Álex Márquez y su pulso con Marc en Portimao: "Es un cabrón, me ganó a la primera"

Àlex Márquez sumó sus primeros puntos con LCR en Portimao
Àlex Márquez sumó sus primeros puntos con LCR en Portimao | motogp

El GP de Portugal deparó un fin de semana intenso para la familia Márquez. Además del regreso de Marc a la competición nueve meses después de su lesión de Jerez, los dos hermanos consiguieron acabar en el 'top ten' en carrera, separados por apenas cuatro segundos. Eso sí, Marc, séptimo, volvió a estar por delante de Àlex, octavo.

Con su habitual ironía, Àlex valoró el regreso de Marc: "Es un cabrón, me ha ganado a la primera", dijo en rueda de prensa, entre risas. "Hice toda la carrera detrás de él y dije: 'joder'. Intenté apretar, pero a 10 vueltas del final, él empezó a hacer 1:40 bajo y me dije: 'Ok, no puedo'. Es Marc".

Ya más en serio, el menor de los Márquez, que esta temporada corre en el LCR Honda después de dejar su puesto en el Repsol Honda a Pol Espargaró, reconoció que "ha sido un fin de semana especial para toda la familia. Podría haber sido mejor, pero los dos hemos terminado con buenos resultados y tengo que decir que su regreso ha sido increíble después de muchos meses. En las primeras vueltas vimos que no estaba acostumbrado a la carrera y cometió algunos errores, también en los adelantamientos. Pero de todos modos, hasta la última vuelta fue increíble".

"Creo que la llegada de Marc ha sido buena para todos, pero especialmente para Honda. Después de casi un año, está contento con todo el trabajo que Honda ha hecho. Es cierto que ciertos parámetros y ciertas cosas todavía tienen que ajustarse y mejorar, porque con los nuevos neumáticos estamos sufriendo, así que hay que seguir mejorando. Es una buena referencia para todos para empezar a trabajar en cuál es la mejor puesta a punto para la moto, pero como se ha visto hoy, nos ha ganado. La moto se ve bien y creo que tenemos una buena base para empezar a mejorar. Con Marc es más fácil tener feedback y es el que mejor conoce esta moto”, añadió Àlex.

Sobre las lágrimas de Marc al llegar al box entre aplausos, Àlex comentó que "su reacción fue normal, porque él sabe mejor que nadie cuál fue su situación. Se merecía terminar séptimo y hizo un trabajo increíble todo el fin de semana. Sorprende lo que ha hecho viendo cómo tenía el brazo. Yendo detrás intenté aprender".

MotoGP en DAZN disponible en vivo y a la carta. Suscríbete y comienza tu mes gratis

De su progresión, después de los dos podios que logró en su primer año en la categoría con la Honda oficial y ante los problemas que está teniendo con la moto del LCR, Àlex apuntó que "Hay que estar contento, ser positivo y tras el desastre de Qatar es un buen punto de partida para seguir trabajando. Aquí el objetivo era acabar y mejor en los puntos. Lo hemos hecho y a seguir creciendo".

El '73' se mostró motivado ante la próxima cita del calendario, el 2 de mayo en Jerez: "Fue un buen circuito para nuestra moto el año pasado. Parece que las condiciones van a ser un poco mejores porque el año pasado hacía muchísimo calor y fue muy difícil de terminar la carrera y fue mi primera carrera, pero creo que podemos hacer un gran trabajo y es un buen punto después de Qatar. Va a ser un circuito para trabajar e intentar recuperar la confianza de nuevo”.

cerrar
Sport

SPORT.es

Descarga gratis la app en tu móvil