Neymar-Mbappé: Divorcio total

Neymar-Mbappé: Divorcio total

¡Neymar no quiere saber nada de Mbappé! Le preguntan por el francés y pasa esto... | Twitter

Según asegura l'Équipe, la relación entre el brasileño y el francés está en horas bajas

Después de las disputas de las últimas semanas, ambos han optado por mantener una guerra fría

"Es extraordinario poder jugar con un jugador del nivel de Neymar". Cuando Mbappé articuló estas palabras era muy joven, apenas se estaba convirtiendo en una estrella y aún no conocía al brasileño, tan solo le había visto jugar y estaba maravillado por su talento. El brasileño venía de ofrecer un fútbol estelar en el Camp Nou y ambos estaban llamados a ser la dupla de oro en Europa, la que llevaría al PSG a lo más alto hasta ganar la Champions. También estaba encantado Neymar con la idea. Pero todo esto era en 2017.

Hoy, cinco años más tarde, esas palabras y esas intenciones se las ha llevado el viento. Tal y como apunta l'Équipe, la relación entre ambos está muy deteriorada, en un punto muerto y de no retorno. Ya solo tratan de mantener las formas. Nada más. Los intentos del PSG, con Luis Campos y Galtier a la cabeza, de los capitanes e incluso de Leo Messi por reconducir la situación han caído en saco roto y ahora mismo tanto Neymar como Mbappé están en una 'guerra fría', evitando cualquier tipo de hostilidad que perjudique el interés general del equipo y teniendo una paz entre comillas.

Así quedó demostrado cuando al brasileño le preguntaron recientemente por su relación con el francés. El '10' escuchó la pregunta, pero optó por no dar una respuesta que sirviera para echar más leña al fuego. Algo parecido está haciendo también Mbappé de cara a la opinión pública, aunque no dudó en este parón internacional en asegurar que se siente más liberado en Francia que con el PSG. Unas declaraciones algo más rebajadas de tono, pero con mensajes subliminales que evidencian la falta de sintonía entre ambos. Pura cortina de humo para centrarse en lo que está por venir.

Para Neymar y Mbappé el Mundial es prioritario y saben que toda polémica solo jugará en su contra. Pero esto puede cambiar en cualquier momento y cualquier chispa puede ser el detonante perfecto para que el conflicto vuelva a estallar. Ya ha ocurrido esta temporada con el famoso penalti que lanzó Neymar y que enfureció al francés. Luego el brasileño echaría más leña al fuego dando 'like' a comentarios en contra de su compañero. Ninguno de los dos quiere volver a caer en nuevas polémicas, pero veremos.

Mbappé-Neymar: divorcio total

| SPORT

El origen del desencuentro

Y ante este escenario de guerra, que se enciende y se apaga según la semana, tan solo queda por responder a la pregunta del millón: ¿De dónde viene este conflicto? No tiene una fecha marcada, sino que se ha ido cociendo a lo largo de las últimas temporadas. A Mbappé nunca le ha gustado que el club tuviera en tanta estima a un jugador como Neymar, que acumulaba actos de indisciplina y que caía constantemente lesionado. A pesar de ello seguía siendo el favorito, mientras el francés mantenía un papel más secundario.

Pero lo cierto es que ese 'status' cambió con el paso de los meses. Recientemente el galo ha ido adquiriendo más responsabilidad a base de buen rendimiento sobre el verde en detrimento del brasileño, que ha visto como su rol de estrella indiscutible iba decayendo. Y ante esta situación llegamos a este pasado verano, cuando el conflicto es ya una realidad palpable y termina de estallar.

Renovado por todo lo alto, Mbappé se convierte en el líder absoluto del proyecto por encima de Neymar y Messi. Quiere plenos poderes y un equipo donde no aparezca el brasileño. El francés le quiere lejos y ese deseo llega a oídos del '10', que provoca el enfado del jugador. De nada sirven los desmentidos del PSG. Ney no logra entender el poder concedido al jugador francés. Es en este punto donde el conflicto adquiere otra dimensión y explica las numerosas disputas acontecidas en las últimas semanas. El brasileño quiere su papel principal, mientras que Mbappé y el PSG piensan distinto.

Sobre el verde, por eso, parece que existe cierta sintonía. Neymar no se ha cansado de repartir asistencias en lo que llevamos de campaña y Kylian se ha beneficiado de ello. Otra cosa es el francés, que aún no ha dado ninguna. Ni al brasileño ni a nadie. Todos los balones para él. El brasileño, de momento, prefiere no hablar más. Veremos cómo termina todo esto y si esta guerra fría dura tan solo hasta Catar. El tiempo dirá.