Los Warriors vuelven a las finales de la NBA 3 años después

Los Warriors vuelven a las finales de la NBA 3 años después

Stephen Curry celebra el pase a la gran final de la NBA
Stephen Curry celebra el pase a la gran final de la NBA | AFP

Tras superar a los Mavs en las finales del Oeste, Curry, Thompson y Green lucharán por su cuarto anillo

Los Warriors esperan en la final al ganador del Este, Boston Celtics o Miami Heat

El ciclo ganador de los Golden State Warriors todavía no ha terminado. Esta afirmación ha debido rondar por la cabeza de Steph Curry, Klay Thompson o Draymond Green durante toda la temporada. Tras dos años complicados, marcados por el adiós de Kevin Durant destino a Brooklyn y las lesiones que dejaron en el dique seco a las dos estrellas de la franquicia de San Francisco, los Warriors volverán a luchar por el anillo.

La versión arrolladora de Curry y compañía ya hizo presagiar desde el inicio de las finales del Oeste, que los Dallas Mavericks iban a poder plantar poca resistencia. Tras el esfuerzo en las dos series ante Utah Jazz y Phoenix Suns, solo Luka Doncic, mostrando una versión al alcance de unos pocos privilegiados (32 puntos de media por partido en las finales del Oeste) ha estado a la altura. Los Warriors llegan a las finales con confianza, habiendo cedido únicamente cuatro derrotas en los 16 partidos de Playoff jugados hasta la fecha.

Klay Thompson, más de dos temporadas en el dique seco

Pero, aunque con el paso del tiempo, los dos años en los que el equipo no se ha clasificado para las finales se verán como un periodo corto, han sido dos temporadas realmente complicadas para Steve Kerr y sus jugadores. De entrada, hay que remontarse a 2019, en las últimas finales por el título que disputaron los Warriors ante Toronto Raptors. Más allá de perderlas, las lesiones que se produjeron en aquella serie marcarían el devenir de la franquicia a corto y medio plazo. La de Kevin Durant dejó al equipo sin opciones en pista, además de su posterior salida del equipo. Pero la más traumática fue la de Klay Thompson, que encadenó una rotura en el ligamento cruzado anterior de su rodilla izquierda y una rotura en el tendón de aquiles de su pie derecho que le hicieron perderse por completo las temporadas 19/20 y 20/21.

Curry se rompe la mano y dos temporadas sin Playoffs

No fueron las únicas lesiones 'traumáticas'. En octubre de 2019 y tras haberse disputado únicamente cuatro partidos de temporada, Curry se rompe la mano izquierda tras una caída fortuita de Aaron Baynes sobre la extremidad del '30' de los Warriors. Una lesión que se sumaba a la de Thompson y que explicaron la pobre temporada llevada a cabo por los de San Francisco: balance de 15 victorias y 50 derrotas, el peor de la liga. Las cosas mejoraron algo en la 20/21, pero tras acabar en octava posición, los Lakers, en el Play-In, volvieron a dejar a los Warriors sin Playoff.

Andrew Wiggins y Jordan Poole se suman a la causa

Curry, Thompson y Green vuelven a comandar a los Warriors, pero el éxito no está dependiendo únicamente de ellos. A la causa se han sumado Andrew Wiggins, que está aportando 18,6 puntos por partido en Playoff, o un Jordan Poole que con tan solo 22 años está llamado a ser uno de los jugadores importantes de la liga en las próximas temporadas, sin obviar el rendimiento inmediato que ya está aportando.

Celtics o Heat, el último escollo

Lo cierto es que Golden State volverá a disputar unas finales por el anillo. Son 6 participaciones en las últimas 8 finales, unos números que sitúan a este equipo en las páginas doradas de la historia de la NBA. Boston Celtics o Miami Heat serán el último escollo que deberán superar Curry y compañía para conseguir el cuarto anillo. Parten como favoritos, aunque no lo tendrán fácil. Eso sí, la diversión está asegurada.

Temas

cerrar
Sport

SPORT.es

Descarga gratis la app en tu móvil