Harold Abrahams

Héroes Olímpicos: Harold Abrahams

OPINIÓN

Josep González

Harold Abrahams fue uno de los pioneros en las pruebas de velocidad de atletismo y saltos de longitud. Marcado por su condición de judío y los prejuicios de la Inglaterra de primeros del siglo XX, el deporte le abriría las puertas de la sociedad y le serviría como reivindicación personal ante el antisemitismo reinante.

Su paso por la Universidad de Cambridge para estudiar Derecho sería el aldabonazo a su carrera deportiva. Muy pronto, pese a no poseer una destacada constitución atlética -medía 1,70 metros y pesaba 60 kilos-, sobresalía corriendo y saltando. Su primera participación olímpica llegaría en Amberes 1920, donde sus resultados pasarían desapercibidos. Eliminado en los cuartos de final de los 100 y 200 metros y vigésimo en salto de longitud, lo más destacado sería su cuarto puesto en el equipo británico de relevos 4x100 metros.

Un año antes de los Juegos de París, todo cambiaría. De la mano de Sam Mussabini, un experimentado entrenador, la evolución de Harold sería espectacular. Con una exigente preparación, perfeccionaría su forma de correr y su zancada, su forma física y, sobre todo, su psicología a la hora de competir. Entre realidad y leyenda, se cuenta que el preparador colocaba trozos de papel en la pista, que debía pisar con los clavos de sus zapatillas, para que supiera dónde tenía que dar cada paso. 

En la olimpiada parisina, aspiraba a medalla en los 100 y 200 metros, el relevo 4x100 y el salto de longitud -poseía la plusmarca británica con 7,38 m-. El propio atleta criticaría que eran muchas pruebas y la federación limitó su participación a las carreras de velocidad. Así llegaría a su gran cita con la historia el 7 de julio de 1924. En el Estadio Yves-du-Manoir de Colombes, a las 7 de la tarde, Harold Abrahams estaba entre los finalistas de los 100 metros y en su cabeza daba vueltas la consigna que Mussabini le dio instantes antes: “Piensa solo en dos cosas: el disparo y la cinta de llegada. Cuando oigas la primera, corre como alma que persigue el diablo hasta alcanzar la segunda”. 10,6 segundos después, el oro era suyo. Tras la presea de los 100, solo pudo ser sexto en la final de los 200 metros y alcanzaría la plata en los 4x100 m relevos. Harold no podría aumentar su palmarés después de la gloria de París. Apenas transcurridos unos meses, una fractura en un pie saltando longitud precipitaría una inesperada retirada. Ejercería de periodista deportivo, sería comentarista de la BBC y presidente de la Federación Británica de Atletismo. En 1981, 57 años después de su carrera en los 100 metros, el nombre de Harold Abrahams, fallecido tres años antes, sería recuperado del olvido y convertido en leyenda en la oscarizada ‘Carros de Fuego’, una de las mejores películas sobre deporte de toda la historia.

Fecha de nacimiento: 15 de diciembre de 1899

Fecha de fallecimiento: 14 de enero de 1978

Nacionalidad: Británica

Deporte: Atletismo

Palmarés olímpico: Oro 100m, sexto 200m, plata relevo 4x100m (París 1924).

Temas

cerrar
Sport

SPORT.es

Descarga gratis la app en tu móvil