año las cosas están saliendo bien y si todo va bien parece que podremos estar otro año más con los mejores. Esta es la clave.

P: Rondando la treintena pero podríamos decir que en uno de tus mejores momentos. ¿El fútbol se ha convertido en algo para mayores? Ahora hay muchos jugadores que ‘explotan’ más tarde…

R: Bueno yo creo que es para todo el mundo (Ríe). Los jóvenes tienen las ganas de empezar y los mayores pues sí que es verdad que la experiencia te ayuda y valoras mucho más lo que tienes y donde puedes llegar. Esto último quizás sí te da un plus más que a los que están empezando.

P: Tu camino hasta aquí intuyo que no ha sido nada fácil… ¿Cómo era el Álvaro antes de que el Rayo se cruzase en su camino?

R: Justo antes del Rayo tuve la suerte de estar en el Cádiz, donde quizás fue donde exploté verdaderamente para poder venir aquí. Y antes de eso, pues estamos hablando de un chico muy humilde, de un tipo que no había estado nunca en canteras potentes como las de Betis y Sevilla, los dos grandes equipos por cercanía. Estuve toda la vida de joven en mi pueblo, en Utrera, y de allí ya pude pasar al Granada, desde donde empecé mi carrera. Lo mío fue un fútbol de barrio hasta que no llegué a mi primer año de sénior, donde ya fui a Segunda B.

P: Y en 2018 llegas al Rayo, donde vas claramente de menos a más… ¿Te pesó el hecho de ser el fichaje más caro de la historia del club?

R: Fue un cúmulo de muchas cosas. Obviamente eso pesó también. Pero el sistema de juego quizás tampoco me beneficiaba como el que me está beneficiando el de Andoni. Entonces claro, cuando no salen las cosas empiezan a recordarte el ‘costaste 5 millones’. Y al final tu lo piensas también, es inercia. Cuando no te salen las cosas bien vas pensando que quizás no vales eso. Por suerte, he podido recompensarlo y ahí estamos.

P: Tres años en el Rayo donde lo has vivido todo: descenso, no lograr el ascenso, lograrlo con un proyecto nuevo como el de Iraola y ahora la consagración en Primera… ¿Esto te hace estar más arraigado a este club?

R: Sí. Nunca había estado tanto tiempo en un mismo club, quitando el equipo de mi pueblo. Y encima esta temporada he tenido la suerte de renovar hasta 2026 así que me quedan aquí unos cuantos añitos.

P: ¿Qué tiene de especial este equipo para estar ahora mismo rondando Europa? Mismo bloque, viniendo de Segunda...

R: El equipo trabaja mucho, todos los jugadores lo damos todo, hay gente que este año está debutando en Primera y da alegría ver cómo juega, cómo lo pelean todo, cómo defienden… La verdad es que con la unión que hay en el equipo es normal sacar los puntos que estamos sacando. Creo que la clave es esa.

P: En el plano táctico también entiendo que sois un equipo especial…

R: Bueno el equipo tiene muy automatizado lo que tiene que hacer. Esto ya viene desde la temporada pasada. Cuando entramos al campo cada uno tiene muy clara cuál es su función, dónde y cuándo tiene que presionar. El presionar en nuestro juego es clave. Todos sabemos cómo ayudar al equipo. El hecho de tener las ideas tan claras nos ayuda muchísimo. Nosotros somos un equipo que presionamos mucho arriba y la verdad es que saber en qué momento toca apretar nos ayuda mucho para luego atacar y ser un equipo protagonista.

P: Mentalidad muy ofensiva…

R: Al final el equipo está hecho para atacar, presionar arriba, defender siempre en campo rival… Pero sí que es verdad que también sabemos adaptarnos. Si nos tenemos que poner a defender en nuestro campo pues lo hacemos. Hay partidos y partidos. Sabemos que en Primera es aún más complicado tener el control, así que el equipo también sabe replegarse bien y atacar a la contra. Creo que tenemos muchas virtudes. Evidentemente todo está muy trabajado por parte del entrenador, que es el que nos va guiando y nosotros somos unos mandados en eso.

P: ¿También es clave mantener el mismo bloque?

R: Claro, todos nos conocemos y eso nos ayuda a la hora de funcionar sobre el campo. El saber lo que tu compañero te puede dar, qué tienes que hacer para que el otro explote sus virtudes… Todo eso es algo que tenemos ganado de conocernos y se está notando.

P: Decías hace algo más de un mes que el objetivo era la permanencia. ¿Sigue siendo ese o ahora ya tenéis licencia para soñar?

R: Hombre todavía no lo hemos conseguido, así que hasta que matemáticamente no sea así seguirá siendo el objetivo. En cuanto lo consigamos y si estamos ahí, seguro que vamos a pelear por lograr algo más. Lucharemos hasta donde nos dé.

P: ¿No se sueña con algo más?

R: Hombre por soñar que no quede. De venir prácticamente todo el equipo de Segunda a poder jugar Europa pues la verdad es que sería un sueño, algo muy bonito. Lo primero es intentar quedarnos en Primera, luego ya veremos.

P: Equipos como Betis o Rayo estáis ahí arriba. ¿Ha perdido valor esta liga o los de abajo lo estáis haciendo demasiado bien?

R: Si tenemos los puntos que tenemos es porque lo hemos merecido. Está claro que no hay la diferencia que había en otras épocas, donde Barça y Real Madrid llegaban hasta los 100 puntos. Pero eso es bonito para la liga, para la competición y creo que también para las aficiones. Hemos podido ver que cualquiera puede estar allí arriba.

P: Sois uno de los mejores o el mejor equipo local de las cinco grandes ligas. Casi nada… ¿Vallecas vale oro no?

R: Pues sí. Al final el campo ayuda mucho. La afición aprieta una barbaridad y eso al equipo le da alas. Sabemos que Vallecas al ser un campo pequeñito los rivales están incómodos y a nosotros la verdad es que nos está dando la vida. El campo nos ayuda a presionar que es lo que nos gusta. No es lo mismo presionar en el Bernabéu que aquí. En Vallecas hay menos espacios y es mucho más fácil.

P: Un campo que da sentimiento de pertenencia…

R: Sí, totalmente. El hecho de que cada fin de semana el campo esté lleno, que haya colas para comprar entradas… Eso a nosotros nos encanta. Hemos vivido un año sin público y tener el apoyo de la afición para nosotros es media vida. Si vas por Vallecas hay mucha pertenencia al Rayo. La gente te para, te saluda y es bonito el vivir ese ambiente.

P: Me vienen muchos nombres ahora mismo cuando se habla del Rayo. El tuyo, el de Isi, el de Trejo, Catena, Comesaña, Falcao… Pero uno, sobre todo: Iraola. ¿Qué tanto por ciento le das al técnico en todo este éxito que estáis cosechando?

R: Pues mucho. Es verdad que nosotros somos los que jugamos, pero lo hacemos así porque estamos dirigidos por él. El equipo está muy bien trabajado, que eso para nosotros es clave, el saber qué hacer en cada momento. La verdad es que los retoques que hace y los cambios en cada partido se ve que ayudan al equipo. Estamos muy contentos porque esté aquí y esperemos que siga muchos años más.

P: Sorprende por su juventud…

R: Sí, bueno él tiene mucha trayectoria como jugador en el Athletic. Eso seguro que es algo que le ha ayudado y mucho a la hora de ser entrenador. Nos pide mucho a todos, cada uno con sus virtudes y nos complementa de tal manera que mira dónde estamos.

P: Sois un equipo muy humilde pero en cambio tenéis a uno de los jugadores más mediáticos

R: Sí es un poco contradictorio. Ahora tenemos a muchos aficionados colombianos. Falcao es alguien muy mediático y para nosotros bienvenido sea. Todo lo que sea que se sepa qué es el Rayo o qué hace el Rayo pues es bueno para nosotros.

P: Decías que poníais especial hincapié en cómo presionar... ¿En qué más ponéis especial atención en cuanto a la parcela ofensiva se refiere?

R: Bueno trabajamos cualquier situación de ataque, también mucho la salida de balón y sobre todo el juego por bandas. Somos un equipo que nos gusta buscar la profundidad desde los costados y trabajamos mucho centro y mucho remate. Durante la semana lo trabajamos todo en ataque, pero también en defensa. También según el rival...

P: ¿Y a ti particularmente que te pide? ¿Te beneficia este estilo y tiene mucho que ver con que hayas dado ese salto de calidad?

R: A mí me pide sobre todo que vaya al espacio, que le dé mucha profundidad al equipo y que cada vez que llegue a línea de fondo busque el uno contra uno y el centro. Trato de adaptarme siempre a lo que me piden los entrenadores. Este estilo me gusta, de ser mucho más protagonista. Pero en el Cádiz también me iba bien y era otra forma de jugar. Ahí sí que es verdad que basábamos mucho más nuestro juego en salir a la contra y siendo mi velocidad una de mis mejores virtudes pues tampoco me venía mal. Anteriormente en el Rayo sí que había sufrido algo más, ya que se me pedía más juego de espaldas y más meterme por dentro. Ahora es otro juego distinto y evidentemente me ayuda.

P: O sea que eres un extremo de los de antes aún… Quedan pocos

R: Yo soy de los antiguos, sí. Soy de los extremos abiertos en banda y rápidos. Quizás eso me perjudicó anteriormente, cuando había entrenadores que me metían más por dentro. Ahí tengo más problemas. No son mis virtudes, eso está claro.

P: Se llegó a hablar de si podías ir a la Selección

R: Pues si suena es porque las cosas están saliendo bien. Por mí encantado de sonar para la Selección. Yo siempre he estado muy tranquilo y nunca me he venido arriba porque sonara para jugar con España. Esto solo significa que estoy haciendo las cosas bien.

Temas

cerrar
Sport

SPORT.es

Descarga gratis la app en tu móvil