Así ha sido el entrenamiento del Barça antes el choque en Mestalla

La continuidad de Koeman también está en juego

OPINIÓN

Albert Masnou

Ronald Koeman tiene contrato con el Barcelona la próxima temporada por lo que, a priori, debería seguir hasta el 2022. Su continuidad, sin embargo, no ha sido ratificada por el nuevo presidente, quien llegó en el club casi dos meses. Va camino de los 50 días al frente de la entidad y apenas ha salido de forma pública para anunciar cambios, para explicar sus primeras decisiones, para acudir al partido del Barça femenino, a la final de la Champions de fútbol sala o para ratificar a Koeman. Dicen que Laporta está horas y horas en el club trabajando en hacer viable económicamente su proyecto y antes de salir públicamente tiene que ordenar la casa. Todo está pendiente de los resultados de la auditoría interna, que está por finalizarse. Acceder a la presidencia en medio de un curso tiene sus complicaciones aunque ya sepas, por experiencia, cómo son los entresijos del club.

Una de las grandes decisiones es la que tiene ante sí es el diseño del proyecto deportivo y la pieza angular es el entrenador. Laporta no puso a Koeman y el entrenador es quien acaba imponiendo su sello en el club. La temporada de Koeman, hasta el momento, ha sido correcta. Ha ganado una final, ha perdido otra, le han eliminado pronto en Champions y está en la carrera por la Liga. Ha sido valiente en su apuesta por los jóvenes, siendo este el legado que dejará. Así pues, Koeman vive al filo de un alambre ya que su futuro puede depender en gran medida de lo que pase en la Liga. Si la gana, perfecto y todo parece que continuará. Si no, será más o menos trascedente si el Madrid acaba siendo campeón o no. El escenario es diferente y en todos los casos, Ronald también se juega mucho este sábado. 

cerrar
Sport

SPORT.es

Descarga gratis la app en tu móvil