El Manchester City se quiere asegurar el futuro de Eric García

El joven central catalán ha sido titular en los últimos dos partidos del City de Guardiola, dejando una gran imagen

El proyecto deportivo que le ofreció el City y la confianza de Pep, claves en el progreso de Eric Garcia

 El jugador impresionó a Pep Guardiola ante el Leicester en la Carabao Cup | sport

“No había visto nunca un jugador tan maduro siendo tan joven”, señalan los que pasan por el vestuario del Manchester City y coinciden a diario con Eric Garcia. El que fuera canterano del Barça desde prebenjamines hasta los 16 años de edad, es hoy uno de los nombres del momento en el este de ManchesterPep Guardiola le ha dado dos titularidades consecutivas al central en Premier League, saldadas ambas con triunfos ante Sheffield United y Everton. Hoy tiene 18 años y su consideración ya no es la de un joven muy prometedor, sino la de una realidad para la plantilla de Guardiola. Es por eso que el City se ha puesto manos a la obra.

Pol Ballús

Eric llegó a Manchester en verano de 2017. Firmó por cinco temporadas, un contrato que lo vinculaba con el club hasta 2022. Desde hace meses, el City se puso en contacto con el entorno del jugador el objetivo de premiar su evolución con un nuevo contrato. Se espera que en los próximas semanas empiecen las conversaciones, y acaben llegando a buen puerto.

Evolución en tres años

Desde que dejó Barcelona, Eric Garcia ha debutado en EFL Cup, Champions League y Premier League con el primer equipo del City. En el mismo tiempo, ningún central canterano ha entrado en los planes de la primera plantilla del Barça. Esta campaña ha participado en nueve partidos oficiales a las órdenes de Guardiola. En las últimas dos semanas, acumula 225 minutos en tres partidos de liga. La realidad es que el proyecto deportivo del City ha sido superior al que vislumbraba hace tres cursos en La Masia.

Durante este tiempo, el jugador también ha puesto de su parte. Aterrizó a Manchester con un inglés más que notable, y en su primer año en el club acabó cómo capitán del juvenil. “Talento a parte, Eric es el jugador con mayor actitud de profesional que hay en toda la academia. A distancia del segundo”, sentencian técnicos de la cantera del Manchester City.

Desde que llegó vive en la ciudad deportiva del club. Así será hasta el verano que viene cuando, por edad, se tiene que ir. Su familia sigue residiendo en su Martorell natal, y en los aviones que conectan Barcelona con Manchester. Al enterarse que a finales de septiembre Eric jugaría su primer partido oficial de titular esta temporada, en EFL Cup ante el Preston, su padre voló hacia el norte de Inglaterra. En la grada visitante del estadio, de pie, vio como el City ganaba 0-3, Eric jugaba los 90 minutos y daba una asistencia. Un preludio de lo que vendría.

Eric García jugó contra el Everton con el Manchester City | AFP

Con la confianza de Pep

Todo empezó en verano. Pep Guardiola no pudo hacerse con los servicios de Harry Maguire, central deseado tras la marcha de Kompany. La solución fue incluir a Eric a sus órdenes. Desde entonces, no se ha despegado de la dinámica del primer equipo. “Tiene 18 años, pero cuando juega parece que tiene 25”, razonó Pep en pretemporada. Más tarde, tras una plaga de lesiones en defensa, advirtió que llegaría su momento: “Con los problemas que hemos tenido, va a jugar. Tendrá partidos. Confío mucho en él”.

Debutó en Premier League el pasado mes de septiembre contra el Watford. Jugó 23 minutos con el partido ya resuelto, pero dejando uno de los detalles del día. Lo reveló Pep en sala de prensa: “Es un chicho muy inteligente, está atentísimo a todo. Le gusta mucho el fútbol y lo entiende. Hoy, por ejemplo, no sabíamos si el Watford jugaría con cuatro o cinco defensas. Él se ha fijado en el calentamiento y, con los ejercicios que hacían, me viene y me dice que jugarían con cuatro. Así ha sido”.

¿Nuevo caso Piqué?

Viéndolo jugar es difícil no distinguir la influencia de sus años en Can Barça. Gran habilidad con el balón en los pies, inteligencia privilegiada para leer la salida de balón y capacidad para liderar él solo toda la defensa. Hay quien duda de su altura. Mide cerca de 1.83m, medida que algunos consideran más bien justa para jugar en el físico fútbol inglés. De momento lo ha compensado con mucha solvencia sobre el campo. “Aquí los rivales tienen un nivel físico que no me encontraba en el Barça. A nivel personal he trabajado mucho en mejorar físicamente, y a nivel de juego en el aspecto defensivo. En el Barça estás acostumbrado a defender mucho con el balón, aquí en cambio tienes que hacerlo muchas veces sin él”, reconoció en 2018 en una entrevista a SPORT.

Quien sabe si en el futuro podría haber un regreso, como ya pasó con otro canterano como Gerard Piqué. Un ‘erasmus’ en Inglaterra para acabar volviendo a casa. Por ahora, parece difícil que esto pase, porqué el City está en disposición de asegurarse el futuro más próximo de un diamante forjado en La Masia, pero que se está puliendo en Manchester.

cerrar
Sport

SPORT.es

Descarga gratis la app en tu móvil