Matip manda la Premier a un final de infarto

Matip manda la Premier a un final de infarto

El Liverpool ganó en Southampton gracias a un tanto de córner
El Liverpool ganó en Southampton gracias a un tanto de córner. | Liverpool FC

La segunda unidad del Liverpool doblegó al Southampton y obliga al City a ganarse el título en la última jornada

Los 'saints' se adelantaron con un gol de Redmond, pero el Liverpool completó la remontada en la segunda parte con un cabezazo de Matip

El Liverpool se permite rotaciones, pero no fallar. Los de Jürgen Klopp se sacudieron del Southampton para asegurar un final dramático en la Premier, con el título en juego en la última jornada. Certificó su victoria un inverosímil cabezazo de Matip, que consiguió a la salida de un córner lo que no encontraban los de Klopp en los últimos metros y evitó un susto inesperado.

FICHA TÉCNICA
Premier League

SOU

1 ________________ 2

LIV

ALINEACIONES

Southampton FC

Foster; Walker-Peters, Stephens, Lyanco, Salisu; Elyounoussi, Ward-Prowse, Diallo (Romeu, M.71), Redmond; Tella (Armstrong, M.71), Broja (Adams, M.83).

Liverpool FC

Alisson; Gómez (Henderson, M.45), Matip, Konaté, Tsimikas; Milner, Elliott (Origi, M.64), Jones; Minamino, Firmino (Keita, M.83), Diogo Jota.

Goles

1-0 M.13 Redmond; 1-1 M.27 Minamino; 1-2 M.67 Matip.

Árbitro

Martin Atkinson. TA: Tella (M.69), Stephens (M,74).

Estadio

Saint Mary’s Stadium.

 

Nathan Redmond había puesto antes el miedo en el cuerpo de los ‘reds’. El extremo local no tuvo piedad de los nueve cambios que introdujo Klopp en su once inicial, y en el cuarto de hora se inventó un gol increíble, en un eslalon lleno de fe que recortó hacia el balcón del área, para guardar el balón en la escuadra de Alisson. Se quejó Klopp de una falta previa de Lyanco. Nada en la Premier.

 

El alemán se tomó la licencia de no convocar a Salah, Mané, Van Dijk ni Alexander-Arnold. Luis Díaz y Thiago estaban en el banquillo, pero no jugaron. Todo ello provocado por los 120 minutos de final de la FA Cup que disputaron el sábado. La Champions está a la vuelta de la esquina, y en Anfield no quieren riesgos.

 

La apuesta les salió bien. El Liverpool fue muy superior al Southampton, ya sin nada en juego, y de los 11 tiros que realizaron en el primer tiempo encontró premio con Minamino. El japonés, ex del Southampton, igualó tras una pared con Diogo Jota y dio alas a los ‘reds’ para no renunciar aún a la liga.

 

El guion se mantuvo en la reanudación, pero los ‘scousers’ perdieron lucidez. Allí es donde les sonrió la suerte en el balón parado: Matip conectó un cabezazo rebotado que se envenenó hasta tal punto que acabó en la red de Foster antes de que este encontrara explicación. Si el City gana el domingo al Aston Villa de Gerrard y Coutinho, será campeón. Pero saben que, de no hacerlo, el Liverpool estará al acecho. El truco final de una Premier frenética.

Temas