Sport.es Menú

El Athletic se queda a medias y choca contra el muro celeste

Los leones no pudieron pasar del empate a uno pese al asedio al área de Rubén Blanco

El Celta se defendió con todo y suma un punto que sabe a oro

Las luchas por Europa y el descenso están más reñidas que nunca. Señal de esto es el empate entre equipos que luchan por estas cosas. Vascos y gallegos empataron a uno en un partido donde el ímpteu del Athletic tan solo le bastó para lograr un punto que sabe a poco. La defensa celeste y Rafinha, muy inspirado, tuvieron gran culpa de ello. 

sport.es

FICHA TÉCNICA

Liga Santander

ATH

1-1

CEL

Athletic Club

Herrerín; Capa, Yeray, Íñigo Martínez, Yuri; Dani García, Unai López, Muniain, Raúl García, Ibai Gómez (Villalibre, 67'); Iñaki Williams (Lekue, 82').

Celta

Rubén; Kevin, Araujo, Murillo, Lucas Olaza; Okay, Rafinha (Denis Suárez, 79'), Fran Beltrán, Brais Méndez (Aidoo, 88'); Iago Aspas y Santi Mina (Cheikh, 68').

Goles

0-1 M.56 Rafinha. 1-1 M.76 Raúl García.

Árbitro

Medié Jiménez (catalán). TA: Capa (13'), Unai López (19'), Yuri (27'), Iñigo Martínez (83'); Araujo (23'), Rubén Blanco (73'), Kevin (93').

Incidencias

Partido disputado en San Mamés.

San Mamés veía dos grandes novedades en los onces iniciales. Murillo, exazulgrana, debutaba con el Celta. Y los aficionados leones sonreían al ver que uno de sus ídeolos, Muniain, reaparecía tras superar una lesión.

En la primera mitad, lo raro fue el empate a cero final. Y es que pasó absolutamente de todo menos un gol. Los vascos salieron como un tiro sabiendo la oportunidad de oro que tenían ante ellos y el agobio al que sometieron a los celestes fue tremendo. Sufrían, y mucho, desde los costados, donde Raúl García, Yeray y Muniain -que se topó con un felino Rubén Blanco- tuvieron el gol a tocar. Los gallegos despertaron de la siesta, y tras un par de avisos, Santi Mina falló un gol cantado, enviando el balón fuera con el portero batido.

El guión inicial fue calcado tras el receso. Los de Garitano volvieron a tener el gol muy cerca. Entre el portero y la zaga desbarataban, como podían, todas las ocasiones rojiblancas, que no eran pocas. Pero el fútbol tiene estas cosas. Rafinha, insistente como nadie y que nos dejó su mejor actuación como jugador celeste, hizo saltar la banca. Cruzó el balón desde la frontal para sorpresa de San Mamés. Increíble, pero cierto.

No obstante, el Athletic no perdió la fe. Siguió insistiendo, trabajando, para obtener su recompensa. Y llegó en forma de penalti por manos de Fran Beltrán dentro del área que Raúl García no desaprovechó. Pese al asedio final, el empate fue el resultado final.

cerrar
Sport

SPORT.es

Descarga gratis la app en tu móvil