Ser ‘AntiGlazer’ está otra vez de moda

La afición del Manchester United ha dicho basta y los más radicales lograron suspender el choque ante el Liverpool, su objetivo desde el inicio

Los propietarios del club podrían ceder y vender el club, para felicidad de sus seguidores... y parte del mundo del fútbol

Un joven aficionado con una pancarta contra los Glazer
Un joven aficionado con una pancarta contra los Glazer | EFE

Arnau Montserrat

El ‘Against Modern Football’ y otros lemas del pueblo futbolístico están más al día que nunca. La Superliga desató una corriente de defensa a ultranza del fútbol de antes. De los orígenes. Del ‘football’ en estado puro, el del aficionado. En el corazón del deporte más famoso del mundo, Inglaterra, la rabia late más fuerte y los seguidores han aprovechado la bomba del anuncio de la nueva competición para levantar rencillas pasadas. El ‘hooligan’ que lleva cada uno de los aficionados, a flor de piel.

El episodio vivido el pasado domingo en Old Trafford lo corrobora. En el United ya no va de Superligas, va de ser ‘AntiGlazer’, una moda ‘vintage’. Una explosión que lleva cocinándose a fuego lento desde 2005, año de la compra trampa. Con un préstamo a cargo del club. Salieron escoltados en su primer partido en Old Trafford. 

Los colores amarillo y verde se han convertido de nuevo en el símbolo de la pelea de los ‘red devils’. La mayoría de aficionados que invadieron el Teatro de los Sueños vestían con los primeros colores del club, del Newton Heath. Una clara oda a los orígenes. A lo que quieren de vuelta al club. 

El silencio de los Glazer preocupa y los aficionados ya han mandado una carta a través de las redes sociales donde avisan: “No queremos que los hechos ocurran regularmente”. Incluso uno de los asistentes habló para ‘The Guardian’ y desveló que el objetivo principal era paralo todo. Incluso el Clásico de Inglaterra. El United-Liverpool que por el momento sigue sin fecha. 

Llamar la atención del mundo. Que la presión social y los movimientos desencadenen en una marcha de los Glazer. Como mínimo de lograr el ansiado 50+1. Que la afición tenga un poco más de la mitad de la propiedad del club. Lo que está claro es que el ‘Glazer Out’ ha tomado las calles de Manchester. Y parece tener solo una solución.  

Escuchan ofertas

Tras pedir perdón a la afición, una disculpa que no aceptaron como bien dejaron claro con pancartas, los Glazer no han dicho nada más. Ninguna reacción. Se filtró por la prensa británica que estarían dispuestos a deshacerse del club si llega una oferta de 4.600 millones de euros. En 2010, los llamados ‘Caballeros rojos’ ofrecieron 1.700 ‘kilos’, rechazados por los propietarios. La realidad es que heredaron al club más rico del mundo y lo tienen con casi 600 millones de deuda. En el campo no ganan una Premier desde 2013. Así se entiende más la revolución. 

Temas

cerrar
Sport

SPORT.es

Descarga gratis la app en tu móvil