Sport.es Menú
Leo Messi entra en sustitución de Ansu Fati durante el partido entre el Borussia Dortmund y el FC Barcelona de Liga de Campeones y disputado en el Signal Iduna Park en Dortmund.

Disfrutemos los años que quedan de Messi

OPINIÓN

César L. Menotti

Messi nos acostumbró a lo excepcional y continúa siendo el jugador mágico que nos incita a ilusionarnos con solo su presencia en el campo de juego. Puede jugar en cualquier sistema y es incesante su búsqueda del conocimiento y su aportación al equipo, aunque el paso de los años lo ha alejado de aquel jugador que fue decisivo en los últimos 20 metros. Hoy participa de la gestación de la jugada, es armador, rompe por afuera, es asistidor, solo con su presencia no se ganan partidos, pero ayuda a resolver  algunos problemas y cuando ahora haya vuelto de su lesión lo va a ayudar al entrenador a tomar decisiones y a conformar el once titular.

He escuchado todo lo que se ha dicho respecto de su continuidad y su contrato y les diría: tranquilos, disfrutémoslo de la temporada que recién comienza. No nos dejemos llevar por las especulaciones y los rumores. 

Messi le ha dado todo al Barcelona, y el club le ha dado todo lo que necesitaba él en un gran escenario. Las condiciones que requería un gran artista para brillar. Porque fue en el Camp Nou, rodeado de grandes jugadores que fueron sus compañeros, de entrenadores como Guardiola, que Messi se transformó en el mejor jugador del mundo. 

Ese escenario lo acompañó la mitad de su vida, es su casa, parte de su familia, su hábitat. Nadie puede reprocharse nada: club y jugador se dieron todo lo que se debían dar. 

Messi es el mejor jugador también en la historia del Barcelona, en un vínculo de representatividad y afecto con su gente que le ha brindado todo su reconocimiento. Pero la vida pasa y el fútbol con los jugadores es cruel. Y hoy estamos ante los últimos años de la carrera del crack. Es una realidad. 

Convivir en el nivel de exigencia que lo hace el rosarino produce un desgaste también. Y de la misma manera que un día fue el último para Xavi e Iniesta, llegará el día en que será el último para Lio. Por eso es tan importante disfrutarlo, se ha ganado el derecho a decidir su futuro. Y esto no implica que su compromiso haya mermado: Messi siempre querrá seguir formando parte del Barca, ganar títulos, ampliar la historia de su equipo que lo tiene a él como figura estelar. Disfrutémoslo. Lo único que deseo para él es que sus últimos años en el equipo blaugrana sean pacíficos, como han sido estos años de éxito. Él lo merece también. 

Su regreso de la lesión va a serenar al equipo. En lo futbolístico creo que Ernesto Valverde sigue buscando el equipo. El fin de semana vimos jugar juntos a Busquets, De Jong y Arthur. Se tiene que recomponer en la idea de que en el equipo culé el ritmo lo marcan los jugadores. Pero todavía no vemos al equipo brillar. Vimos a varios jugadores participar, rendir, vemos algunos movimientos que el equipo los realiza bien, tiene la tenencia pero aún tiene mucho por mejorar. 

Me gusta mucho Ansu Fati. Tiene habilidad y desparpajo, y es un soplo de aire fresco en un equipo que necesita también de la aventura individual para romper defensas. 

Cuando Messi esté en óptimas condiciones el equipo se va a recomponer en la idea, y confío en que Valverde les dará a sus jugadores la serenidad de la titularidad para que se recomponga el funcionamiento colectivo.

cerrar
Sport

SPORT.es

Descarga gratis la app en tu móvil