Sport.es Menú

Marc Márquez explica el fichaje de su hermano por Honda

"Una parte de mí prefería que Àlex fuese a otro equipo, aquí tendrá mucha presión", reconoce el campeón de MotoGP

"No presioné a Honda ni tampoco a mi hermano, aunque estoy muy orgulloso de que le hayan elegido", asegura Marc

Álex Márquez da el salto a MotoGP y susituye a Jorge Lorenzo en Honda, donde correrá junto a su hermano Marc | sport.es

Una vez formalizado el acuerdo del Repsol Honda con Àlex Márquez, su hermano y nuevo compañero de escudería Marc Márquez ha querido salir al paso de las versiones que le señalan como el 'cerebro' de la operación. El ocho veces campeón del mundo asegura en declaraciones a la web de MotoGP que "no ha presionado a Honda ni tampoco a Àlex" y subraya que para su hermano, de 23 años, no será una empresa "nada fácil" teniendo en cuenta que las comparaciones serán constantes.

"Se trata de mi hermano y por supuesto me siento feliz y orgulloso de que le hayan elegido, pero la próxima temporada será un rival y mi compañero de box", apunta Marc, que cuenta cómo se precipitó el fichaje de Àlex: "Nadie esperaba en Valencia que Lorenzo anunciase su decisión de retirarse. Honda se encontró ante una situación crítica, al tener que ponerse a buscar un piloto en la última carrera del año. Analizaron a los posibles candidatos disponibles y uno de ellos era el campeón del mundo de Moto2, mi hermano Àlex", explica.

"No empujé a Honda ni a mi hermano en ningún sentido. Respeto la decisión de Àlex. Si eres un piloto de Moto2 y HRC llama a tu puerta no puedes decirles que no, pero esto le va a comportar mucha presión. Es un piloto jóven y sin experiencia en la categoría y no lo va a tener fácil, porque le estarán comparando siempre con su compañero, que es muy rápido y lucha en cada carrera por la victoria. Debe entender que es su primera temporada en MotoGP. La Honda es una moto complicada para un rookie. Pilotos con mucha experiencia como Lorenzo, Crutchlow o Zarco han sufrido caídas serias con esta moto", advierte Marc.

A nivel personal, el '93' asegura que la llegada de su hermano al Repsol Honda no va a distraerle de su objetivo: "Mi intención es volver a ganar el Mundial y para eso tengo que estar concentrado al cien por cien en mi parte del garaje. Àlex trabajará al otro lado, con su propio equipo", apunta Marc, que confiesa que "Honda me preguntó mi opinión, y obviamente no iba a decir que no al fichaje de mi hermano. Es un sueño, pero una parte de mí cree que quizá hubiera sido mejor tener a Àlex en otro equipo, donde no tuviera tanta presión".

Hoy, Àlex ya se ha subido a la Honda en Cheste:

cerrar
Sport

SPORT.es

Descarga gratis la app en tu móvil