Vender a De Jong, un buen negocio

Vender a De Jong, un buen negocio

Lluís Mascaró
De Jong, más cerca del United
De Jong, más cerca del United | sport

El Frenkie De Jong del Barça nunca ha sido el del Ajax. Ni siquiera el de Holanda. En los 140 partidos que ha disputado en sus tres temporadas como blaugrana, el centrocampista (por el que se pagaron 86 millones de euros) jamás ha exhibido el talento que había mostrado en su anterior club. Y lo peor de todo es que su rendimiento ha ido de más a menos. Hasta el punto de que Xavi le considera un futbolista prescindible. Mejor dicho, vendible. Porque si De Jong acaba siendo traspasado al Manchester United es básicamente por dinero.

El Barça necesita los 80 millones de euros que conseguirá por el centrocampista holandés para incorporar a otro jugador en su posición que el técnico considera fundamental para su nuevo proyecto. Se trata de Bernardo Silva, una de las tres piezas, junto a Koundé y Lewandowski, que Xavi quiere tener en la plantilla la próxima temporada para construir un equipo competitivo. El entrenador está convencido de que el centrocampista del Manchester City se adaptará mucho más al juego de posición que quiere seguir imponiendo y, por supuesto, perfeccionando.

Este intercambio de interiores plantea básicamente una realidad: no todos los futbolistas, por muy buenos que sean, pueden jugar en el Barça. Y, aún menos, triunfar. Es lo que le ha pasado a De Jong. Estaba llamado a ser el líder del equipo blaugrana. Pero chavales como Pedri, primero, y Gavi, después le han arrebatado incluso la titularidad. Es verdad que si el Barça no necesitara el dinero, De Jong podría seguir en la plantilla e intentar ‘explotar’ en su cuarta campaña en el Camp Nou. Pero las urgencias financieras mandan.

El traspaso de Frenkie De Jong al Manchester United es cuestión de horas. La insistencia del técnico de los ‘reds’ ha sido decisiva para a avanzar rápidamente en la negociación. Ten Haag fue su entrenador en el Ajax y está convencido de que puede recuperar su mejor versión en la Premier. El Manchester United también está en reconstrucción (la salida de Pogba es la clave de la operación) y el fichaje de De Jong es prioritario para el club inglés. De hecho, su incorporación ha paralizado el resto del mercado del United. Hasta que el centrocampista holandés no llegue a Old Trafford no se activará nada más.

Después de tres años, De Jong se irá sin haber triunfado... pero, como mínimo, dejará mucho dinero en la caja. Cosa que no puede decirse de la mayoría de los desastrosos fichajes multimillonarios de la época Bartomeu.