Se cumplen seis años del accidente de Schumacher

Poco ha trascendido sobre el estado de salud del piloto en todo este tiempo

Recientemente se sometió a un tratamiento con células madre en un hospital francés

Imagen de archivo de Michael Schumacher
Imagen de archivo de Michael Schumacher | sport

Cristina Moreno

El 29 de diciembre de 2013 el mundo del motor se despertó con una de la peores noticias. Michael Schumacher había sufrido un accidente de esquí en Meribel, Francia. Las consecuencias, un traumatismo grave que dejó al piloto en estado crítico. Dos operaciones, un coma inducido y 254 hospitalizado.

Después, el ‘Káiser’ fue trasladado a su domicilio de Lausana donde su familia había preparado una habitación medicalizada para atender los cuidados del campeón. Desde entonces, silencio absoluto. Poco, o casi nada, ha trascendido sobre el estado de salud de Schumacher, por expreso deseo de su mujer, Corinna que ha preferido llevar el asunto con discreción y sin dar detalles.

Novedades en su estado

Al menos hasta este 2019. En este año que está a punto de terminar el alemán se ha sometido a un tratamiento de cardiología con células madre en el Hospital Europeo George Pompidou. Las declaraciones de una enfermera publicadas por ‘Le Parisien’ desvelaron el secreto el pasado mes de septiembre. La fuente iba más allá asegurando que el piloto estaba consciente en sus traslados al centro para someterse al tratamiento.

Esa misma versión había dado Jean Todt, el que fuera su jefe en Ferrari, durante el mes de julio. Todt explicó que el alemán estaba “haciendo progresos” y afirmó haber visto junto a él una carrera de Fórmula Uno. “En realidad, siempre soy cuidadoso cuando hablo. Pero sí, es cierto que vi el GP de Brasil con Michael en Suiza”, aseguróTodt, en unas declaraciones recogidas por el ‘Daily Mail’. Sin matices, sin más explicaciones, la frase quedó así dando lugar a todo tipo de especulaciones. Pero la verdad es que pocos han sido los que han podido ver al piloto en estos seis años a excepción de su familia más cercana y algunos amigos.

Campeón de campeones

En el momento del accidente, Schummacher ya se había retirado de la Fórmula Uno. Fue en 2012 y con un palmarés al alcance de muy pocos. Debutó en 1991 en el GP de Bélgica y consiguió ser  séptimo en la clasificación con grandes nombres en pista como SennaProst Piquet. Aunque no pudo terminar la carrera, se forjó así el inicio de una brillante trayectoria.

El ‘káiser’ sumó durante su carrera siete títulos mundiales, dos de ellos con Benetton y otros cinco con Ferrari. Participó en 308 Grandes Premios de los cuales ganó 91 y subió al podio en 155 ocasiones y consiguió 68 poles.

Corinna rompe su silencio

Justo en el aniversario de su accidente, los fans del campeón alemán han puesto en marcha la página web ‘Keep Fighting Michael’. Una iniciativa inspirada en el piloto que ha querido agradecer Corinna Schummacher con un mensaje de optimismo en sus redes sociales hace solo unos días.

“Las cosas grandes siempre comienzan con pequeños pasos. Muchas pequeñas partículas pueden formar un gran mosaico. Juntos somos más fuertes, y así es exactamente cómo las fuerzas combinadas del movimiento Keep Fighting hacen que sea más fácil alentar a los demás. Siempre he creído que nunca deberías rendirte y siempre deberías seguir luchando incluso cuando hay una mínima posibilidad”, escribió la mujer de ‘Schumi’ según recoge el diario ‘Daily Mirror’.

Se trata de las segundas declaraciones de Corinna en los últimos meses en los que parece que el hermetismo empieza a abrirse. “Michael está en las mejores manos. Estamos haciendo todo lo posible para ayudarle”, aseguró a la revista la revista ‘She’s Mercedes Magazine’ en noviembre.

Temas

cerrar
Sport

SPORT.es

Descarga gratis la app en tu móvil