Antonio Brown no podrá ayudar a Brady en el duelo ante los Packers

El veterano receptor no se ha recuperado de la lesión sufrida ante los Saints

Si los Buccaneers ganan, irán a la Super Bowl, pero los pronósticos no les son favorables

Antonio Brown y Tom Brady, de los Buccaneers
Antonio Brown y Tom Brady, de los Buccaneers. | Twitter / NFL

EFE / Tampa

La interrogante sobre la presencia del veterano receptor abierto Antonio Brown con los Tampa Bay Buccaneers para el partido del Campeonato de la Conferencia Nacional (NFC) ante los Green Bay Packers quedó despejada este viernes por el equipo al anunciar su descarte.

Lo hizo el entrenador en jefe de los Buccaneers, Bruce Arians, quien dijo que su condición física no era la mejor y no tenía sentido que viajara con el resto del equipo hasta Green Bay (Wisconsin).

"Hable con él personalmente, valoramos la situación y estuvimos de acuerdo que no tenía ningún sentido que se subiese al avión para luego no jugar", comentó Arians a los periodistas tras concluir el entrenamiento, el último antes de dejar Tampa. "No estaba tan cerca como esperábamos, así que lo prepararemos para el próximo".

Siempre que los Buccaneers consigan la victoria lograrían el derecho a disputar el partido del Super Bowl LV, pero ni los pronósticos ni las apuestas les son favorables, a pesar que lleguen con el legendario mariscal de campo Tom Brady.

Brown sufrió una lesión en la rodilla en el partido de playoffs divisionales ante los New Orleans Saints y participó en solo 27 jugadas. No pudo entrenar durante toda esta semana.

Arians lo había descrito como "del día a día", pero Brown no pudo progresar lo suficientemente rápido en su curación por lo que no iba a poder ayudar al equipo cuando estuviese en el campo.

El ex All-Pro lideró a los Buccaneers en recibir pases durante las últimas cinco semanas de la temporada regular y tuvo una recepción de touchdown de 36 yardas en su victoria por comodín sobre Washington.

Brown también tiene experiencia jugando en dos partidos de campeonato de liga y un Super Bowl, algo que pocos compañeros de los que están actualmente con los Buccaneers tienen, con la excepción de Brady, que tiene siete anillos de campeón en su poder como estrella de los New England Patriots.

"Obviamente, es una contrariedad para Antonio. Ojalá pudiera estar ahí con nosotros", comentó Brady. "Otros jugadores tendrán que dar un paso al frente y hacer el trabajo y tengo confianza en todos los compañeros, al igual que con la presencia de AB".

Arians explicó que cree que Scotty Miller y el novato Tyler Johnson podrán dar un paso al frente, de hecho han sido jugadores importantes en los últimos resultados positivos que ha tenido el equipo. Johnson hizo una atrapada clave en la tercera oportunidad para 15 yardas contra los Saints. Miller tuvo solo una atrapada para 29 yardas contra New Orleans, pero ha estado en el lado receptor de algunas de las mejores jugadas de pases profundos de Brady esta temporada. Se le vio seguro en una toma de touchdown de 33 yardas contra los Raiders de Las Vegas y un touchdown de 48 yardas contra los Minnesota Vikings.

"Creo que si nos fijamos en la semana pasada, cuando Scotty y Tyler hicieron esas grandes jugadas en el último cuarto, la cantidad de confianza que los entrenadores y Tom tienen en esos jugadores solo es porque se la han ganado con sus actuaciones brillantes", subrayó Arians. "Extrañarán a Antonio (Brown), pero tenemos gente capaz que van a estar presente en el partido".

Los Buccaneers están listos para recuperar al tackle defensivo Vita Vea contra los Packers, ya que está siendo activado fuera de la lista de reservas lesionados antes del partido del domingo.

Vea volvió a entrenar esta semana por primera vez desde que se fracturó el tobillo en la Semana 5 y es otra de las noticias positivas que recibieron los Buccaneers antes de enfrentarse a los poderosos Packers, con el legendario mariscal de campo Aaron Rodgers al que no será fácil controlar.

"Se ve muy bien. Ha estado corriendo durante casi tres semanas y tuvo una muy buen entrenamiento ayer, jueves, y lo volvió a repetir este viernes", destacó Arians. "Eso nos da una gran confianza en el apartado del juego defensivo".

En un movimiento relacionado con la reincorporación de Vea, los Buccaneers renunciaron al guardia Earl Watford. "Creo que estamos listos para hacer un buen partido el domingo y luego ver que es lo que sucede en el campo", agregó Arians.

Temas

NFL
cerrar
Sport

SPORT.es

Descarga gratis la app en tu móvil