Sport.es Menú

Una gran Croacia remonta y asalta su primera final mundialista

Trippier adelantó a los 'pros' a los cinco minutos con un magistral lanzamiento de falta

Los croatas empataron con un tanto de Perisic y Mandzukic sentenció en la prórroga

Croacia se sobrepuso al golazo inicial de Trippier y a una mala media hora de partido parar terminar pasando por encima de Inglaterra con remontada incluida en Moscú (2-1) y colarse por la puerta grande en la final del domingo.

FICHA TÉCNICA

MUNDIAL DE RUSIA 2018

CRO

2-1

ING

CROACIA, 2

Subasic (p.), Vrsaljko, Lovren, Vida, Strinic (Pivaric, 94'), Rakitic, Brozovic, Rebic (Kramaric, 102'), Modric (Badelj, 118'), Perisic y Mandzukic (Corluka, 115').

INGLATERRA, 1

Pickford (p.), Walker (Vardy, 110'), Stones, Maguire, Trippier, Lingard, Henderson (Dier, 97'), Dele Ali, Ashley Young (Rose, 91'), Sterling (Rashford, 73') y Kane.

GOLES

0-1, Trippier transforma con maestría una falta cometida por Modric sobre Dele Ali (5'); 1-1, Perisic se adelanta con la el pie en alto al intento de despeje con la cabeza de Maguire (68'); 2-1, Mandzukic sentencia aprovechando una cesión con la cabeza de Perisic (109').

ÁRBITRO

Cuneyt Cakir (Turquía). Mostró tarjeta amarilla a los croatas Mandzukic (48') y Rebic (96'); y al inglés Walker (54').

INCIDENCIAS

Segunda semifinal del Mundial de Rusia 2018 disputada en el Estadio Luzhniki de Moscú ante 78.011 espectadores.

Con tantos de Ivan Perisic y Mario Mandzukic, Croacia dio la vuelta al marcador y se enfrentará en este mismo escenario a Francia en busca del primer título mundialista de su historia.

Fue una clasificación merecida a la vista de lo sucedido durante los 120 minutos. Inglaterra tuvo a los balcánicos a su merced con el 1-0, no supo aprovecharlo y se vio superada por la fuerza y las ganas de su rival.

La primera parte fue un monólogo de los 'pros', que con la calidad de Dele Ali, la potencia del excelente Trippier por la derecha y el empuje de Sterling y Harry Kane tuvieron suficiente para frenar a los croatas.

Mientras, el equipo que dirige Zlatko Dalic no encontró nunca el ritmo de juego que le convenía. Luka Modric fue una sombra y las arrancadas de Ivan Rakitic no encontraban respuesta. El único que lo intentaba con acierto era siempre Ante Rebic.

dele ali y trippier

La jugada que terminó marcando el partido llegó a las primeras de cambio y fue un reflejo de lo que sucedería durante todo el primer acto. Dele Ali se internó y fue derribado a tres metros del área por el madridista Modric al paso por el 4'.

Una de las revelaciones del torneo como carrilero y falso lateral derecho, el 'spur' Kieran Tripper, se inventó una genialidad para batir a Subasic en el consiguiente golpe franco colocando la pelota por encima de la barrera para firmar el 0-1.

Croacia acusó este gol en frío y estuvo a disposición de los británicos durante casi media hora. Justo antes del minuto 15, Harry Maguire (Leicester), otro que se está saliendo, cabeceó cerca de la madera en dos córners casi seguidos.

Justo cuando se cumplía el primer tercio del tiempo reglamentario, Kane falló lo increíble. No pudo con Subasic y en el rechace se estrelló contra el poste, aunque el colegiado Cuneyt Cakir decretó un fuera de juego inexistente (estaba en línea el más que posible 'Pichichi' del Mundial).

Poco a poco, Croacia trataba de resurgir liderada por Rebic, quien vio cómo Pickford se le adelantaba en un envío al hueco y cómo Ashley Young se le cruzaba cuando se disponía a chutar solo ante el meta del Everton.

croacia empieza a carburar

Antes del descanso, Jesse Lingard, uno de los 51 jugadores a los que ha hecho debutar Louis Van Gaal durante su carrera en los banquillos, disparó fuera completamente solo desde el punto de penalti tras una gran jugada de Kane y Dele Ali.

Y en el descuento, Rakitic recibió dentro del área, se giró, burló la oposición de su marcador y... el 'citizen' Kyle Walker se lanzó al suelo parar impedir su remate.

Como no podía ser de otra manera, Croacia adelantó sus líneas en la reanudación, pero sus intentos morían ante la majestuosidad del 'gigante' Maguire y el veloz Walker.

cambian las tornas

Con menos compañeros por delante, Dele Ali empezaba a desaparecer como le había sucedido el día anterior al belga Eden Hazard en la segunda mitad contra Francia.

Malo como la carne de perro, Cakir trataba de erigirse en protagonista con sendas amarillas 'sui generis' para Mandzukic y Walker, varios errores de apreciación y una ley de la ventaja no concedida cuando Inglaterra disponía de un dos contra dos.

En el 63, Vida, el jugador que ha ensuciado el Mundial con sus soflamas políticas y que se llevó un sinfín de abucheos, arrebató la bola a Sterling dentro del área y estuvo cerca de cometer un penalti que no se produjo.

empata perisic... ¿con falta?

Otro que estaba desaparecido, el 'nerazzurro' Ivan Perisic, controló una pelota al borde del área y enganchó un chut que frenó con el cuerpo Walker en una acción muy peligrosa.

Fue un aviso. Inglaterra había cedido demasiado y en el 68' el propio Perisic emergió para enganchar un centro de Vrsaljko con la puntera sobre la cabeza de Maguire en una acción discutible y firmar el 1-1.

Por si fuera poco, había empezado a aparecer Modric y el partido dio un giro radical. Empujados por el gol y alentados por su bulliciosa afición, los balcánicos.

poste de perisic y... prórroga

Cuatro minutos después de su gol, Perisic realizó un eléctrico recorte en el perfil izquierdo del área y estrelló su disparo en el poste con Pickford completamente batido.

El meta inglés despejó un chut de Mandzukic a centro de Brozovic en el 83' y acto seguido Perisic, que estaba en todos los sitios, no encontró portería en una situación bastante favorable.

La prórroga transcurría plana mientras bajo la batuta de un Modric que, sin tener su día, había ido a más. Y en ésas, Inglaterra despertó con un testarazo de Stones que sacó bajo los palos con la cabeza el atlético Vrsaljko bajo los palos en el 99'.

En el descuento de la primera parte de la prórroga un rápido centro de Perisic lo remató Mandzukic, pero Pickford evitó el gol rechazando la pelota con las piernas en una salida casi a la desesperada.

¿otra vez penaltis?

Con dos precedentes favorables en octavos contra Dinamarca y en cuartos frente a la anfitriona Rusia, los penaltis no parecían una mala solución para los balcánicos. Pese a ello, Croacia era la única que lo intentaba ante un rival que solo defendía y lanzaba balonazos hacia Kane y Rashford.

Y pasó lo que tenía que pasar. Perisic se adelantó a Trippier con la cabeza y Mandzukic aprovechó la dejada para batir a Pickford ante la pasividad de la zaga inglesa en el minuto 108, a 12 del final. Más que merecido el tanto croata.

Inglaterra lo intentó sin apenas fe e incluso tuvo que hacerlo con 10 jugadores por la lesión de Trippier, pero no creó peligro y vio cómo sus ilusiones de regresar a la final 52 años después se desvanecían.

cerrar
Sport

SPORT.es

Descarga gratis la app en tu móvil