Empate con sabor europeo en La Cerámica

El Granada cierra la primera vuelta con récord histórico de puntos y afianzado en la parte alta de la tabla

Rui Silva detuvo un penalti lanzado por Alcácer que hubiera supuesto la victoria para los locales

Yangel Herrera y Manu Trigueros durante el partido
Yangel Herrera y Manu Trigueros durante el partido | EFE

Cristina Moreno

Duelo de altura el que disputaron Villarreal y Granada y que acabó con un vibrante empate a dos y polémica final por un penalti pitado por el VAR que acabó fallando Paco Alcácer. Con este resultado, los nazarís firman su mejor registro histórico de puntos en una primera vuelta y ambos se afianzan en posiciones europeas.

FICHA TÉCNICA

LaLiga

VIL

2-2

GRA

Villarreal

Asenjo; Foyth, Albiol, Pau Torres, Pedraza; Trigueros (Yeremi Pino, 79'), Capoué (Coquelin, 87'), Parejo; Peña, Moi (Alcácer, 87') y Fer Niño (Bacca, 58')

Granada

Rui Silva; Foulquier, Germán, Duarte, Carlos Neva; Montoro (Eteki, 78'), Herrera; Luis Suárez (Kenedy, 53'), Milla (Vallejo, 93'), Machís (Puertas, 93') ; Soldado (Molina, 77')

Goles

0-1 M.20 Soldado. 1-1 M. 28 Rubén Peña. 2-1 M. 65 Moi, de penalti. 2-2 M. 75 Kenedy.

Árbitro

Pizarro Gómez (madrileño). TA: Foyth (80'), Coquelin (95') /Milla (14’), Yangel Herrera (34'), Machís (90'). TR: Yan Eteki (90+1')

Estadio

La Cerámica. Puerta cerrada.

El primer contratiempo llegó para Unai Emery antes de empezar con la baja de su goleador, Gerard Moreno, por problemas musculares. Por su parte, salió el Granada a la Cerámica con la lección bien aprendida y las ideas claras. Presionando al Villarreal, sin ceder la iniciativa al conjunto castellonense al que le costaba crear ocasiones.

Con este planteamiento, una jugada de Soldado dio el primero del partido a los andaluces.  Buen control del veterano delantero que tocó luego con la punta de la bota para cruzar el disparo y batir a Asenjo. Después de unos momentos de incertidumbre y revisión por un posible fuera de juego el tanto subió al marcador.

Pese al jarro de agua fría, los de Emery no se vinieron abajo y se lanzaron al ataque. Incluso estuvo a punto de llegar el empate con un disparo de Trigueros que se marchó por poco. Un minuto después lo consiguió Rubén Peña. Golazo del abulense que recibió en el área, recortó ante Carlos Neva y fusiló al fondo de la red. Primero en su cuenta particular en esta liga.

El Granada cede la iniciativa al Villarreal

A partir de ahí, el Granada se replegó dejando la iniciativa a su rival que tampoco encontró opciones antes del descanso.

El guion cambió en la reanudación con un submarino amarillo totalmente atascado y falto de ideas y producción ofensiva. Los nazarís seguían a lo suyo dificultando el trabajo a los delanteros amarillos aunque sin inquietar la portería de Asenjo.

La ocasión llegó con el VAR que entró de oficio para revisar una jugada que ni siquiera habían reclamado los jugadores. Un pisotón de Foulquier sobre Pedraza acabó en un penalti que transformó Moi Gómez. Adivinó la intención Rui Silva y a punto estuvo de tocar ese balón y evitar el gol aunque al final acabó entrando.

Pero no estaba todo dicho. Tras unos minutos de desorganización en las filas andaluzas, el equipo se reorganizó y tuvo premio. Llegó Kenedy y con un cañonazo desde lejos volvió a igualar el choque. Una acción que llegó con un robo de balón de Yangel. Recibió el brasileño propiedad del Chelsea, recortó y él solito se generó su acción para batir al meta local.

Con poca producción ofensiva por parte de los locales, Emery dio entrada a Paco Alcácer para intentar aprovechar los minutos finales. Aún así, el Granada tenía bien controlado el partido hasta que volvió a entrar en juego el VAR. Segundo penalti para el Villarreal y enfado monumental en el Granada. Un contacto entre Eteki y Yeremi Pino en el área llevó de nuevo a los 11 metros a los castellonenses. Tomó la responsabilidad Alcácer y esta vez sí, Rui Silva, adivinó la dirección y paró el diparo de forma magistral.

cerrar
Sport

SPORT.es

Descarga gratis la app en tu móvil