El Barça no tiene prisa para fichar a Lautaro a pesar de su cláusula

En unos días expirará el precio de 111 millones de euros y por ahora no hay movimiento previsto

El club blaugrana sigue muy optimista y cree que tras acabar la liga italiana todo se cerrará

Las cifras del argentino que han despertado el interés del Barça | Perform

El fichaje de Lautaro Martínez por parte del FC Barcelona sigue su curso, aunque desde Italia insisten en que las negociaciones están congeladas. La cláusula de salida del argentino por 111 millones de euros ya se ha activado y, según el Inter, finalizaría su vigencia el próximo martes. 

El Barça no tiene ninguna intención de cerrar su incorporación a través de la cláusula y dejará que finalice este periodo porque no está de acuerdo en la tasación del delantero. Es muy optimista  en que todo pueda quedar cerrado una vez finalice la liga italiana el próximo 2 de agosto. Hay tiempo para negociar.

En el Barça insisten en que no hay presión alguna porque caduque la cláusula de Lautaro. A partir de ahora,  el Inter debería fijar un precio de traspaso y están convencidos de que van a llegar a un acuerdo. Tal y como sucedió con PjanicLautaro ya ha informado al Inter que tiene un acuerdo con el Barça y que no piensa negociar con ningún otro club.

El futbolista está bloqueado y, tarde o temprando, los dirigentes del Inter se verán obligados a negociar un precio razonable que se elaleja de la famosa cláusula de rescisión del argentino.

CLAVES DEL FICHAJE DE LAUTARO

El Inter ha negociado con dureza en las últimas semanas amenazando en que no dejarán salir al futbolista. El club italiano ha exigido 85 millones de euros más la llegada de Júnior Firpo, pero en el Barça creen que la operación no es razonable. Este verano no se pagarán estas cifras a causa de la crisis económicas y, además, el Inter no conseguirá que entren otros clubs en la puja. Han intentado llegar a un acuerdo, pero finalmente esperarán al cierre de las competiciones para lanzar el asalto final por Lautaro.

Y es que el argentino solo ha actuado de forma interna con el Inter hablando con la secretaría técnica de su club y con Antonio Conte, su entrenador. Todos saben ya de sus intenciones y Lautaro ha preferido no hablar públicamente para no entorpecer la marcha del equipo en estas últimas jornadas del campeonato. 

Es muy probable que el argentino, durante el mes de agosto, presione ya directamente para conseguir que los dos clubs firmen un acuerdo razonable y eso pasaría por renunciar a alguna cantidad económica en la operación y que los italianos.

Para el Barça, lo razonable sería pagar una cifra máxima de 65 millones de euros en cash y que entrara algún futbolista blaugrana como compensación. El Inter, sobre todo, quiere a laterales y Júnior Firpo o el brasileño Emerson están en su punta de mira. 

El club blaugrana tampoco quiere que haya un culebrón en esta operación y esperan que el mes de agosto sea clave para que el argentino pueda comenzar ya la pretemporada en septiembre con el equipo blaugrana. Esa es la idea si hay acuerdo

cerrar
Sport

SPORT.es

Descarga gratis la app en tu móvil